Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 24 10 2005 Economía 81 JUAN VELARDE FUERTES ORTEGA Y GASSET Y LA ECONOMÍA ESPAÑOLA as gentes más cultas de España siempre se interesaron mucho por la economía. Recordemos a Miguel de Unamuno, gracias al cual, precisamente por esta preocupación y haber tenido una cierta idea del equilibrio general walrasiano, pudo llegar a ser catedrático José María Zumalacárregui. La relación de Baroja y el ingeniero de Minas y economista Lucas Mallada es bien conocida. Lucas Mallada también influyó mucho en Azorín, aunque el enlace más importante de éste fue el de Flores de Lemus, en aquel momento en el que ambos se oponen al homenaje nacional a Echegaray cuando se le concedió el Premio Nobel. Ramiro de Maeztu, que vivió intensamente en Gran Bretaña el movimiento gremialista de The New Age y que se trasladó a Alemania para estudiar con Oppenheimer- -por cierto, el maestro de Erhard- -todo lo sucedido como consecuencia de haberse planteado, en 1898, el revisionismo frente a Marx por Bernstein, es otro ejemplo. La influencia en él de Max Weber, y muy especialmente de La ética protestante y el espíritu del capitalismo en El sentido reverencial del dinero es muy notable. José Ortega y Gasset no iba a ser una excepción. En este momento en que redordamos especialmente su figura, a los cincuenta años de su muerte, no es mala cosa hablar de ello. De todos modos no se debe olvidar que la economía hace tiempo que ha comenzado a tener a Ortega muy en cuenta. El gran economista Wilhelm Röpke, cabeza del grupo Ordo y uno de los que están detrás del cambio de orientación que acabó por tener la política económica europea desde los años 70, impulsándola más allá del mundo keynesiano, cita a nuestro pensador Ortega por lo menos en dos obras suyas fundamentales: en Geselschaftskrisis der Gegenwart y en Mass und Mitte como consecuencia del impacto generado en el pensamiento socieconómico contemporáneo por el gran libro orteguiano La rebelión de las masas O bien, el gran economista Walter Eucken, en su Die Grundlagen der Nationalökonomie cuando aborda la cuestión del debate sobre el historicismo. Para criticar la postura sobre él de Schumpeter, e incidentalmente de Pareto, acude a un texto de Ortega procedente de Las Atlántidas Por otro lado, un gran economista español, Valentín Andrés Álvarez, se sentía amigo, colaborador y discípulo de Ortega. Como consecuencia de eso participó en el homenaje que se efectuó a su maestro en La Torre. Revista de la Universidad de Puerto Rico en juliodiciembre de 1957, con el espléndido ensayo Teoría e historia o Apolo y Dioniso Pero los economistas debemos a Orte- L ga que, al modo como a Unamuno acabo de señalar que se debe Zumalacárregui, haya existido nada menos que nuestro gran experto en economía monetaria, Luis Olariaga. Por cierto que en esta empresa participó también Unamuno, amén de Maeztu, quien fue quien descubrió en Londres a un Olariaga, entonces joven empleado bancario en la City, en el Crédit Lyonnais. Pero quien se convirtió en el mentor de Olariaga fue Ortega. Es más, Ortega contesta el 6 de abril de 1914 a una carta del que será después uno de nuestros mejores economistas, en respuesta a la otra de éste, en la que le agradecía, desde Alemania, donde estaba con una beca de la Junta de Ampliación de Estudios, el haberle ayudado para lograrla. De algún modo todo se relacionaba con lo que Ortega escribiría más adelante así en su Prólogo para alemanes La generación de los viejos se había pasado la vida hablando de las nieblas germánicas Lo que era pura niebla eran sus noticias sobre Alemania. Comprendí que era necesario para mi España absorber la cultura alemana, tragársela- -un nuevo y magnífico alimento- En esa carta para un Olariaga que trabajaba entonces con Wagner, Oppenheimer y Sering, después de haber engullido muy buena economía británica en Londres, le lanza un mensaje: Trabaje Vd. heroicamente; no lo más hondo, pero lo más urgente que hoy necesitamos es economía... Nuestro país cambia por días. Entramos en tiempos más fuertes Ese mensaje ha de unirse al que, un poco antes, había dirigido Ortega a Flores de Lemus, en su famosa intervención Vieja y nueva política Y al hilo de esa llamada, acudió, afiliándose a la Liga de Educación Política Española, Francisco Bernis, catedrático de Economía y Hacienda Pública de la Universidad de Salamanca, que en En este momento que recordamos especialmente su figura, a los cincuenta años de su muerte, no es mala cosa hablar de ello aquellos momentos trabajaba muy unido a Unamuno. Ortega y Olariaga van a vivir juntos la última etapa de El Imparcial y van a participar en el lanzamiento de El Sol Desde ese momento, Olariaga no dejaría de colaborar en el periódico, en el que, durante mucho tiempo, fue el encargado de una página íntegra dedicada a la economía. María del Carmen Pérez de Armiñán ha historiado esto del mejor modo imaginable. Pero, sobre todo, los que yo he llamado los Escritos de reforma de Olariaga se iniciaron en sus colaboraciones, de una reciedumbre crítica enorme, en la revista España desde el número 2 hasta que Ortega abandonó su dirección, Incluso Olariaga también escribió en la Revista de Occidente en 1925, el artículo Impresiones de la Argentina en un economista Pero Olariaga no fue el único economista impulsado por Ortega. Desde El Sol éste dio a conocer a Pascual Carrión, un economista agrario español muy importante, futuro catedrático de Economía de la Escuela Superior de Ingenieros Agrónomos, y hombre clave en el intento de Reforma Agraria de la II República. Ortega, asimismo, como señala Henry Savall, tuvo un contacto importante con Germán Bernácer. Oscar Esplá escribió sobre ésto. Y ya he aludido a Valentín Andrés Álvarez, economista y orteguiano insigne. Con todo eso tras de sí, no puede extrañar que opinase Ortega sobre economía. Falta sobre ello una indagación exhaustiva. Como homenaje a su persona sencillamente transcribo de su famosa conferencia, Rectificación de la República pronunciada el 6 de diciembre de 1931, unos párrafos que unidos a otros suyos señalaban también el fracaso forzoso que iba a tener aquel régimen, lo que se mostraba en esta especie de recapitulación casi escalofriante: Pudo crear (el Gobierno republicano) desde luego un Consejo de Economía, que rápidamente dictaminase ante el país sobre la situación de nuestra riqueza, sobre los peligros o dificultades probables, sobre lo que se podía esperar y lo que se debía evitar. De esta suerte, cobrando el país conciencia de su situación material, se evitaban muchos apetitos parciales e inconexos, que han deprimido, no diré que gravemente, pero sí en dosis injustificadas, la economía española ¿No son estas palabras aptas para ser meditadas ahora mismo? He ahí un homenaje perdurable desde la economía a quien todos los miembros de mi generación también rendimos un homenaje cordialísimo aquel triste 18 de octubre de 1955. El Gobierno no mejora la oferta a los pescadores por la subida del gasóleo b El sector rechaza la propuesta del Ejecutivo, al que califica de tacaño y poco social y considera que la reunión de ayer ha sido para perder el tiempo P. CERVILLA E. ARMORA MADRID BARCELONA. Después de tres horas de reunión, el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación no mejoró ayer la oferta económica que ya había realizado al sector pesquero el pasado día 10 para paliar los efectos de la subida del precio del gasóleo, y mantuvo el aumento del 40 de las ayudas de mínimis que supone 0,084 céntimos de euro por litro. La única novedad de la reunión mantenida ayer por el secretario general de Pesca Marítima, Juan Carlos Martín Fragueiro, con la Federación Nacional de Cofradías de Pescadores, fue la creación de dos mesas, una de carácter social y otra fiscal, para estudiar medidas como jubilaciones o aplazamiento de cotizaciones a la seguridad social, según señalaron a ABC fuentes ministeriales. La oferta económica para el período 2004- 2005 supondría para el Gobierno un coste aproximado de 10 millones de euros, que se sumarían a los siete millones concedidos para 2003- 2004. En relación a esta cantidad, que los pescadores afirman no haber cobrado en su integridad, el Ministerio precisa que sí se ha entregado. Aunque Martín Fragueiro ha calificado de generosa la propuesta del Ministerio de Agricultura y Pesca, el presidente de la Federación de Cofradías de Pescadores, Juan Cervantes, afirmó que el Ejecutivo es tacaño y poco social y adelantó que mañana será debatida en asamblea por las distintas cofradías de pescadores, y decidirán si mantienen o no el paro. Por su parte, el presidente de la Federación de Alicante, Vicente Catalá, apuesta por mantener el paro, ya que entiende que el Gobierno no quiere solucionar el problema y que la reunión de ayer les ha hecho perder el tiempo, informa Efe. Protestas en Tarragona Horas antes de que empezara la reunión con el Ministerio, los pescadores de Tarragona mantuvieron protestas paralelas que se cerraron sin incidentes graves. Por la mañana, varias embarcaciones bloquearon la entrada a la bocana del Puerto de Tarragona sin causar problemas importantes. Las mujeres de los huelguistas protestaron también por el centro de la capital catalana. Otro grupo de pescadores cortó la N- 340 en L Aldea (Tarragona) donde también se paralizó la circulación de trenes durante una hora.