Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 Nacional LUCHA CONTRA LA INMIGRACIÓN ILEGAL REPATRIACIONES SÁBADO 15 10 2005 ABC Más de 300 sin papeles llegan a Madrid en sólo 45 días V. R. El jueves, a las 13,15 horas, aterrizaba en Madrid procedente de Canarias un avión con 35 subsaharianos que, tras pasar poco más de media hora en el Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) salieron en dos autobuses contratados por CEAR y Cruz Roja hacia sendos albergues. Con este vuelo, y desde el 1 de septiembre, Interior ha realizado desde las islas y hasta la terminal de carga de Barajas un total de once envíos de inmigrantes, dejando en apenas un mes y medio 311 sin papeles en la Comunidad de Madrid. ERNESTO AGUDO Cita los nombres de los compañeros que no pudieron soportar las duras condiciones del pedregal que separa Marruecos de Argelia... Ahí en el desierto te mueres dice el joven, que procedía del campamento de Beliones y después fue a Nador Abandonado en el desierto, este menor no vio otra solución que hacerse pasar por senegalés para que Rabat lo metiera en un avión y poder así escapar del horror que han vivido muchos de sus compatriotas. Las calles de Dakar son su nueva casa Daniel, el guineano que prefirió ser repatriado a Senegal TEXTO: LUIS DE VEGA. ENVIADO ESPECIAL Las autoridades de Marruecos dieron ayer por cerrado el puente aéreo entre Uxda, al noroeste del Reino, y las capitales de Malí y Senegal. Las previsiones iniciales se han superado y, según las autoridades locales citadas por la agencia France Presse, un total de 1.600 inmigrantes han sido transportados entre el lunes y el viernes a Bamako y Dakar. El problema- -al menos uno de ellos en toda esta tragedia- -es que no se sabe cuántos de ellos han mentido para hacerse pasar por senegaleses y malienses. O cuántos han sido introducidos en los aviones a la fuerza, como ha pasado en otras ocasiones desde este mismo aeropuerto. Dificultades de identificación El caso es que las autoridades se saltan a menudo la obligación de fijar con certeza la filiación de todos aquellos que son repatriados. Normalmente, los subsaharianos que entran en Marruecos de manera clandestina se deshacen de todos sus documentos para permanecer más impunes ante la ley. Eso complica los trámites de identificación con la colaboración de los consulados a la hora de mandarlos de vuelta a sus países de origen. A estos casos de repatriaciones de mentira hay que sumar la aparición en territorio controlado por el Frente Polisario de decenas de inmigrantes que aseguran haber sido expulsados por Marruecos a través del muro que se levantó durante la guerra del Sahara. Como una madeja de hilo interminable, la crisis de las vallas de Ceuta y Melilla no parece que tenga un final próximo, y mucho menos feliz. DAJLA (SAHARA OCCIDENTAL) ¿Por qué te has ido allí si no eres senegalés? La voz de la trabajadora de SOS Racismo tiembla en el móvil casi más desesperada que la del inmigrante que llama desde el otro lado. El otro lado es Senegal y el que llama es un menor de nombre Daniel y originario de Guinea Bisau. Chapurrea entre portugués y español su peripecia. Dice que diecisiete de sus compañeros han muerto después de ser abandonados en el desierto por las autoridades de Marruecos y que el pánico pudo con él. Por eso tomó la decisión de hacerse pasar por senegalés y así entrar en el paquete de repatriados desde el Reino alauí a sus países, aunque allí no tuviera a nadie y debiera buscarse la vida a diario para poder llevarse algo de comer a la boca. Intenta dar detalles del drama. Cita los nombres de algunos de los compañeros que no pudieron soportar las duras condiciones del pedregal que separa Marruecos de Argelia. A bote pronto menciona a Omaru y otros. Nadie ha podido comprobar hasta ahora sobre el terreno esos muertos de los que tanto se ha hablado. Lo que sí es cierto es que la voluntaria de SOS Racismo conoce los nombres que el joven Daniel le ha dado. Vamos a ver si podemos hacer algo para que puedas volver a Guinea. No está bien que estés ahí solo le dicen a través del móvil desde la habitación de un hotel en Dajla (Sahara Occidental) Del campamento de Beliones Se trata de un niño del campamento de Beliones. Después se fue a Nador. Y ahora se ha hecho pasar por senegalés explica la interlocutora del joven sin asombrarse mucho, porque sabe que jugadas de este tipo son habituales cuando los inmigrantes se encuentran en situaciones desesperadas. Ahí en el desierto te mueres añade el joven desde una cabina de las calles de Dakar, su nueva casa.