Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 MARTES 27 9 2005 ABC Nacional Abu Dahdah escucha la lectura de la sentencia junto con el resto de los acusados en el macrojuicio por los atentados de Estados Unidos EFE La Audiencia reduce a un total de 167 años las penas milenarias que pedía el fiscal por el 11- S Los jueces condenan a 18 de los 24 procesados y sólo vinculan a Abu Dahdah con la matanza célula española de Al Qaida ha sido condenado a 27 años de cárcel, la mayor pena impuesta hasta el momento por los atentados de Estados Unidos NATI VILLANUEVA MADRID. Mucho ruido y pocas nueces. Así se resume el fallo de la sentencia contra la célula española de Al Qaida con la que la Audiencia Nacional condena a 18 de los 24 procesados a penas que suman 167 años de cárcel- -el fiscal solicitaba más de 223.000 años- -y sólo vincula a uno de los acusados, a Imad Barakat Yarkas, alias Abu Dahdah con los atentados del 11 de septiembre en Estados Unidos. La relación de este individuo con aquella matanza ni siquiera se circunscribe a los actos preparatorios de los b El jefe de la ataques contra Estados Unidos, sino a un paso anterior: a la conspiración para la comisión de los atentados terroristas, lo que los jueces han castigado con quince años de prisión. Esta pena, sumada a la de 12 años por un delito de pertenencia a organización terrorista en grado de dirigente, convierte la condena de Abu Dahdah -27 años- -en la mayor impuesta hasta el momento en todo el mundo a un miembro de Al Qaida relacionado con el 11- S. (El primer condenado por estos hechos, el marroquí El Motassadeq, vinculado al comando de Hamburgo, fue condenado recientemente, después de que hubiera que repetir el juicio, a siete años de prisión) Respecto al resto de los condenados- -cuyas penas oscilan entre los 6 y 11 años de prisión- dos lo han sido por su condición de promotores dentro de la organización terrorista, 11 como simples miembros de la red de Al Qaida y cuatro como colaboradores de la misma. En este último grupo se encuentran el periodista de Al Yazira Taysir Alony y uno de los procesados para los que el fiscal solicitaba más de 74.000 años de cárcel: Driss Chebli, inmerso también en el sumario de los atentados de Madrid que instruye el juez Juan del Olmo. Este individuo ha sido condenado a seis años de cárcel, la menor de las penas impuestas a los miembros del grupo, al considerar los magistrados que no hay pruebas- -sino meras sospechas- -que le vinculen con los atentados del 11 de septiembre. También se ha librado de una condena milenaria el tercer procesado para el que el fiscal solicitaba más de 74.000 años de cárcel. Se trata de Basel Al Abrash Ghayoun, quien ha sido absuelto, junto con otras cinco personas, por falta de pruebas. En la sentencia, de 445 folios, la Sección Tercera de lo Penal de la Audiencia Nacional considera probado que los 18 condenados prestaron apoyo logístico y financiero a la red terrorista de Al Qaida. Aunque en un principio observaban una conducta aparentemente acorde con la legalidad vigente en España progresivamente empezaron a utilizar sus templos para intentar convencer a los que allí concurrían acerca de la imperiosa necesidad de defender a ultranza sus postulados religiosos e imponerlos a todo no creyente o infiel por cualquier medio, por coercitivo que fuera, incluyendo acabar con la vida de todo humano que se opusiera a la instauración de un Estado islámico. Esa función de adoctrinamiento que se impartía en España perseguía, añaden los magistrados, un objetivo concreto: reclutar a individuos para enviarlos a campos de entrena-