Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
52 Sociedad VIERNES 21 10 2005 ABC Un ex recluso pide volver a la prisión de Granada y quedarse allí para siempre Nació en la cárcel de Málaga y ha llegado a autoinculparse para permanecer preso 50 años de cárcel en cárcel y asegura que el sistema penitenciario español deja mucho que desear y que ahora se sale de ella peor que se entra ANDRÉS CÁRDENAS GRANADA. No sabe cuándo nació- en 1936 o en 1939, nunca lo he sabido pero sí dónde: en la prisión de Málaga, donde mi madre, que era una reclusa, me parió Se llama Eduardo Tagua Sedano y ha pasado la mayor parte de su vida en la cárcel. Desde que el lunes fue puesto en libertad en la prisión de Granada, deambula por la ciudad y reclama su ingreso de nuevo en el penal porque no sé vivir fuera, prefiero vivir entre presos y funcionarios, que son mi familia La historia de este hombre roza los límites de la verosimilitud. Tras nacer en el penal de Málaga y morir su madre, fue a un reformatorio, de donde salió a los 18 años. A esa edad más o menos cometió su primer crimen por el que fue encarcelado: robó un bote de colonia a una monja. b Ha pasado dió con Jarabo en la cárcel de Carabanchel. También subraya que en sus numerosas estancias en las cárceles del país ha conocido a presos famosos como Vilá Reyes (caso Matesa) Marcelino Camacho, Nicolás Redondo, El Vaquilla... Y asegura que cada uno tiene su destino y que el suyo es estar entre rejas. Está seguro de que morirá en una cárcel y por eso pide no estar fuera mucho tiempo. Anoche la pasé por ahí y no he dormido. No sé a donde ir. No tengo a nadie. Quiero que me dejen entrar de nuevo en la cárcel afirma en tono lastimero. Pero ésta no es la primera vez que Eduardo Tagua ha protestado porque se le ha acabado una condena y le han puesto en libertad. Hace cuatro años durmió dos noches en las puertas de la cárcel Sevilla 2 para pedir su reingreso en el centro. Quiero entrar por las buenas Asimismo, llevó a cabo una protesta similar en Córdoba y ahora la hace en Granada, lugar donde sostiene que ha pasado los últimos meses de su vida. No quiero delinquir para que me metan otra vez, eso no va conmigo, por eso quiero entrar por las buenas. Dentro soy respetado y me piden consejo, pero fuera no valgo nada, soy esa escoria que nadie quiere Eduardo Tagua en el exterior del centro de Albolote (Granada) Comenta que se siente adaptado dentro de la prisión, donde ha trabajado en labores de carpintería, lavandería, cocina... En la calle nunca he trabajado, no sé adaptarme Tampoco sabe exactamente el tiempo que ha pasado en las cárceles, pero él calcula que han sido casi 50 años. Eduardo Tagua conoce bien el sistema penitenciario español, del que opina que el de ahora es peor que el de antes y que las cárceles se están llenando de presos magrebíes cuya actitud EFE Es mi casa Desde entonces, casi toda su vida la ha pasado entre rejas. Declara que él no es un delincuente y que nunca ha cometido un delito, pero que siempre se ha autoinculpado para permanecer en prisión, porque ésa es mi casa Me da asco esta sociedad. Fuera no estoy seguro y cuando me echan es cuando realmente me siento preso Afirma que conoce casi todas las prisiones de España y que en 1960 coinci- Me da asco esta sociedad. Fuera no estoy seguro y cuando me echan de la cárcel es cuando me siento preso en la prisión deja mucho que desear Por eso está convencido de que ahora se sale de una cárcel peor que cuando se entra De todas maneras, todas esas son teorías que ha creado tras la experiencia de sus muchos años entre rejas... teorías que se derrumban cuando alguien le pregunta si, a pesar de todo lo pesimista que es en cuanto al sistema penitenciario español, quiere seguir en la cárcel. Es que no sé estar en otro sitio contesta. Rajoy dice que comparte las reivindicaciones contra la LOE R. B. MADRID. El presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, aseguró ayer que comparte las reivindicaciones planteadas por los convocantes de la manifestación contra el proyecto de Ley Orgánica de Educación. No se pueden cambiar las leyes todos los días para no hacer nada- -dijo- -Es un ejemplo más de que el Gobierno hace las cosas a tontas y a locas No obstante, Rajoy evitó adelantar si acudirá a la manifestación- -convocada el próximo 12 de noviembre en Madrid- aunque señaló que irá tomando decisiones a medida que se vayan produciendo Aludió a la semana que viene, con el debate presupuesta- rio y el Estatuto catalán. A pesar de no constatar de forma clara si estará o no en la marcha del 12- N, quiso respaldar a los convocantes y afirmó que al PP le parece muy bien que, respetando las normas y pidiendo las pertinentes autorizaciones se ejerza el derecho a manifestarse recogido en la Constitución. Rajoy insistió en sus ya conocidos argumentos para criticar la ley: Han presentado una ley que no se sabe exactamente lo que dice- -prosiguió- que se carga las enseñanzas comunes en toda España y en la que el principio de libertad de elección de enseñanza de los padres a los hijos aparece, pero no con meridiana claridad sentenció. Por su parte, el responsable del Foro Español de la Familia, Benigno Blanco, señaló que la reforma educativa se ha convertido en una de las principales preocupaciones de los padres Una reforma que, a su entender, no asegura el derecho que tienen los padres a elegir en qué centro y conforme a qué proyecto educativo se forman y educan sus hijos, y aseguró que tampoco incluye medidas efectivas para mejorar la calidad de la enseñanza y luchar contra el fracaso escolar. Mejoras para el profesorado Educación y seis de los nueve sindicatos de la mesa sectorial de la enseñanza pública (CC. OO. Anpe, UGT, CSI- CSIF, USO y SAP) llegaron ayer a un acuerdo básico sobre condiciones sociolaborales del profesorado. Así, se establece que el futuro Estatuto de la Función Pública Docente irá acompañado de memoria económica. La ministra de Educación, María Jesús San Segundo, se mostró satisfecha y recordó que su departamento ha dialogado desde el principio de la legislatura y que lo seguirá haciendo. Esperamos que otros demuestren de manera efectiva que también les interesa el diálogo señaló. Un millón de personas Asimismo, Blanco se mostró convencido de que la manifestación contra la LOE reunirá a más de un millón de personas. Por todo ello, exigió al Gobierno que impulse una ley educativa que nazca de un pacto escolar entre los partidos, las asociaciones familiares y los agentes que participan en el sistema educativo.