Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
94 Deportes LIGA DE CAMPEONES MARTES 18 10 2005 ABC Inter- Adriano, otro capítulo de un divorcio anunciado El brasileño, renovado hasta 2010, ahonda la crisis al afirmar que, si da explicaciones por su retraso en volver tras jugar con Brasil, lo hará al capitán Zanetti, no a Verón ALBERTO CERRUTI MILÁN. Adriano, delantero brasileño del Inter, sigue siendo uno de los grandes y ambiciosos objetivos de Florentino Pérez pese a que recientemente el jugador haya ampliado el contrato que le unía con el Inter hasta 2010, algo que no parece preocupar ni al presidente merengue, que dice no tener prisa, ni al interesado. Un paso más hacia el presumible divorcio entre Adriano y el Inter se ha producido este fin de semana. Después de haber jugado el miércoles en Brasil contra Venezuela, el delantero pidió un permiso de 24 horas a Massimo Moratti, accionista mayoritario del club, para poder participar en Río en un acto benéfico en favor de las personas que viven en las favelas en las que él se crió. Sin embargo, Adriano aplazó unilateralmente su regreso otras 24 horas, mientras los demás suramericanos del equipo, el brasileño Julio César y el uruguayo Recoba, llegaban puntualmente a Italia. El Villarreal necesita un triunfo para sobrevivir Tras dos empates, el submarino amarillo está obligado a vencer a su gran rival, el Benfica JOSÉ MARÍA ARQUIMBAU VILLARREAL. El Villarreal se juega hoy en El Madrigal buena parte de las opciones de clasificarse para octavos de la Liga de Campeones. Después de empatar en las dos primeras jornadas frente al Manchester United en Villarreal y ante el Lille en París, el submarino amarillo necesita estrenar su casillero de victorias para mantener sus posibilidades de sobrevivir en el torneo. Para lograrlo necesitará estrenar también su casillero de goles a favor, ya que los dos empates anteriores han sido a cero. Además, el Villarreal tendrá enfrente al Benfica, conjunto que parece que, con permiso del Lille, será el principal enemigo de los amarillos para la segunda plaza del grupo- -la primera se barrunta predestinada para el Manchester- El equipo portugués ha reaccionado en su Liga y viene con la moral por las nubes tras derrotar a domicilio al Oporto, algo que no conseguía desde 1991. Parece que los jugadores ya han asimilado el estilo de Ronald Koeman y ahora son un rival fuerte y temible. Pese a la importante baja del delantero italiano Miccoli, Nuno Gomes está en racha y ha marcado ocho goles en siete jornadas ligueras. El Villarreal llega a esta trascendental cita con las bajas de Senna, Quique Álvarez, Peña, Guayre, Calleja y López Vallejo. Especialmente importantes son las de los tres primeros, que afectan a la parcela defensiva del esquema de Manuel Pellegrini. Incluso Josico está renqueante, aunque parece que finalmente podrá jugar de inicio. Por contra, ofensivamente dispone de casi todo su arsenal, sólo Guayre es baja. Riquelme, Forlán, José Mari- -que reaparece en Europa tras cumplir cuatro partidos de sanción- -y Figueroa deben ser decisivos para derrotar al Benfica. En sus botas está el futuro europeo de su equipo. Benfica, un histórico con un nuevo matador Simao Sabrosa J. M. C. MADRID. De la mano de Ronald Koeman, el Benfica ha vuelto al escenario europeo con más garantías que otros años. Historia: Toda y más: 31 Ligas, 24 Copas, dos Ligas de Campeones y multitud de torneos de inferior rango. El club entró en un foso en la última década del que apenas ha podido salir, pues sus actuaciones fuera del ámbito nacional han sido mediocres y dentro ha sido contestado por el Oporto o el Sporting. Prueba de su crisis es que antes del título conseguido la pasada campaña hay que remontarse a la 93- 94 para ver la anterior Liga, y hasta la 98- 99 para encontrarlo en la Champions edición en la que, por cierto, no pasó de la primera fase. En el torneo actual ganó al Lille en Portugal el primer partido (1- 0) pero perdió en Manchester por 2- 1. En la Liga portuguesa, este fin de semana venció 0- 2 en casa del Oporto y es cuarto a cuatro puntos del Sporting de Braga. Su juego: Dirigido por Ronald Koeman, el equipo parece más fuerte pues se presenta en Europa con el título de campeón de Liga y además fue subcampeón de la Copa y la Supercopa. Koeman ha perdido esta temporada al lateral Miguel, fichado por el Valencia, pero su fortaleza se basa en la medular, donde Petit y Manuel Fernandes imponen su ley apoyados por el buen momento del ex barcelonista Simao, que la temporada pasada fue su máximo realizador con 15 goles. Además, Koeman cuenta esta temporada con los refuerzos del ruso Karyaka y los brasileños Beto, Leo Matos y Cleber. Por otro lado, el técnico holandés dispone del ex barcelonista Geovanni, que alterna en el extremo derecho con Beto. Con todo, el equipo se muestra irregular y el técnico ya ha pedido al presidente, Vieira, un organizador y otro delantero, pues arriba cuenta con Nuno Gomes como único hombre de cierta garantía. La figura: Simao Sabrosa. El ex barcelonista ha madurado en el Benfica. En 1999 el Barcelona se lo fichó al Sporting de Lisboa, pero en los años que estuvo en España su fútbol no cuajó, quizá porque era demasiado joven y el Barça no tuvo paciencia. En 2001, con sólo 21 años, se fue al Benfica y allí ha ido realizando cada vez mejores temporadas, no sólo desbordando con su velocidad y regate por ambas bandas, sino por su llegada y sus goles de todas las facturas, convirtiéndose en uno de los jugadores más peligrosos del equipo junto a Nuno Gomes. Ya en la temporada 2002- 03 marcó 18 tantos, y mejoró en la siguiente, en la que consiguió 29 en 26 encuentros. Villarreal- Benfica Javi Gonzalo Venta Rodríguez Riquelme Tacchinardi Jose Mari Mantorras Simao Petit Anderson Viera Arzo Josico Forlán Nuno Gomes Karagounis Luisao Quim Suplentes Villarreal: Barbosa (p. s. Benfica: Rui Nereu (p. s) Kromkamp, Valencia, Joao Pereira, Ricardo Rocha, Roger, Hector Font, Kariaka, Carlitos, Beto, Cazorla, Figueroa Giovanni Arruabarrena Sorín Manuel Fernández Nelson Leo F. Meier (Ale. El Madrigal 20,45 TVE- 1 El resto de los partidos de hoy Bayern- Juventus: Ze Roberto y Deisler son dudosos en los alemanes, mientras que en los italianos, a las bajas de Buffon, Zebina y Birindelli, se ha unido la de Vieira. Rapid- Brujas: En el Brujas no estarán De Cock (sancionado) Valgaeren y Lange (lesionados) Portillo es duda, pero por su bajo rendimiento. Ajax- Thun: Sin bajas en ninguno de los dos equipos, los locales presentan problemas en ataque. Sparta- Arsenal: Dosek y Sivok no jugarán por lesión en los de casa; Campbel, Henry y Ljungberg no lo harán en los visitantes. Reyes será titular. Udinese- Werder: Vidigal y Natali son bajas en los locales; Iaquinta vuelve. Klasnic no jugará con los alemanes. Manchester United- Lille: Rooney y Richardson son las bajas de cada equipo. El Lille recupera a Makoun. Diferencias con Mancini Adriano aterrizó en Milán a las 14.30 del domingo y tuvo que ir a la Ciudad Deportiva interista para entrenarse en solitario, en tanto que sus compañeros jugaban su partido de Liga. Llegó al estadio diez minutos antes del final y saludó a los directivos, pero sus compañeros le rechazaron, en especial Verón, el más duro en criticarle. No es la primera vez que se produce un incidente entre Adriano y el club, sobre todo porque él cree que el entrenador, Roberto Mancini, tiene una predilección por el clan argentino del Inter. Así, la temporada pasada, tras el partido contra el Juventus, Mancini dijo que Adriano tenía que buscar más balones en la media y no estar tan estático delante, a lo que éste contestó que él estaba estático porque no le llegaban balones. El siguiente capítulo de sus diferencias se vivió cuando Mancini le sentó en el banquillo en el partido de la segunda vuelta ante el Milán. Por eso, nadie considera casual que quien más haya hablado en este conflicto haya sido Verón, el jefe de los argentinos del Inter. Está por ver qué pasará mañana en el partido de la Liga de Campeones contra el Oporto. De momento, la paz parece lejana después de que Adriano declarase ayer que si doy explicaciones se las daré a Zanetti, que es el capitán, y no a Verón