Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
34 Internacional VIERNES 28 10 2005 ABC La Eurocámara pide a Marruecos que libere a los presos saharauis M. N. CORRESPONSAL BRUSELAS. El Parlamento Europeo aprobó ayer una resolución sobre el Sáhara Occidental por amplia mayoría (98 votos a favor, ninguna en contra y una abstención) en la que reclama a Marruecos que libere a los presos políticos saharauis, así como que permita el libre acceso al Sáhara occidental a periodistas, miembros de organizaciones de defensa de los derechos humanos y observadores. La Eurocámara asegura en la resolución que está muy preocupada por los últimos informes de Amnistía Internacional y de la Organización Mundial contra la Tortura que denuncian graves violaciones por parte de las autoridades de Rabat de los derechos humanos de la población saharaui. Al mismo tiempo Estrasburgo aplaude la decisión del Frente Polisario de liberar a todos los prisioneros de guerra marroquíes, por lo que pide a Marruecos que actúe del mismo modo. Esta resolución se aprueba a pesar de que, según el Partido Popular Europeo, el presidente del Parlamento, José Borrell, había hecho algún intento para que no se votara el texto, el más duro contra Marruecos aprobado en la cámara europea. AZZAM AL- TAMIMI Director del Instituto de Pensamiento Político Islámico de Londres El 11- M es inaceptable, aunque España estuviera involucrada en la guerra Al- Tamimi señala que gran parte del mundo musulmán se alegró del 11- S, pero ha visto que la situación no es más que un ping- pong en el que los ciudadanos corrientes son los que pagan TEXTO: EMILI J. BLASCO FOTO: DAVID J. SALAS Kosovo exigirá una indemnización a Serbia por daños de guerra SIMÓN TECCO. CORRESPONSAL LIUBLIANA. El Gobierno de Kosovo exigirá del Estado conjunto de Serbia y Montenegro una indemnización de guerra por los daños sufridos durante la represión que desato Milósevic en la región a fines de los años noventa. Lo anunció ayer el presidente del Parlamento albanokosovar, Nexhat Dac, en declaraciones para un diario de Belgrado, agregando que la demanda será hecha oficialmente durante las negociaciones sobre el futuro estatuto de Kosovo que deben iniciarse en breve, bajo el patrocinio de la ONU. El dirigente kosovar destacó que Prístina exigirá el resarcimiento por la destrucción y saqueo de 124.000 casas y el asesinato de 14.000 civiles a manos de las tropas de Milósevic, que entre 1998 y 1999 expulsaron u obligaron a refugiarse en los países vecinos a casi un millón de albanokosovares. Daci sostiene que en las negociaciones los albaneses no pueden aceptar otra cosa que la independencia de Kosovo. LONDRES. Desde hace seis años, Azzam al- Tamimi dirige el Instituto de Pensamiento Político Islámico de Londres, ocupado en difundir los valores democráticos entre la población musulmana del Reino Unido y en fomentar soluciones políticas para Oriente Medio. Nacido en Hebrón, defiende los ataques palestinos contra Israel, pero insiste en presentar ese conflicto como un caso a parte que no justifica la violencia en otras partes del mundo. Ha sido invitado a España por la Fundación Atman. -Es su primera intervención en España. ¿Qué mensaje tiene para un país que ha sufrido el golpe del terrorismo islámico? -Lo que me gustaría decir a los españoles es que la violencia y el terrorismo que está viendo el mundo no es algo relacionado con la religión, con el Islam, sino con unas condiciones políticas extremamente inestables. Desafortunadamente, los políticos de Europa no quieren afrontar las causas políticas de la violencia, sólo se fijan en los aspectos ideológicos y esto no para la violencia. Remedios decorativos no funcionan, necesitamos ir al corazón del problema. ¿Cuál es el corazón del problema? -Es la percepción de la población de Palestina, Irak, África o parte de Asia de que no hay justicia, y con la falta de justicia viene la falta de seguridad. Para quienes somos árabes y musulmanes, Palestina es el gran tema, el más importante, porque allí se produce la más opresiva forma de injusticia. -Pero en los países occidentales los musulmanes no sufren una situación de injusticia, y en cambio algunos radicales que viven en ellos han perpetrado graves atentados. -El problema del radicalismo son las raíces políticas que llevan a la frustración, que hace que algunos jóvenes sean objetivo fácil de quienes pretenden reclutarlos al insistirles en que sus hermanos musulmanes están siendo humillados y torturados mientras el mundo está en silencio. Si la situación política no fuera tensa, no podrían reclutar a nadie. Y eso se lo hemos dicho al Gobierno de Blair: el problema es vuestra política; si no cambia, cualquier cosa que hagamos nosotros no podrá ayudar. -Por otra parte, en muchos países musulmanes los propios Gobiernos provocan la injusticia. -Secularización y democratización han llevado a Europa a un nuevo conjunto de valores, superando viejos EL PROBLEMA La población de Palestina, Irak, África o parte de Asia percibe que no hay justicia, y con ello viene la falta de seguridad EUROPA Los políticos de Europa no quieren afrontar las causas políticas de la violencia, sólo se fijan en los aspectos ideológicos tiempos en los que no se toleraba a quienes eran diferentes. Hoy hay en Europa un común denominador de libertad de pensamiento y de expresión, de manera que podemos vivir juntos. En los países musulmanes fue posible antiguamente una existencia armónica, pero ésta ha sido destruida porque los Gobiernos no son democráticos, y su corrupción no resuelve los problemas económicos, sociales y políticos. La gente en esos países no es en general feliz, y esa falta de felicidad toma en ocasiones la forma de hostilidad. -La invasión de Irak está llevando la democracia a ese país. -Los americanos se equivocaron al invadir Irak. La mayoría de iraquíes querían echar a Sadam Husein, pero el problema de EE. UU. es que justificó la operación en términos de armas de des- trucción masiva y de vinculación de Sadam con Al Qaida. Previamente no dijeron nada de derechos humanos y democracia, eso vino después cuando se vio que no había las dos cosas anteriores. Estamos muy contentos de que España saliera de Irak, porque era equivocado que los europeos tomaran parten. Los norteamericanos tenían sus propias razones: el petróleo. -Usted justifica los ataques suicidas palestinos contra israelíes. -El derramamiento de sangre de gente inocente es horrendo en cualquier parte, y me gustaría que no ocurriera en ningún sitio. Pero mi posición es la siguiente: la sangre judía de los israelíes no es más preciosa que la sangre musulmana de los palestinos. ¿También los justifica en otras partes del mundo? -Si comprendemos esos ataques en Israel, estamos vehemente opuestos a que ocurran en Europa, EE. UU o cualquier otra parte, porque la situación es totalmente diferente. Matar gente inocente en los trenes de Madrid es totalmente inaceptable, incluso aunque el Gobierno español estuviera involucrado en la guerra de Irak, porque el pueblo español no debía pagar por el error de los políticos. El 11- S es igualmente condenable, como el 7- J londinense. -En su momento, usted dijo todo el mundo árabe se alegró del 11- S. -Cuando las Torres Gemelas cayeron, hubo mucha gente en el mundo árabe que se alegró de lo ocurrido. Personalmente estoy lejos de alegrarme de la muerte de gente inocente, pero la razón de la alegría es la enorme frustración y la rabia que en general sienten los árabes hacia los EE. UU. odiado por su relación con Israel y por lo que ha hecho en el mundo islámico. ¿Hubo la misma reacción hacia el 11- M madrileño? -No. Ya digo que EE. UU. es un caso diferente. Incluso ahora, después de unos años, mucha gente que primero pensó que el ataque fue buena idea ahora cree que fue algo equivocado. Primero, porque las víctimas eran gente inocente y normal, buena parte de ellas musulmanes. Segundo, porque concedió a Bush un pretexto para invadir Afganistán e Irak, y eso creó tensión en el mundo, que era lo que quería Al Qaida. Irak ha dado a Bin Laden la oportunidad de ser un héroe, planteando una guerra entre el mundo cristiano y el mundo musulmán. Es como un juego de ping- pong, y quién paga somos los ciudadanos del mundo.