Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 9 10 2005 Internacional 31 Stoiber se ofrece como superministro alemán de Economía en una coalición La izquierda exigiría la cartera de Exteriores en un Gabinete encabezado por Angela Merkel b Los socialdemócratas aspiran a dar continuidad a su política de paz en un Gobierno con el mismo número de ministros para cada uno de los dos partidos GUILLEM SANS. SERVICIO ESPECIAL BERLÍN. El primer ministro de Baviera, Edmund Stoiber, está dispuesto a aceptar la cartera de Economía en una coalición entre conservadores y socialdemócratas dirigida por Angela Merkel. En declaraciones al diario Süddeutsche Zeitung, el que fuera rival del canciller Gerhard Schröder en las elecciones de 2002 hablaba ayer de un superministerio con amplias competencias, que incluirían Infraestructura y Tecnología. Son los ámbitos en los que he concentrado mi trabajo como primer ministro y en los que he tenido más éxito señaló. Fue prácticamente la única noticia fiable en un fin de semana marcado por el pacto de silencio que sellaron el jueves Schröder y la presidenta democristiana, Angela Merkel, tras la reunión pensada para aclarar quién de los dos encabezaría una gran coalición. El esperado goteo de filtraciones y rumores sigue su curso, y la revista Focus dice saber que la CDU CSU ofrece al SPD de Schröder ocho ministerios en un Gobierno Merkel, los mismos que tendrían los conservadores. A cambio, el primer ministro bajosajón, el democristiano Christian Wulff, propuso ayer en declaraciones a la Prensa regional dejar al SPD que decida con qué carteras quiere ver a sus ministros. El ministro de Economía Wolfgang Clement sirve sopa en una feria alimentaria una vez enterrado el experimento de la gran coalición. Los supuestos estrategas creen que el mejor candidato para plantearse esa fantasía socialdemócrata, que se basa en el ejemplo histórico de Willy Brandt, es Matthias Platzeck, que ya ha declarado que prefiere seguir al frente de su gran coalición en el Land de Brandeburgo. A falta de Platzeck, que se ha declarado amante de la provincia, la cabeza de la diplomacia alemana podría ser el propio Gerhard Schröder, asegura Süddeutsche Zeitung. Schröder segui- AP Exteriores, la prioridad De aceptar esas condiciones, la prioridad socialdemócrata sería asegurarse el Ministerio de Exteriores. En la Prensa se ha hecho un hueco la tesis de que el SPD continuaría así su política de paz con una figura carismática a la que podría catapultar a la Cancillería ría cuidando así sus buenas relaciones con Francia, Rusia y China, tan intensas y controvertidas que el ministro de Exteriores, el verde Joschka Fischer, parecía ocuparse sólo de Oriente Medio en los últimos tiempos, según coinciden varias lenguas maliciosas. El desenlace acabará con la mayoría de estas especulaciones la próxima madrugada. Schröder y Merkel repiten esta noche su reunión del jueves con Stoiber y el presidente del SPD, Franz Müntefering. La decisión no se dará a conocer hasta mañana.