Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 29 9 2005 Opinión 5 MEDITACIONES EL AMIGO ERNANDO iba para ministro (él lo daba por seguro) pero tuvo que cederle el paso a Espinosa por aquello de la cuota femenina Moraleda, próximo secretario de Estado de Comunicación, amigo, amigo de Zapatero y alumno, no muy aventajado, por cierto, de Rubalcaba en Químicas- -ha cumplido su papel en Agricultura, donde ha maniobrado para que Pérez Touriño sea hoy presidente de la Xunta de Galicia. Artífice del Plan Lácteo -ideado para distribuir cuota a bajo precio en las pequeñas ganaderías gallegas- -consiguió así arrancarle al PP un buen puñado de votos. Su nombramiento tal vez pueda molestar a algunos en Moncloa- -por cierto, ¿qué no le habrían dicho a Aznar si llega a colocar a un sindicalista al frente de la Comunicación del Gobierno? pero que no desesperen. No se descarta que alguien pueda ir a Agricultura. MARCO AURELIO F LEER Y PENSAR IRÁN, RIESGO DE CHOQUE FRONTAL LOS JUDÍOS EN ESPAÑA DE JOSEPH PÉREZ Marcial Pons Madrid, 2005 358 páginas 20 euros E Más que llaves Los judíos en España es un ensayo- compendio en el que Joseph Pérez (nacido en 1931 en Ariège, y catedrático de la Universidad de Burdeos) elabora sobre fuentes secundarias. Joseph Pérez se muestra más próximo de las conclusiones históricas de Ytzhak Baer, que de las de Américo Castro, que a menudo refuta. Desmiente la existencia de una España idílica con tres culturas conviviendo en armonía. Desmiente el tópico de una comunidad judía dedicada en exclusiva a asuntos monetarios. Explica la vida de los judíos- -cooperación, integración, exclusión, encriptación, conversión- -y sus vínculos con la vida política, social e intelectual en la España musulmana y en la cristiana. Aclara los motivos de la expulsión (a la que dedicó un estudio: Historia de una tragedia: la expulsión de los judíos de España) Y detalla, y es una de las partes más interesantes del libro, que podría haber preparado como una obra autónoma, la construcción del antisemitismo hispano. Las épocas moderna y contemporánea las sigue Joseph Pérez a través de la diáspora, y de la transformación de los judíos exiliados en sefardíes: sin abandonar su condición de minoría. FÉLIX ROMEO L consejo de gobernadores del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) votó el sábado 24 a favor del aplazamiento del envío de la carpeta de Irán al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. Se retrasa el envío pero se amenaza con él. Parece un asunto burocrático cuando es un volcán en erupción. Los tres ministros negociadores de la Unión Europea (Francia, Reino Unido y Alemania) han invitado a integrarse en su grupo al Alto Representante, Javier Solana. ¿Por qué la Unión Europea se ha aproximado a Estados Unidos en el pleito de Irán? Casi todo hoy son especulaciones. Los gobernadores del OIEA votaron a favor de este aplazamiento- advertencia por 22 votos (europeos, norteamericanos, canadienses, indios, surcoreanos... Sólo Venezuela votó en contra. Hubo 12 abstenciones, algunas relevantes, China, Rusia, Pakistán. Irán ha firmado el Tratado de No Proliferación. Chinos y rusos no ven DARÍO probadas las violaciones del TNP por VALCÁRCEL parte iraní y por ahora no quieren remitir el asunto al Consejo de Seguridad. Estamos ante un pleito jurídica, política y técnicamente endemoniado: además de muy peligroso. Los occidentales no confían en el nuevo presidente, Mahmoud Ahmadinejad, recién instalado en Teherán. Al mismo tiempo, los tres ministros europeos y Javier Solana quieren frenar cualquier decisión precipitada del presidente Bush. El departamento de Estado americano cree en la utilidad de la negociación. Pero nadie sabe si algún grupo próximo a la Casa Blanca puede convencer a Bush de la utilidad de la acción. Hay defensores del ataque: en un momento de fuerte caída en los sondeos, Bush podría lanzar una operación de castigo contra Irán. Un bombardeo selectivo de sus instalaciones de enriquecimiento de uranio (dos plantas, una de ellas subterránea) Los réditos, aseguran esos círculos, serían útiles para el presidente cuando los huracanes y el vendaval de Irak deterioran su imagen. Pero la secre- taria de Estado, Condoleezza Rice, cree que éste sería el momento peor para una prueba de fuerza. Tiene razón. El discurso de Ahmadinejad ante la Asamblea de la ONU contenía una extraña sucesión de citas coránicas. Pero en un punto el presidente iraní era irrebatible: Irán se ha movido, hasta hoy, dentro del respeto a la legalidad; ha reivindicado su derecho a desarrollar el uso pacífico de la energía nuclear y ha cumplido todos sus compromisos. Nadie puede adivinar si Irán busca de modo inmediato el arma nuclear. Las inspecciones del OIEA, en la práctica difíciles de burlar, pueden impedirlo. Estamos ante un asunto lleno de planos invisibles. Los servicios europeos han detectado una posibilidad remota de compra de un arma atómica por un ente no estatal, una posibilidad que enciende todas las alarmas. Incluso Rusia se ha alineado en este punto con europeos y americanos: Esperamos que Irán coopere activamente con el Organismo Internacional de la Energía Atómica para responder cuanto antes a las preguntas en suspenso ha declarado el ministro ruso de AA. EE. Si no toda, una parte de la decisión está en manos de los gobernadores del OIEA. El hecho de que algunos puestos en el consejo del Organismo cambien en octubre (Cuba y Siria serían gobernadores) no modificará el fondo de la cuestión. El consejo ha encargado al secretario general del Organismo, Mohamed ElBaradei, un nuevo informe sobre el acatamiento o violación por Irán de sus obligaciones como estado firmante del TNP, un viejo instrumento jurídico de los años de la guerra fría. Si los expertos de ElBaradei comprobaran que se ha avanzado en el enriquecimiento de uranio con fines no pacíficos, el envío al Consejo de Seguridad sería inevitable (el uranio se transforma primero en gas; si se centrifuga más allá de un límite, puede ser una señal significativa para los inspectores) Nadie puede prever cómo reaccionaría el presidente de Irán, mediatizado por el consejo chií. Irán podría quedar aislado y negociar entonces. Aunque no se deba excluir un choque frontal.