Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 11 10 2005 Internacional 27 El centro- derecha portugués gana fuerza y abre el camino a Cavaco Silva Tras el éxito en las municipales, el PSD acaricia las presidenciales de enero b El PSD conquistó 12 de las 18 capitales de distrito y controlará 155 ayuntamientos, 18 de ellos en coalición con la derecha, frente a los 108 que gobernará el PS BELÉN RODRIGO. CORRESPONSAL LISBOA. El centro derecha portugués ha pasado a ser una oposición más fuerte y unida para hacer frente al Gobierno socialista gracias a su clara victoria en las elecciones municipales del domingo. El líder de su formación, el partido socialdemócrata (PSD) Marques Mendes, pasó con nota su primer examen electoral al conseguir extender el poder de los conservadores en el mapa municipal de Portugal. El PSD conquistó 12 de las 18 capitales de distrito controlando 155 ayuntamientos (18 de ellos en coalición con la derecha) frente a los 108 que gobierna el Partido Socialista (PS) La fuerza política que dirige el país vecino encabezada por el primer ministro, José Sócrates, perdió votos y ayuntamientos tanto para la derecha como para la izquierda, con una derrota que no era tan contundente desde hacía veinte años. El control de las tres principales alcaldías del país (Lisboa, Oporto y Sintra) fue la primera alegría de la noche electoral para los conservadores que poco a poco fueron comprobando que los resultados les eran cada vez más favorables lo que representaba, como el propio Marques Mendes explicó, una reconciliación del PSD con los electores después de la derrota en las legis- mantuvieron su dominio en los mayores centros urbanos y conquistaron además Aveiro y Santarém al PS. Los comunistas, por su parte, pasaron de tener 28 a 32 ayuntamientos recuperando algunas de las localidades históricas de este partido. La derecha (CDS PP) se salvó gracias a las coaliciones con los socialdemócratas mientras que el Bloque Esquerda (BE) logró su primera alcaldía y se mostró satisfecho por duplicar el número de representantes en las asambleas municipales. Conocidos estos datos, el primer ministro portugués, José Sócrates, reconoció que el Partido Socialista obtuvo unos resultados por debajo de lo esperado Presidenciales En Portugal se comienzan a predecir las primeras consecuencias de estas elecciones de cara a las presidenciales del próximo mes de enero. Es evidente que la rotunda derrota de João Soares en Sintra ensombrece la candidatura de su propio padre, Mario Soares, a la Presidencia de la República. Los socialistas apostaron en Soares para recuperar electorado en el centro del país pero ni en Sintra ni en Lisboa, donde Manuel Carrillo quedó muy por debajo de Carmona Rodrigues, lo han conseguido. Con esta victoria conservadora todo apunta a que el ex primer ministro, Cavaco Silva, va a presentar brevemente su candidatura a las presidenciales una vez que su partido ha conseguido recuperar la confianza de los portugueses y consolidarse como fuerza de la oposición. José Sócrates AFP lativas del 20 de febrero. El líder del partido naranja que sustituyó a Santana Lopes al frente del PSD el pasado mes de abril, entiende además que estos resultados reflejan la falta de confianza de los portugueses en el actual Gobierno y la necesidad de ideas claras y coherentes para sacar al país de la crisis. Noche negra para el PS En una noche negra para el partido socialista, uno de los pocos consuelos para el partido fue recuperar la alcaldía de Faro que estaba en manos del PSD. Sin embargo, los socialdemócratas La cumbre entre Ariel Sharón y Mahmud Abbas, aplazada por falta de preparación MARIO FERRER. SERVICIO ESPECIAL JERUSALÉN. Falta de tiempo es el argumento que han esgrimido al unísono israelíes y palestinos para aplazar en el último momento una cumbre entre sus máximos mandatarios prevista para hoy martes y a la que desde un principio acudían con demasiadas demandas y casi forzados por los intereses de Washington, capital a la que el presidente palestino, Mahmud Abbas, viaja el próximo día 20. Ayer, en una rueda de prensa en Ramala, era el portavoz de la ANP, Nabil Abu Rudaina, el primero en dar al traste con las últimas expectativas y anunciar que la cumbre se celebrará a finales de octubre o principios de noviembre porque no ha habido suficiente preparación Acto seguido fue el ministro de Exteriores israelí, Silván Shalom, el que, junto al subsecretario de Estado norteamericano, David Wel- ch, daba carpetazo a la que iba a ser la primera entrevista entre Abbas y el primer ministro israelí, Ariel Sharón, desde la retirada israelí de Gaza. La buena voluntad no ha escaseado esta vez y, en una muestra inusual de coordinación diplomática, un comunicado conjunto daba cuenta a los medios de prensa de que los esfuerzos que han hecho estos últimos días el asesor israelí, Dov Weisglass, y el negociador palestino, Saeb Erekat, no se han desvanecido y que a fin de preparar la agenda para un encuentro exitoso y productivo entre los dos líderes, se ha decidido la reactivación de los (dos) comités mixtos En esos foros, Israel y la ANP deberán resolver cuestiones tan espinosas como la retirada del Ejército de las ciudades cisjordanas y la puesta en libertad de presos palestinos, los dos obstáculos mayores. También el regreso de los deportados palestinos de Europa y la absolución condicional de cientos de milicianos buscados. De momento, no se ha informado de avances concretos pero se conoce un ligero progreso en las conversaciones sobre la apertura de la terminal de Rafah, y en el tráfico de personas y mercancías por Cisjordania. Detrás de la diplomacia Y mientras la diplomacia trata de mover sus pesados engranajes, ayer se produjeron tres nuevas víctimas palestinas en una franja de Gaza que no conoce descanso. Se trata de adolescentes desarmados que murieron el domingo a medianoche abatidos por el fuego de soldados israelíes junto a una verja en la zona fronteriza, al creer éstos que trataban de cruzarla o colocar un artefacto. Por su parte, el servicio secreto israelí dio a conocer ayer la reciente detención, en los distritos de Hebrón y Ramala, de 117 activistas islámicos que integraban tres comandos terroristas presuntamente implicados en el asesinato de cinco israelíes, entre ellos uno al que secuestraron y ejecutaron frente a las cámaras.