Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 3 11 2005 Nacional 21 EL DESAFÍO DEL ESTATUTO CATALÁN, EN EL CONGRESO EL DEBATE Un breve y poético uso del catalán durante el Pleno, con traducción incluida ABC MADRID. Citas en catalán del poeta Miquel Martí i Pol y el cantautor Raimon salieron, en catalán, durante el debate del Estatut en el Congreso. El uso del catalán en sus intervenciones fue acordado por los tres representantes del Parlament y aceptado por el presidente del Congreso, Manuel Marín. El presidente de CiU, Artur Mas, comenzó su intervención en catalán, al que defendió como una lengua de concordia y no de discorda Dijo que hablamos catalán no para diferenciarnos, sino porque es nuestra lengua, es la lengua en la que pensamos y en la que expresamos nuestros sentimientos y confió en que se pueda usar con mayor normalidad en Las Cortes. Para asegurar la total comprensión de su reivindicación, Mas se apresuró a traducir sus palabras. También Manuela de Madre, del PSC, echó mano del catalán durante su intervención, aunque en este caso citando al poeta fallecido Miquel Martí i Pol, cuyo lamento comparó con el de los poetas andaluces. Delante mismo de la puerta de casa, comienza el mundo, y en todos los cruces hay gente que muere de hambre y de tristeza dijo citando al poeta catalán. Finalmente, Josep Lluís Carod- Rovira citó al cantautor valenciano Raimon y concluyó con la frase quien pierde los orígenes pierde la identidad Además, Carod aprovechó su tiempo para lamentar que en el Estado, al margen de las universidades catalanas, sólo otras 7 ofrezcan estudios de catalán cuando en Estados Unidos hay 9, 14 en Italia, 18 en Francia, 19 en Gran Bretaña y 28 en Alemania. Mas, De Madre y Carod llegan al Congreso acompañados por la vicepresidenta de la Cámara, Carme Chacón CHEMA BARROSO Fue un debate extraño, porque el presidente no respondió a la expectación que había levantado su discurso. Rajoy conmocionó a los suyos, que se sintieron reconfortados por su brillantez. Buscó el cuerpo a cuerpo con Zapatero, pero el presidente no quiso ese debate Una jornada rarita POR CHARO ZARZALEJOS MADRID. Probablemente los equivocados éramos los otros. Creíamos que iba a ser una jornada, como otras muchas vividas en el Congreso, a lo largo de los últimos veintincinco años. Pero, no. Fue una jornada rarita con una Manuela de Madre revolucionada, con chaqueta nueva y, como las novias, con pendientes prestados con un José Bono que no quiso decir ni palabra porque lo adjetivo se convierte en sustantivo y prefirió irse a ver a su amigo Joaquín Leguina, que afortunadamente se recupera de un achaque coronario. Por la mañana Bono escuchó a los proponentes desde su despacho... Fue una jornada rarita porque el presidente no respondió, ni por aproximación, a la expectación que había levantado su discurso, basado en el informe de los expertos y que por unanimidad se aprobó en la Ejecutiva. Fue un discurso plano, en el ánimo y en el tono. Es su discurso y es su estrategia explicaba Pepe Blanco, que no se le veía exultante. Alfonso Perales afirmaba que ha huido del efectismo y es el discurso que ha redactado él de su puño y letra Marugán, ni palabra de su jefe. Ni con los labios ni con las manos, que no le llegaron a doler de tanto aplauso. Similar falta de entusiasmo en Al- fonso Guerra, Jordi Sevilla, desde luego en José Bono y en otros muchos de la nueva guardia Como ocurriera en el debate del plan Ibarretxe, no pudieron mostrarse entusiasmados con el presidente. El silencio estaba instalado ayer entre los socialistas. Fue una jornada rarita porque, además de silencio, se respiraba la sensación de ajeneidad Es su estrategia afirmaban los más y los menos veteranos. Rajoy sí cumplió Lo de Rajoy fue otra cosa. La expectación ante el discurso del líder del PP no era menor que la existente ante Zapatero. Ocurrió, sin embargo, que Rajoy cumplió y el presidente, no. Decían personas vinculadas a Moncloa que no ha querido caldear el ambiente, ni poner encima sentimientos, pero su discurso tiene mucho contenido Admiten, eso sí, que la forma a lo mejor no ha sido la más adecuada Desde su escaño, Josu Erkoreka asentía con la cabeza cuando Rajoy se preguntaba por qué el plan Ibarretxe no y el proyecto catalán, sí. De todos los discursos posibles, el presidente ha hecho el peor de los posibles para él dice Ignacio Astarloa. A su lado Eduardo Zaplana, que reconoce que en los últimos tiempos habla más con Bono que con Pérez Rubalcaba porque todo esto ha enfriado un poco la relación Ángel Acebes recibe con satisfacción un dato y es que nada más colgar el discurso en la web y coincidiendo con las teles han pinchado la página 50.000 personas El presidente del PP utilizó su forma de siempre. Josep Piqué entró sonriente y vengo satisfecho y orgulloso. Va a ser un gran discurso Y Rajoy conmocionó a los suyos, que se sintieron reconfortados por la brillantez de su líder. Rajoy buscó el cuerpo a cuerpo con Zapatero. Pero el presidente no quiso ese debate. No era un debate sobre el estado de la Nación decían esas personas vinculadas a Moncloa. Desde su escaño, Josu Erkoreka asentía con la cabeza cuando Rajoy se preguntaba por qué el plan Ibarretxe no y el proyecto catalán, sí. Pérez Rubalcaba explicó después porque uno sí y otro, no, y él sí que levantó aplausos. El PP no va a perder comba en el debate. Rajoy lo anunció Ya de noche cerrada, la jornada seguía siendo rarita muy rarita Cuidado, presidente, mucho cuidado.