Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
96 Deportes EL MADRID SE LLEVA EL DERBI DOMINGO 16 10 2005 ABC ASÍ JUGARON ATLÉTICO DE MADRID E. O. LEO FRANCO: bien. A punto estuvo de sacar el segundo gol y detuvo dos o tres disparos con peligro. VELASCO: regular. Más preocupado de defender que de buscar su banda, a pesar de tener metros por delante. PABLO: bien. A su nivel e inmaculado hasta la jugada del segundo tanto, que le pilló descolocado y no pudo cortar el pase de Guti. PEREA: regular. No estuvo tan fino como en otros partidos, quizá porque estuvo muy volcado hacia la banda izquierda y con muchos metros por abarcar. A pesar de ello, su velocidad fue decisiva en algunos cortes. ANTONIO LÓPEZ: sin calificar. Su acción fue punible y su expulsión, justa. MAXI: regular. Corrió y trabajó mucho, pero sin consistencia. Lo mejor, dos disparos potentes, pero lejanos. ZAHÍNOS: mal. Salió pendiente de Baptista, en misiones defensivas más que de construcción, y con uno menos su equipo acabó perdido. LUCCIN: regular. Intentó mantener el tipo y abarcar mucho campo, más por oficio y físico que otra cosa, pero tampoco acertó cuando tuvo la posesión del balón. PETROV: regular. Acabó reventado de correr arriba y abajo su banda, pero la culpa no fue suya. Lo intentó, pero siempre en inferioridad. TORRES: regular. Bajó unos metros para recibir, cayó en las bandas, probó por activa y por pasiva, pero acusó mucho que su equipo no tuviera casi nunca el balón. Forzó una ocasión que le sacó Casillas. KEZMAN: mal. No entró nunca en el partido como consecuencia de que su equipo no controló el juego. Ni una ocasión de gol. GABI: sin calificar. Nada podía hacer ya cuando salió. Se incrustó en el medio, sin apenas entrar en juego. VARELA: sin calificar. Se pegó a la banda derecha y poco pudo hacer. BIANCHI: mal. Tomó la decisión de mantener a Petrov en la banda y le salió mal. Mató al hombre que más temía el rival y que en teoría más daño podía hacerle. Los atléticos dicen que al árbitro le elevarán ahora a los altares Ronaldo, con un esguince leve, duda frente al Rosenborg; Salgado, baja por una contractura TOMÁS GONZÁLEZ- MARTÍN MADRID. La alegría madridista por la victoria sólo se vio afectada por las lesiones de Ronaldo y de Míchel Salgado. El goleador blanco, que sumó otros dos tantos en el Calderón, sufrió un esguince en el tobillo izquierdo por avaricioso al intentar protagonizar el tercero, que Perea marcó por él en propia puerta. El lateral, por su parte, se dolió de una contractura en un muslo. El doctor Juan Carlos Hernández concretó que el brasileño es duda para el partido del miércoles frente al Rosenborg. Sí descartó al defensa. El propio Salgado quitó el puesto ál médico y diagnosticó el alcance de su problema muscular: Es una contractura leve, no he sentido desgarro, y espero estar de baja entre siete y diez días Desgarro psíquico y físico sintió el Atlético de Madrid, empezando por su presidente, pasando por Torres y terminando por Bianchi, Pablo y Antonio López, el indeseado protagonista del penalti. Para el mundo rojiblanco el actor principal del espectáculo fue González Vázquez. mo y la expulsión cercenó al equipo Varios jugadores ironizaron sobre González Vázquez: Ya no son siete pecados capitales, son ocho y se sumaron al sarcasmo del presidente: Lo elevarán a los altares Torres fue contundente: Si pita penalti, lo que no puede ser es que además expulse a Antonio López. Es una tarjeta roja muy injusta Pablo no escondió su enojo: Estoy enfadado porque siempre nos pasa lo mismo y estamos cansados de tantos arbitrajes perjudiciales. No sé si es penalti, es dudoso, pero lo que me parece duro es la expulsión de Antonio López. Hablo así porque está claro que el que no llora no mama Antonio López explicó la jugada: No sé si he tocado a Raúl, sí tengo claro que no debe mostrarme la roja Cruz rojiblanca y cara blanca El Atlético suma 7 puntos tras siete partidos de Liga, seis menos que la pasada campaña y los mismos que en la 2003- 04, con Manzano como entrenador. Ya está a ocho del Real Madrid. El Real Madrid suma 15 puntos en siete partidos, cinco más que la pasada campaña a estas alturas. Cuarto triunfo consecutivo blanco, cuatro partidos en los que además sólo ha recibido un gol, de Woodgate en propia puerta. Además, también es la cuarta victoria consecutiva del Madrid en el Calderón, donde dobla en victorias (8 por 16) a los locales. Ronaldo, 15 goles al Atlético en nueve partidos, nueve de ellos (tres con el Barça) en los cuatro partidos que ha jugado en el Calderón. Raúl: Penalti y expulsión justa Lo único cierto de esta nueva polémica es que la guerra arbitral se calienta hasta límites incontrolables. El Real Madrid ensalzó su triunfo y valoró que el colegiado acertó. Raúl, el otro protagonista de la pena máxima, fue conciso: Me hacen penalti y la tarjeta roja es justa, porque se atiene al Reglamento. Me derriba el último defensor Luxemburgo tampoco entendía la duda: Penalti y expulsión, no hay discusión. Hemos conseguido un triunfo muy importante, después del cansancio de los partidos con las selecciones. Hay muchas cosas que mejorar, pero hoy era clave ganar Casillas declaró otra verdad: Hasta el segundo tiempo no he tenido que hacer ni una parada. Hemos derrotado al Atlético buscándole los huecos Bianchi: Hubo respeto al rico Bianchi se frenó para no decir lo que desearía y enjuició lo sucedido con ironía: En Francia le llaman a esto el respeto al rico. El club verá lo que tiene que decir, porque aquí todos hablan (en referencia al Real Madrid y la designación del colegiado) El Atlético habló después del partido. Primero, Enrique Cerezo: Este era el árbitro de los siete pecados capitales. Ahora le ascenderán a los altares Después, la web del club: El penalti fue rigurosísi- MADRID. El de las delanteras fue un duelo desigual. Mientras Torres y Kezman eran dos islotes aislados, sin nexo con el resto del equipo y teniendo que luchar permanentemente frente a una línea de cuatro siempre sólida y unida, Raúl y Ronaldo gozaron de las ventajas de tener un equipo detrás de ellos, con Beckham demasiado suelto a la hora de asistirles, una defensa rival muy abierta con despistes en los cruces y excesivo espacio entre los centrales. La decisión de Carlos Bianchi de dar toda la banda izquierda a Petrov tras la expulsión de Antonio López fue el comienzo del fin del ataque rojiblanco porque privó a su pareja goleadora del hombre que más balones de gol les ha servido a lo largo de la temporada. Y la sequía de esos pases mágicos la notaron ambos ya que ni desde la otra banda ni desde el centro del campo les KEZMAN- TORRES RONALDO- RAÚL El duelo de los artilleros La pareja madridista tuvo siempre un equipo detrás que le apoyó, todo lo contrario que la rojiblanca, a la que casi nunca le surtieron de balones para rematar Cañones contra petardos MANUEL FRÍAS aportaron balones con el ánimo de poder ser rematados. Situación difícil para el equipo porque de Torres y de Kezman dependen en exclusiva los goles del Atlético esta temporada, ya que entre ambos han marcado todos los tantos (6) en la liga. Kezman, como hombre rematador que es, fijó más su posición en el área a la búsqueda de rematar los balones que nunca le llegaban. Por eso se autoanuló. Un disparo en los primeros minutos del partido fue su único balance rematador. Torres, en cambio, salió más en busca del cuero, pero lo perdió irremisiblemente cada vez que intentaba colarse por la tela de araña (Pablo García- Sergio Ramos- Helguera) que Luxemburgo le había colocado delante. Cuando se marchó Kezman al vestuario y el Niño se quedó como delantero- rematador llegaron sus dos únicos disparos. El primero (m. 67) el mejor, sacado con destreza por la mano de Casillas. Para el dúo madridista el partido tuvo una lectura más fácil. Ronaldo fue el más activo de los dos. Marcó dos goles y estuvo presente en la jugada del tercero. Sus compañeros le buscaron y él no defraudó, siempre rápido a la hora de buscar la espalda a los centrales rivales. El vídeo del segundo gol es la mejor forma de enseñar todo esto, además de la tranquilidad de encarar el mano a mano con el portero rival, que pocos tienen. Raúl estuvo menos activo en el aspecto rematador- -hizo tres tiros, dos de ellos desviados- pero trabajó más para el equipo.