Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 31 10 2005 23 Un grupo islamista cachemir partidario de la integración en Pakistán reivindica los atentados de Nueva Delhi La Policía parisina, incapaz de atajar la ola de violencia de las pandillas juveniles, pide la ayuda del Ejército La Inteligencia israelí descubre células de Al- Qaida en Gaza La ANP y los grupos armados acuerdan el cese de los ataques contra el Estado hebreo b Los miembros de la red terrorista islámica de Osama bin Laden entraron en la Franja mediterránea horas después de la retirada militar del 12 de septiembre J. CIERCO JERUSALÉN. El caos que se apoderó de la frontera entre Egipto y Gaza horas después de la retirada militar israelí de la Franja mediterránea, el 12 de septiembre, permitió la infiltración de miembros de Al- Qaida en el territorio palestino, según confirmó ayer Dani Arditi, general en la reserva del Tsahal y jefe de la oficina de la lucha antiterrorista. Las células penetraron desde la península del Sinaí a través del llamado corredor Filadelfi, sin vigilancia durante varios días, lo que dejó abierta de par en par la frontera. Ya entonces el Ejército hebreo y la Inteligencia militar denunciaron lo que consideraban una situación de peligro extremo, precisamente por el riesgo de que penetraran en Gaza células terroristas que pudieran más tarde lanzar desde allí sus ataques contra el territorio israelí. Mahmud Abbas REUTERS La sede de la OLP en Túnez, bombardeada por la aviación israelí en 1985 da vez con más realismo. Tanto es así que el ministro israelí de Defensa, Saúl Mofaz, de origen iraní, interviene con asiduidad en lengua farsi en las ondas de la radio pública hebrea, que se capta en Teherán, para anunciar que su país- -se supone que también Estados Unidos- -tomará las medidas necesarias para que, caso de lanzar esos ataques concretos, relámpago y quirúrgicos, la población civil no resulte dañada. Más claro, agua. Mucha agua, en efecto, es lo que se necesita con urgencia en la región. No sólo por la sempiterna carencia del líquido elemento en Oriente Próximo, sino, en este caso, para apagar los fuegos ABC provocados por los pirómanos iraníes y rebajar así la posibilidad de más tierra quemada. Incendios que han suscitado incluso la reacción crítica del anterior presidente de Irán, Mohamed Jatamí, quien denunció la falta de miras internacionales del régimen: Nuestra misión no es instaurar gobiernos que nos convengan en determinados países, y tampoco debemos hablar más de la cuenta para crearnos problemas económicos y políticos en el mundo Eso sí, Jatamí no mencionó con nombre y apellido al verdadero destinatario de sus palabras, su sucesor, el extremista presidente Mahmud Ahmadineyad. Presiones de Egipto Ataques que, en lo que concierne a los grupos armados palestinos, y al menos hasta nueva orden de sus mandos, han cesado en las últimas horas después de que la ANP llegara a un pacto en ese sentido con Hamás, el Yihad Islámico y las Brigadas de los Mártires de Al- Aqsa para poner fin al lanzamiento de sus cohetes artesanales Qassam La presión de Egip- to a las milicias, de nuevo importante. Lo que no ha cesado ni tiene pinta de aparcarse en doble fila por el momento son las operaciones del Tsahal en Cisjordania, con la vista puesta en la infraestructura del Yihad a raíz del atentado suicida del pasado miércoles en Hadera. Ayer, en Kabatiya, al norte de dicho territorio, dos miembros del Yihad Islámico murieron en el transcurso de un enfrentamiento a tiros con soldados israelíes. Y es que la guerra sin cuartel declarada por Tel Aviv contra ésta y otras organizaciones radicales palestinas no va a cesar por muchos pactos, siempre cogidos con alfileres, que se cierren en Gaza.