Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 6 10 2005 Nacional EL DESAFÍO DEL ESTATUTO CATALÁN FISURAS EN EL PSOE 15 Sectores del Gobierno tachan de desleal el comportamiento de Maragall con Zapatero La exhibición de fuerza blindando el cuatripartito antes de acudir a La Moncloa acentúa el malestar b El presidente del Gobierno y el de la Generalitat coincidieron ayer en la necesidad del pacto y en intentar tar convencer al PP de que se sume a un gran consenso GONZALO LÓPEZ ALBA MADRID. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, recibió ayer en el Palacio de la Moncloa al de la Generalitat de Cataluña, Pasqual Maragall, para analizar conjuntamente el horizonte que se abre tras la aprobación por el Parlamento autonómico de la propuesta de un nuevo Estatut La entrevista se ha producido en un momento en el que, a pesar de que Zapatero ya ha expresado su propósito de enmendar los pilares fundamentales de la propuesta, la inquietud se ha adueñado de sectores del PSOE y del propio Ejecutivo, desde los que se acusa a Maragall de deslealtad hacia el presidente del Gobierno por no haber bloqueado en Cataluña un texto que, a su juicio, no sólo incurre en inconstitucionalidad sino que ha creado un lío mayúsculo del que va a ser muy difícil salir Además, los interlocutores consultados por ABC aluden, en tono crítico, al hecho de que, la víspera de su entrevista con Zapatero, el presidente de la Generalitat escenificara una exhibición de fuerza promoviendo una reunión con los portavoces del cuatripartito -ERC, ICV, CiU y PSC- -que apoyó la reforma para acordar una estrategia de unidad en contra de un recorte sustancial por las Cortes de las pretensiones recogidas en el texto. El PSOE no halla ex magistrados del TC para hacer su dictamen G. L. A. MADRID. El PSOE no ha logrado encontrar ex magistrados del Tribunal Constitucional que respondan al perfil que desea, y que estuvieran en disposición profesional y personal de poder colaborar, para elaborar el dictamen jurídico sobre la propuesta de nuevo Estatuto de Cataluña, según confirmaron ayer fuentes de su dirección. Ante ello, el dictamen jurídico sobre el que se quiere sustentar la posición política que fijará la ejecutiva del PSOE será encargado a cuatro catedráticos de Derecho Constitucional, que han sido seleccionados por el portavoz parlamentario, Alfredo Pérez Rubalcaba; el portavoz adjunto, Diego López Garrido; el secretario de Política Autonómica del PSOE, Alfonso Perales, y el secretario para Relaciones con las Cortes, Francisco Caamaño. La identidad de estos catedráticos no será dada a conocer hasta haber recabado su disponibilidad para acometer esta tarea. Entre los nombres que se manejan figura alguno que ya colaboró en la reforma del Estatuto valenciano. Maragall, ayer a su llegada al Palacio de la Moncloa Zapatero y Maragall acordaron transmitir una versión única de su entrevista, asentada en la idea de que aunque el pacto es difícil será posible, y con el único matiz de que la versión de la Generalitat omitía las objeciones al texto que, según la versión de la Moncloa, le trasladó el presidente del Gobierno. Sin embargo, a pesar de que las versiones oficiales, y especialmente la facilitada por los portavoces de Maragall, subrayaban el entendimiento entre ambos presidentes, sus declaraciones públicas reflejaron claras diferencias de partida. DANIEL G. LÓPEZ Maragall: Nación es irrenunciable Así, Maragall insistió ayer en defender la plena constitucionalidad del texto aprobado por el Parlamento de Cataluña, aunque, en una línea conciliadora, admitió que habrá que corregir las contradicciones y reiteraciones excesivas que pueda haber, y se mostró partidario de que pueda ser retocado aunque no en lo fundamental En declaraciones a Antena 3 Televisión, previas a su reunión con el presidente del Gobierno, Maragall sostuvo que debe mantenerse la declaración de Cataluña como nación ya que, según dijo, el de nacionalidad que figura en la Constitución se ha ido degradando y, a su juicio, debe existir una distinción con las comunidades que son regiones. A la pregunta de si es innegociable mantener dicho término, indicó que, siendo todo negociable en esta vida, si tuviera que responder de forma corta a dicha pregunta contesta- Zapatero reitera que habrá cambios Durante la entrevista de ayer, Zapatero trasladó personalmente a Maragall que- -como ha dicho públicamente- -para que la propuesta tenga el respaldo del PSOE precisa de modificaciones importantes en, entre otros, los apartados relativos a las relaciones de la Generalitat con el Estado, el modelo de financiación, la atribución de competencias y la unidad de mercado, así como de una fórmula que permita un encaje razonable y absolutamente constitucional del sentimiento de nación de Cataluña, que se incluye en el artículo 1 del Estatut con el artículo 2 de la Carta Magna, que reserva este concepto para España. Fuentes de la Generalitat indicaron que la reunión en Moncloa, de dos horas, sirvió para constatar el optimismo de Zapatero y Maragall en que la El jefe del Ejecutivo catalán regresará a Barcelona sin haber sido recibido en audiencia por el Rey tramitación del Estatuto llegará a buen puerto pese a las dificultades. Además, estuvieron de acuerdo en la necesidad de intentar hacer ver al PP que cometerá un error si obstaculiza la reforma y pierde la oportunidad histórica de estar en el gran consenso Por ello, ambos se mostraron convencidos de que debe producirse un gran pacto para que haya un Estatuto bueno para Cataluña y bueno para España y en que ello será posible con diálogo, pacto y Constitución ría que sí, es innegociable Negó, no obstante, que Cataluña pretenda con el nuevo Estatut romper España, algo que se afanará en explicar durante los próximos meses por todo el Estado. Maragall, que regresará a Barcelona sin ser recibido en audiencia por el Rey- -como había pedido- dijo también estar seguro y convencido de que el PSOE obtendrá los apoyos necesarios para sacar adelante la reforma del Estatut en las Cortes, con el apoyo de los aliados vascos, gallegos- -que sólo sumarían 173 votos- -y con CiU Por su parte, el portavoz parlamentario del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, sostuvo que su grupo dispone en el Congreso de una capacidad de maniobra muy amplia para corregir la reforma del Estatuto, que sólo precisa ser manejada con inteligencia Entre cuentas y argucias De momento, está garantizada la admisión a trámite, ya que sólo se opone el PP. En comisión, allí donde no prosperen sus enmiendas, el PSOE siempre puede tumbar los artículos que quiera modificar sometiéndolos directamente a votación. Y para la votación final, aunque las combinaciones son variables, contando con la disciplina de voto de todos los diputados socialistas- -164- -y con los seis votos que suman BNG, CC y CHA, para alcanzar los 176 votos mínimos que dan la mayoría absoluta requerida, tendría que sumar además el apoyo de uno de los siguientes grupos: PNV, ERC, CiU o PP.