Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 5 10 2005 11 Barreda apela en presencia del Rey a la unidad indisoluble y sin complejos de la nación española Atutxa deja la política a tres semanas de ser juzgado por no disolver el grupo de Batasuna el doble vallado y pasean entre los vecinos marroquíes de la zona, como pudo comprobar hace un año este corresponsal en el Arroyo de las Bombas, donde tuvo lugar la avalancha del jueves. De esta forma, cuando un subsahariano se dispone a trepar por el doble muro de alambre ya se encuentra en suelo español, aunque fuera de las verjas. Esto significa que todo aquel que logre pasar la primera de las vallas, con sólo poner los pies en el pasillo por el que ahora patrullan los militares, ya ha salido de Marruecos. La pregunta que muchos se hacen después de las últimas avalanchas es: si ese pasillo ya es España, ¿por qué las autoridades están levantando desde 2004 de tres a seis metros la segunda de las vallas, tanto en Ceuta como en Melilla, si los que saltan la primera ya han llegado a su anhelado destino? Un único soldado para custodiar un kilómetro de valla LAURA L. CARO MELILLA. Habían pasado 24 horas desde la última avalancha de inmigrantes que el domingo por la noche cruzó la alambrada por un tramo cercano al llamado Barrio Chino. Pues bien, a las dos de la madrugada del lunes, este diario pudo comprobar cómo en un recorrido de mil metros- -medidos con el cuentakilómetros de un vehículo- -sólo un militar español custodiaba ese trayecto. Iba por la zona de seguridad que separa las dos barreras de contención entre Melilla y Marruecos. Amplios tramos de la frontera, que en esta parte se describe en varias subidas y bajadas en cuesta, como una montaña rusa, podían verse completamente vacíos, en una imagen posiblemente similar a la que el domingo aprovecharon los 700 subsaharianos que intentaron entrar a Melilla, de los cuales 350 cumplieron su objetivo. Sobre la presencia militar en la zona que fue vulnerada el domingo y en aquella que, tradicionalmente, ha sido elegida por las turbas de inmigrantes clandestinos- -la denominada Rostrogordo- sendas unidades de la Policía Local permanecían a aquella hora cortando las correspondientes vías de acceso, haciendo imposible aproximarse a la valla desde el lado de Melilla. Por su parte, patrullas de la Guardia Civil fueron destinadas a pasar la noche frente a la fachada del Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) donde prácticamente la totalidad de los 350 africanos que habían penetrado en territorio español de madrugada pasaron la noche durmiendo en el suelo acomodados entre mantas. Desde su posición, se mantenían en contacto con otros vehículos Nissan de la Benemérita, que circulaban vigilando por la carretera que discurre pegada a la frontera, y también pidiendo uno tras otro la documentación a los ocupantes de los coches que encontraban a su paso. El CETI consiguió a mediodía de ayer levantar las tiendas de campaña necesarias para dar cobijo a los últimos subsaharianos llegados, con lo que según el portavoz de Cruz Roja, responsable del dispositivo asistencial de emergencia- -ya son alrededor de 1.600 los alojados en este complejo que, originalmente, cuenta con tan solo 480 plazas fijas. La de ayer es la tercera ampliación desde la avalancha de hace una semana. El Gobierno insiste en su política de verjas y anuncia una tercera en Melilla La CE enviará una comisión técnica a las ciudades autónomas para estudiar la situación ya han comenzado a instalarse nuevas cámaras en la verja y se van a reforzar las garitas de la Guardia Civil para protegerlas de posibles ataques ABC M. NÚÑEZ MADRID BRUSELAS. El Gobierno insiste en su política de construir vallas como medio para tratar de contener las continuas avalanchas de subsaharianos. Ayer se anunció que la frontera de Melilla con Marruecos contará con una tercera valla, mientras que en la verja de Ceuta se instalarán cámaras térmicas y de vídeo. De momento, ni la Delegación del Gobierno melillense ni el Ejecutivo han informado sobre las características de esta nueva infraestructura. El ministro de Interior, José Antonio Alonso, que comparecerá mañana en el Congreso, reconoció la necesidad de mejorar sustancialmente el vallado en cuanto a diseño y otras especificaciones En cuanto a Ceuta, la Delegación del Gobierno ha previsto proteger las garitas de la Guardia Civil distribuidas por el perímetro fronterizo con elementos antivandálicos para hacer frente a eventuales lanzamientos de piedras u otro tipo de objetos. Según fuentes policiales, la medida tiene como objetivo hacer menos vulnerable el lugar y proteger a los agentes del Instituto Armado. b En Ceuta La Prensa marroquí apunta a Argelia La Prensa marroquí dedicaba ayer parte de sus portadas al último asalto al vallado fronterizo entre Marruecos y Melilla, y algunos diarios piden a la Unión Europea (UE) que exija también responsabilidades a Argelia, al tiempo que critican el silencio de las autoridades marroquíes. El diario Aujourd hui le Maroc asegura que la UE está presionando a Marruecos para que firme un acuerdo endosándole la responsabilidad de repatriar no sólo a sus ciudadanos detenidos en Europa sino también la de todos los inmigrantes que habrían utilizado su territorio como lugar de tránsito En un editorial titulado El silencio de Marruecos este matutino señala que Europa busca agravar su posición ya insostenible Devolución automática El presidente de Ceuta, Juan Jesús Vivas, se refiere con frecuencia a las características especiales de extraterritorialidad de las dos ciudades autónomas españolas para reclamar un cambio legal. Vivas pide, y así lo declaró en una entrevista publicada ayer por ABC, que las autoridades de los dos enclaves estén autorizadas de manera especial a llevar a cabo la devolución automática de toda aquella persona que entre en Ceuta o Melilla de manera irregular procedente de Marruecos y sea extranjero Según él, esto aligeraría la presión migratoria en el Reino alauí y acabaría con las avalanchas de inmigrantes. Más guardias civiles La medida coincide con la llegada a la frontera de nuevas unidades de los Grupos Rurales de Seguridad de la Guardia Civil, en un número que no ha sido precisado, para reforzar la vigilancia en el perímetro. Los GRS patrullan la zona junto a las compañías de Regulares y la Legión que se encuentran desde la tarde del pasado viernes vigilando el perímetro. Por otro lado, se ha previsto instalar más cámaras en la zona en aquellos lugares donde las que hay ahora pierden visibilidad debido a la elevación de la valla a seis metros. Mientras, la Comisión Europea anunció ayer que ya ha respondido afirmativamente a la petición de ayuda realizada por el Gobierno español. Franco Frattini, vicepresidente de la CE y comisario europeo de Seguridad, afirmó ayer que al día siguiente de que se produjera oficialmente la petición de Madrid se tomó la decisión de enviar un equipo técni- LUIS DE VEGA co a Marruecos, Ceuta y Melilla para analizar la situación tras los recientes asaltos de inmigrantes ilegales. Frattini añadió que la UE tiene la responsabilidad de ayudar a Marruecos, ya que no se puede lanzar a bombo y platillo el Proceso de Barcelona de cooperación con el Mediterráneo y luego no ayudarles cuando tienen problemas, además en una zona que es una de las fronteras más sensibles de la Unión Europea Paralelamente al envío de la misión técnica, que incluirá pesonal de la Agencia Europea de Fronteras, la CE continúa las negociaciones con Rabat para intentar cerrar un acuerdo sobre la readmisión de inmigrantes ilegales, cuya negociación se desarrolla desde principios de 2003. El comisario se refirió ayer a esta reunión al asegurar que es hora de que Marruecos lance el mensaje de que se compromete con la lucha contra la inmigración ilegal firmando el acuerdo de readmisión antes de final de año. Por este acuerdo Rabat no sólo se comprometería a admitir a los inmigrantes que se encuentren en situación ilegal en la UE, sino también a aquellos que hubieran utilizado Marruecos como puerta de entrada en el territorio europeo.