Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 La Entrevista DOMINGO 18 9 2005 ABC JUAN RAMÓN QUINTÁS Presidente de la Confederación Española de Cajas de Ahorros Las cajas no habrían llegado donde están si su gestión fuera política en vez de profesional Desde la presidencia de la CECA ha impulsado las alianzas entre las distintas cajas para que pudieran crecer. Cuando este sector se encuentra en el centro de la actualidad por la opa de Gas Natural sobre Endesa, sus ponderadas opiniones sirven para poner puntos de luz en la polémica TEXTO: A. LASO M. PORTILLA FOTOGRAFÍA: CHEMA BARROSO MADRID. La fuerte politización de la opa de Gas Natural, controlada por La Caixa, sobre Endesa, con Caja Madrid de accionista mayoritario, ha vuelto a poner otra vez en el centro de la polémica al sector de las cajas de ahorros. Su masiva presencia en áreas empresariales estratégicas está puesta permanentemente en tela de juicio por la presencia de políticos en sus consejos. El presidente de la Confederación Española de Cajas de Ahorros (CECA) Juan Ramón Quintás, rechaza ambas acusaciones y asegura que las cajas no podrían haber llegado donde están si su gestión hubiera sido política en lugar de profesional. ¿Qué justificó la entrada de las cajas de ahorros en el capital de las empresas? -Cuando era evidente que los tipos de interés se iban a hundir, las cajas tenían casi la mitad de su balance en deuda pública y en el mercado interbancario. Por eso tuvieron que optar por modalidades de remuneración más altas, como los préstamos a familias y a empresas y una pequeña parte, el 3 a participaciones empresariales, coincidiendo con el repliegue de la banca en el sector industrial. ¿Esta situación puede mantenerse durante mucho tiempo? -Los parámetros están comenzando a invertirse. Dentro de un año empezará un ascenso constante de los tipos, y en un par de años vamos a tener aquí las nuevas normas contables (Basilea II) que penalizan extraordinariamente las participaciones empresariales en recursos propios y dan una discrecionalidad absoluta al banco central de cada país, y todos sabemos cuál es la posición del Banco de España. Luego esto quiere decir que en dos o tres años les va a ser tremendamente oneroso meterse en participaciones empresariales, e incluso pueden empezarse a salir, y espero que en ese momento se garantice que existen otras fuentes de financiación que las sustituyen. Sería muy malo para este país que se obligara a las cajas a seguir en entornos económicos desfavorables para ellas. ¿Qué alternativas plantea para sustituir a las cajas como inversores industriales? Neutralidad ante la opa sobre Endesa ¿Cuál ha sido su actitud ante la opa de Gas Natural sobre Endesa, una vez que usted es consejero de la compañía eléctrica y presidente de la CECA? -En el mismo momento que me informaron de que se ponía en marcha la oferta pública de adquisición de acciones de Gas Natural, fui consciente de que podía existir un conflicto de intereses entre lo que serían mis obligaciones como consejero independiente de Endesa, en cuanto a defender los intereses de esa sociedad, en concreto de los accionistas minoritarios, y lo que podía derivarse por mi cargo de presidente de la Confederación Española de Cajas de Ahorros, ya que una de mis funciones es hacer de mediador o árbitro cuando exista algún conflicto de intereses entre algunas de las cajas. Por ese motivo, y siendo consciente de cual es mi primera prioridad, suspendí mi presencia en todos los órganos de Endesa, con lo cual me he separado por completo de este problema y tengo una posición de absoluta neutralidad. -Ésa no es mi responsabilidad. Estamos en un contexto de una economía integrada en la Unión Europea con unos mercados que también son más eficientes con fondos de inversión, de pensiones, que cada vez son más potentes. Lo que pido es que haya previsión. Las cajas hemos cumplido con nuestro papel, además ha sido una inversión empresarialmente extraordinaria y razonable, no especulativa ni de alto riesgo. Hemos financiado al país, hemos sustituido a la banca en un momento en que se replegaba, hemos ayudado a que las bolsas no se desplomaran, pero tal y como vienen las cosas parece que nos van a invitar a que nos salgamos. -Si tan negro pinta el panorama, habrá alguna forma de evitarlo... -Pero es una decisión que no está en manos de las cajas. Nosotros lo que hacemos es tomar decisiones racionales en el entorno de los parámetros que nos fijan el Gobierno, el Banco de España y los mercados. Y no se nos puede pedir más porque, aunque a veces se nos presenta como otra cosa, no somos entidades públicas. Si las cajas han entrado con fuerza en las participaciones empresariales es porque era lo que racionalmente correspondía en aquellos momentos. Si como parece el entorno va a cambiar, lo racional será que salgamos, y lo haremos. -Hay una crítica generalizada sobre la presencia de políticos en los consejos de las cajas. Por eso la opa de Gas Natural sobre Endesa está bajo sospecha, al estar inmersas La Caixa y Caja Madrid en la operación. -La perspectiva histórica nos puede aclarar las cosas. En 1977, la ley 22 90 pretendió democratizar las cajas con una profunda renovación de todos sus órganos de gobierno, incluyendo en éstos no sólo a los fundadores o a sus sucesores, sino también a todos los grupos que tienen interés en lo que hacen las cajas de ahorros. Así se dio participación también a los clientes, empleados e instituciones de interés general del territorio donde actúen, las universidades, fundaciones, etc. Y se configuró una estructura en la que la presencia de representantes políticos fue casi testimonial... -Pero en esa representatividad han metido mano todos los Gobiernos... -Esa primera remodelación la hizo UCD. Después, en 1985, gobernando el PSOE, se dio entrada a los organismos políticos y se concedió una enorme libertad de regulación a las comunidades autónomas, por lo que los políticos llegaron a ocupar el 76 de los órganos de gobierno de las cajas. Posteriormente, el Ejecutivo del PP puso el límite de representación política en el 50 Hoy por hoy, en el conjunto de las cajas, los representantes de los poderes públicos son del 42 ¿La presencia política en sus órganos de gobierno ha facilitado a las cajas su gran desarrollo? -El gran desarrollo se produce cuando a las cajas se les autoriza a competir con la banca, ya que antes sólo podían ocuparse de las cartillas de ahorros y de los préstamos hipotecarios. La gestión ordinaria de las cajas es estrictamente profesional, y en su operativa ordinaria afortunadamente no hay interferencias políticas. De hecho, el sector de las cajas no estaría donde está si su gestión fuera política en vez de profesional. -Los bancos acusan a las cajas de tener un fuerte desarrollo porque no tienen que repartir dividendos, aunque ustedes digan que dedican sus ganancias a obra social. -Si estuviéramos tirando los precios en el mercado o nuestra rentabilidad fuera baja, podrían decir eso. Si además luego se mira la rentabilidad sobre recursos propios se observa que el nuestro es superior al de la banca (siendo una de las mejores bancas del mundo) Lo que quiero decir es que juzgados estrictamente como banco privado somos más rentables que ellos. Somos distintos en que mantenemos abiertas sucursales que dan pérdidas, pero para evitar la exclusión financiera y eso no nos da vergüenza, nos enorgullece.