Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 13 9 2005 Nacional 15 La agresión de independentistas a militantes de ERC desata las iras de Carod Maragall rechaza ultimátums y Mas advierte de que hoy hará su última oferta republicano condena a los radicales que agredieron a ERC durante la Diada y acusaron a su partido de traidor por pactar con el PSC y el PSOE IVA ANGUERA DE SOJO BARCELONA. El presidente de ERC, Josep Lluís Carod- Rovira, tuvo que jugar ayer un papel inédito para él: el de crítico hacia los grupos radicales que año tras año aprovechan la celebración de la Diada de Cataluña para defender sus propuestas a garrotazos. Esquerra no tiene ninguna simpatía hacia una panda de freaks fascistas y marginales sentenció Carod en referencia al grupo de independentistas radicales que el domingo echaron de forma violenta a los militantes de ERC del Fossar de les Moreres, tradicional centro de reunión de los partidos independentistas durante la celebración del Onze de Setembre Los incidentes se saldaron con dos militantes de Esquerra lesionados y el desmantelamiento de la caseta de esta formación en el Fossar, plagado esta vez de carteles con la fotografía de Carod- Rovira dando la mano a Su Majestad el Rey bajo la acusación de botifler (traidor) La formación republicana, que inicialmente no quiso llamar la atención sobre un enfrentamiento que de hecho marca el distanciamiento de la parte más radical de su electorado, se refirió ayer en este tono crítico a los hechos, pero dejó en manos de la Generalitat cualquier iniciativa legal. De hecho, el presidente de la Generalitat, Pasqual Maragall, anunció en una entrevista concedida a TV 3 que ya ha pedido a la consejera de Interior, Montserrat Tura, que el Gobierno catalán investigue los hechos. Maragall, quien recordó que las primeras agresiones de este tipo las sub El líder Denuncian presiones para apoyar el Estatuto Ciutadans de Catalunya plataforma de intelectuales que promueve un partido no nacionalista, acusó ayer al Gobierno de coaccionar de manera explícita o implícita a la sociedad civil catalana para lograr adhesiones al nuevo Estatuto. En un comunicado, esta plataforma, formada entre otros por intelectuales como Albert Boadella o Félix de Azúa, considera que todas las coacciones que durante estos días se ejercen desde los poderes públicos sobre la sociedad civil para que se manifieste a favor del Estatuto revelan el carácter autoritario del actual gobierno nacionalista. Sus formas de actuación no son diferentes, y probablemente son peores, que las utilizadas por los gobiernos de CiU ría Ruiz Casado en Sant Adrià y Francisco Cano en Viladecavalls. El PP catalán, por su parte, se apresuró ayer a condenar la agresión a ERC y celebró que el dirigente del PSC haya ordenado inmediatamente una investigación al respecto. El portavoz adjunto del PP en el Parlamento autonómico, Daniel Sirera, pidió sin embargo, que también lo haga cuando los agredidos no sean sus socios Al margen de esta polémica, el debate político catalán regresó ayer a los últimos compases de la negociación para la reforma estatutaria, a tres semanas de la fecha tope aceptada marcada por Maragall y aceptada por los partidos. El presidente de la Generalitat, y el líder de ERC coincidieron en rechazar condiciones sine qua non y ultimatums en la recta final de la negociación del Estatuto, después de que el líder de CiU, Artur Mas, señalara el pasado domingo que la propuesta de financiación que la federación nacionalista planteará hoy será la última Mas reitera el ultimátum Josep Lluís Carod- Rovira condenó las agresiones EFE Carod afirma que Esquerra no tiene ninguna simpatía hacia una panda de freaks fascistas y marginales frieron en Cataluña militantes del PP, reconoció que llevamos demasiados años de permisividad con este tipo de violencia El presidente de la Generalitat destacó que en 2000 unos muchachitos comenzaron a gritar pim, pam, pum concejales del PP y que al cabo de un año o menos asesinaron a dos concejales del PP los ediles José Ma- En ese sentido, Mas hizo caso omiso de las advertencias y reiteró ayer el ultimátum de su formación: La voluntad de CiU de hacer propuestas tiene un límite. Esperamos que el tripartito acepte nuestra propuesta de financiación y si puede ser sin negociarla, mejor Maragall había pedido, en declaraciones a TV 3, que nadie haga de ningún punto del Estatuto; sea político, financiero o social; una condición sine qua non Que siempre haya una puerta abierta al diálogo El presidente del tripartito hacía esta advertencia desde el papel de árbitro que intenta arrogarse en esta negociación, ante la reunión que esta tarde volverán a mantener los ponentes de los tres partidos del Gobierno con CiU, en la que previsiblemente se pondrá sobre la mesa la nueva propuesta de financiación de la federación nacionalista. Andaluces por el cambio recibe el apoyo de intelectuales y sindicalistas JOSÉ CEJUDO SEVILLA. Yo veo con cierta lógica la incorporación de personas procedentes de la izquierda política al proyecto de Andaluces por el cambio porque en nuestra Comunidad autónoma ciertamente el pensamiento conservador lo tiene el PSOE, mientras que la mentalidad crítica, que siempre ha caracterizado a la izquierda, ese espíritu crítico e innovador, no lo puede tener un Partido Socialista que lleva tantos años en el poder De esta forma explica en declaraciones a ABC el historiador cordobés Juan José Primo Jurado la razón por la que, entre los primeros 103 integrantes de la plataforma Andaluces por el cambio -auspiciada por el presidente del PP- A, Javier Arenas, y apadrinada en su presentación en Málaga el pasado sábado por el presidente nacional del partido, Mariano Rajoy, -aparezcan un buen número de personalidades vinculadas a la denominada izquierda tradicional Una renovada izquierda que ha estado alimentada por los sindicatos mayoritarios, como UGT y CC. OO. el movimiento vecinal, o los intelectuales que han tenido su principal campo de actuación en las cátedras universitarias. Junto a ellos aparecen en este listado nombres como los de Rafael Barberi Ruiz, presidente de la Asociación de Vecinos La Laguna de Cádiz, que destaca por su significación progresista; Antonio Barreda Alcobet, presidente del Comité de Empresa de la Consejería de Salud y dirigente de UGT de Sevilla; o Antonio Gabarrón, de CC. OO. de Prisiones de Cádiz. Pero es quizás el nombre de Isidoro Beneroso, ex concejal del PSOE en el Ayuntamiento de Sevilla y ex presidente de la Caja de Ahorros de El Monte, uno de los que ha dado mayor realce al proyecto impulsado por Javier Arenas. Es, sin duda, la personalidad que más ha chocado a la dirección del PSOE andaluz.