Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
44 Madrid DOMINGO 30 10 2005 ABC El 26 de octubre se cumplieron dos años de la victoria del PP en las elecciones autonómicas de 2003 por mayoría absoluta. Un tiempo redondo para examinar, uno a uno, a los consejeros de Esperanza Aguirre y a la propia presidenta de la Comunidad Aguirre en blanco y negro TEXTO: MARIANO CALLEJA FOTO: JAIME GARCÍA MADRID. En el PP de Madrid cunde un optimismo templado, una alegría contenida que tiene fundamento, según fuentes de la Comunidad, ya que la última encuesta que manejan sitúa a los populares con una mayoría absoluta cómoda. Queda un año y medio para los comicios autonómicos, pero los populares ya están como si quedasen cuatro semanas, como si hubieran pegado el pie al acelerador y no pudiesen soltarlo. A estas alturas de la legislatura, cuando acaban de cumplirse dos años de la victoria del PP en las urnas, es el momento justo para examinar al Gobierno de Aguirre. Entre el sobresaliente y el suspenso general hay un abismo, el mismo que separa al PP del PSOE a la hora de calificar al Ejecutivo regional. Pero incluso en el extremo hay matices. Los socialistas ponen la peor nota a los consejeros de Sanidad, Educación y Familia y Asuntos Sociales, y la menos mala, dentro del suspenso a las consejeras de Hacienda y de Transportes e Infraestructuras, por su competencia técnica en opinión del vicesecretario general del Partido Socialista de Madrid (PSM) Antonio Romero. Si hablamos de competencia política el PSM destaca al vicepresidente primero, Ignacio González. Izquierda Unida también da un suspenso general, pero con matices curiosos. Para su portavoz, Fernando Marín, la más brillante del Gobierno autonómico- dentro del insuficiente -es Esperanza Aguirre, y los consejeros menos malos por su buen talante, son el de Cultura y Deportes y la de Familia y Asuntos Sociales. El peor, en su opinión, ha sido el de Sanidad. El portavoz del PP, Antonio Beteta, sin matices, califica con sobresaliente a todo el Ejecutivo, en especial a su presidenta, por haber cumplido los compromisos del programa electoral Beteta también resalta el trabajo del vicepresidente primero, Ignacio González, por la coordinación política del Gobierno El Ejecutivo de Aguirre, con lo malo y lo bueno, queda diseccionado así: al piropo de Marín, creen que Aguirre sólo ha aportado desconcierto y crispación por su constante oposición al Gobierno de la Nación, y se ha olvidado de gobernar Los que están a su lado, en cambio, aseguran que ha defendido los intereses de los madrileños, como es su obligación. Lo cierto es que al perder el PP las elecciones generales en marzo de 2004, la Comunidad de Madrid, y por tanto su presidenta, cobraron un protagonismo especial en la política nacional, al representar la plaza más importante en la que los populares mantienen el poder. Sus diferencias con el alcalde de Madrid en estos dos años son otro de los puntos negros que recuerda la oposición, aunque en los últimos meses la cercanía entre los dos líderes políticos ha sido evidente, con el patrocinio, eso sí, de Mariano Rajoy. día se habló de sus discrepancias con Francisco Granados, entonces consejero de Transportes e Infraestructuras, por su salida de la Consejería y su nombramiento como secretario general del PP, la relación ahora está normalizada. Consejería de Sanidad Manuel Lamela La reducción de las listas de espera quirúrgicas a un máximo de 30 días ha sido su gran éxito, pese a que la oposición no se cree, ni de lejos, las cifras, y acusan a Lamela de maquillar los datos. Lo cierto es que Esperanza Aguirre da por cumplida su promesa estrella de la campaña electoral. Ahora, el consejero tiene ante un sí un nuevo reto: ninguna mujer tendrá que esperar más de 40 días para hacerse una mamografía a partir del 2 de enero. La crisis del Severo Ochoa fue, en el primer semestre de este año, el momento más delicado para Lamela, de quien la oposición ha pedido con insistencia su cabeza El asunto de las supuestas sedaciones irregulares e ilegales en el Hospital de Leganés está ahora en los tribunales, pero los informes de expertos y de forenses que se hicieron en su día dieron la razón a la gestión de Lamela. Consejería de Presidencia Francisco Granados De alcalde de Valdemoro, a consejero de Transportes e Infraestructuras, y de ahí a secretario general del PP y a consejero de Presidencia. Todo en dos años. Su carrera no puede ser más fulgurante. No es extraño que esté considerado como una de las revelaciones del primer Gobierno de Aguirre. Cuando estuvo al frente de Transportes, todos coincidieron en que era uno de los mejores consejeros del Ejecutivo. No le gustó nada su cambio a Presidencia, pero mantiene tal cual su peso político. De él dependen las inversiones en los municipios, dentro del Plan Prisma, cuyo presupuesto subirá en 2006 un 46,90 por ciento. Vicepresidencia primera Ignacio González Es la mano derecha y seguramente también la izquierda, de Esperanza Aguirre. De él depende la coordinación política del Gobierno. De hecho, es la cara política visible del Ejecutivo regional, junto a la de la presidenta. Y por tanto, también es uno de los más criticados por la oposición, aunque el PSOE le reconozca su competencia política Los consejeros no mueven un hilo sin que él lo sepa, y aunque en su Educación Luis Peral Siempre en el ojo del huracán, la Consejería de Educación es uno de los objetivos preferidos para el pimpampum de la oposición. El consejero Luis Peral organizó un examen en mayo a los alumnos de Sexto de Primaria para ver el nivel de nuestros escolares, y El PP destaca el cumplimiento de los compromisos, mientras el PSOE habla de la derecha más rancia CARA Y CRUZ DEL GOBIERNO REGIONAL ANTONIO BETETA Portavoz del Grupo Popular Lo mejor: Una presidenta del Gobierno que cumple sus compromisos, consigue que se generen 250.000 empleos en dos años, y que logra un grado de cercanía que todos lo notan, porque se preocupa por solucionar los problemas de la gente RUTH PORTA Portavoz adjunta del Grupo Socialista Lo mejor: La oposición durante estos dos años, que ha realizado un control serio al Gobierno de Esperanza Aguirre y a todos los consejeros, con alternativas y propuestas FERNANDO MARÍN Portavoz del Grupo de IU Lo mejor: El Gobierno de Aguirre no ha hecho nada bueno en general para que se destaque como lo mejor de estos años, porque el PP ya no engaña con sus políticas Presidenta de la Comunidad Esperanza Aguirre Si el portavoz de IU cree que es la más brillante en su Gobierno, pues el del PP no puede ser menos. Para Antonio Beteta, estamos ante el mejor Gobierno de la historia de la Comunidad de Madrid y eso gracias a su presidenta. Aguirre ha cumplido los principales compromisos de su programa electoral y ha mostrado un grado de cercanía hacia la gente y sus problemas más cotidianos en cualquier calle o pueblo que sigue sorprendiendo y ganando adeptos. El PSOE, y también IU, pese Lo peor: Los ataques del Gobierno de la Nación a la Comunidad de Madrid, como se ha visto en los Presupuestos Generales del Estado o en el boicoteo a la aprobación de La Otra, el segundo canal de TV Lo peor: Un Gobierno y una presidenta que han funcionado a golpe de impulsos, dando la sensación de que representan a la derecha más rancia de este país, y que se han movido entre el desconcierto y la desorientación en cada una de sus medidas Lo peor: La crispación que el PP está creando con el proyecto del Estatuto de Cataluña y con cualquier otro tema. Crispan a la sociedad para hacer oposición a Zapatero y ocultar así su insuficiencia en la gestión, como se ha visto en las consejerías de Sanidad o en Medio Ambiente