Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 Nacional LA POLÉMICA TERRITORIAL DOMINGO 25 9 2005 ABC FRANCISCO CAMPS Presidente de la Generalitat Valenciana Yo digo no a los privilegios de unas comunidades frente al resto El trámite de la reforma estatutaria en el Congreso le ha situado bajo los focos, muy a su pesar. Repudia las asimetrías que propugna Cataluña y defiende la inclusión en el Estatuto de la llamada cláusula Camps como garantía de la igualdad de derechos entre los españoles TEXTO: J. L. JARABA PEDRO A. ORTIZ FOTO: MIKEL PONCE -La reforma del Estatuto fue saludada por igual desde el PP, el PSOE y el Gobierno, y eso debe tener una lectura transversal en la política nacional. ¿Cuál es, a su entender? -En la Comunidad Valenciana el acuerdo significa entendimiento, tranquilidad y que a través de sus instituciones de autogobierno hemos ganado en bienestar. La reforma nos da más perspectivas de crecimiento. A nivel nacional, nos ratifica una Constitución fuerte que atiende perfectamente a una sociedad dinámica. No entiendo por qué algunas comunidades y partidos dicen que la Constitución ya no responde a la España del siglo XXI. Desde mi Comunidad decimos que la Constitución sí responde. ¿A quién beneficia más la reforma: a la centralidad que quiere subrayar Rajoy o a el eslogan de Zapatero de la España plural -La reforma refrenda los principios exigidos por Mariano Rajoy: Constitución como principio y fin y doble consenso. Es decir, la indispensable participación de los dos grandes partidos, gobierne quien gobierne. Y un tercer punto elemental: somos un Estado descentralizado en competencias y en capacidad legislativa. Eso significa que las comunidades tenemos que ser muy leales en nuestro actuar diario y en cuanto a la arquitectura institucional, y que un Parlamento autónomo nunca pueda emprender una reforma que signifique modificación de leyes cuya reforma sea competencia de las Cortes. -Hay voces en el PP que opinan que Rajoy y usted no deberían haber acompañado a Zapatero en el proceso de revisión estatutaria. -Lo que vi el martes fue a todo el Grupo Popular, incluida su dirección, donde prácticamente está todo el Comité Ejecutivo, aplaudiendo la reforma. Y a los diputados del PP votando a favor. -Ya, pero Zapatero acuña el término España plural para amparar determinadas reformas y validar alianzas, y ustedes se suman. -Usted parte de un error. La reforma valenciana no responde al proceso de Zapatero. Responde a la ambición de los valencianos de actualizar el Estatuto y consolidar la autonomía. Sólo responde al deseo de más de nueve años de intentar la reforma. ¿Y no podrían haber esperado un Las frases ESTATUTO VALENCIANO La reforma no responde al proceso de Zapatero, sino a la ambición de los valencianos por consolidar la autonomía y su bienestar MATRIMONIOS HOMOSEXUALES Confío plenamente en las decisiones de la dirección nacional. Creo en nuestras convicciones, en nuestra seriedad y en nuestro sentido de Estado, no en el regate LIDERAZGO DE RAJOY Ya lo creo que manda. No sólo manda, también ayuda. Creo a pies juntillas en la dirección nacional CONVENCIÓN DEL PP Rajoy y su equipo aportarán nuevas apuestas y se las confiarán a las personas que él considere oportunas para transmitírselas a la sociedad SUCESIÓN EN EL PP VALENCIANO He tenido en Rajoy un apoyo constante para sacar adelante cosas que tienen que ver con la vida interna de mi partido y con la apuesta política de mi Comunidad poco más para no contribuir a la desatada subasta competencial? -Estamos al servicio de los valencianos y de los españoles. Desde el primer momento hemos pensado en la Comunidad Valenciana y en España. Eso, a veces, no lo escucho desde otros sitios. ¿Cuál es el propósito de fondo de la cláusula Camps -Veinticinco años después, creo tajantemente que ninguna comunidad puede tener privilegios en relación al resto. Otros plantean asimetrías, y yo digo no. Todos los españoles somos iguales, vivamos donde vivamos. Eso significa que las comunidades deben tener las mismas facultades de competencias a desarrollar. Otra cosa distinta es que una comunidad las quiera. Yo, por ejemplo, no quiero policía autonómica. -De acuerdo, pero si Cataluña consigue una suerte de cupo a la vasca, ¿usted lo reclamaría y contribuiría a que todos lo pidieran con el riesgo de quiebra financiera del Estado? -Eso no va a suceder. Le puedo asegurar que ninguna comunidad del régimen fiscal común va a salir de él. Lo digo porque es bueno que la gente sepa que hay discursos que no responden a la realidad, porque las cosas son como son. Hay una singularidad fiscal para el País Vasco y Navarra, y para el resto, no. No hay más que hablar. -Su reforma hace referencia a los derechos históricos y al foralismo anterior a la Constitución y al Decreto de Nueva Planta. Esa lectura puede dar lugar a polémicas. -Se refiere al derecho civil única y exclusivamente. Es una disposición adicional que no forma parte del grueso del Estatuto. No son derechos históricos para blindar competencias. -Coincidiendo con este proceso revisionista hay voces dentro del PP y del PSOE que meditan pedir un pacto de Estado, como en su día fue el constitucional, que fije definitivamente los límites del desarrollo autonómico. ¿Cuáles son los límites? -La Constitución Española. -Pero la Constitución está abierta a reinterpretaciones periódicas. -Todo es subjetivo. ¿Y vería bien un hasta aquí -El pacto es la Constitución. Lo que hay que hacer es lo que el PP le dice al PSOE: lealtad en el desarrollo autonómico entre los dos grandes partidos. Pero el PSOE ha preferido hablar con ERC. El ejemplo lo tiene usted en mi Comunidad. El Gobierno no está por la labor de los grandes pactos. Ahora sólo firma acuerdos puntuales para hallar mayorías puntuales con gente que no cree en España, y España se construye con grandes pactos PSOE- PP. ¿Teme que el debate de enmiendas del Estatuto se convierta en una plaza pública donde los grupos minoritarios ensayen sus objetivos particulares? -Lo intentarán, pero al final no habrá nada. Con el PSOE hemos empezado este camino y con el PSOE lo terminaremos. No obstante, este proceso termina en las Cortes Valencianas, y allí cualquier modificación no querida por el PP no irá adelante. -Su reforma le ha puesto bajo los focos. Algo tendrá que decir sobre el, llamémosle así, debate de ideas en el PP. -El presidente del PP valenciano hablará de temas nacionales cuando Rajoy y la dirección le pregunten. -O cuando sea vicesecretario. -No, porque eso no se va a dar. ¿Se está produciendo un debate de ideas o se trata de una pugna entre supervivientes de un partido que ha sido desalojado del poder? ¿A qué se refiere con esa pregunta? -Me refiero a que se ha convocado una convención para preparar una oferta electoral, pero hay opiniones muy encontradas. ¿Se trata de ideas o de cuotas en el partido? -Me parece muy bien la propuesta de Rajoy de efectuar la convención, que es buena para alumbrar proyectos útiles para la sociedad a la que servimos. ¿Manda Rajoy todo lo que debe? -Ya lo creo. En lo que a mí me corresponde, le puedo asegurar que he tenido en él un apoyo constante y el que he requerido para sacar adelante cosas que tienen que ver con la vida interna de mi partido o, como en el caso del Es-