Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
88 DOMINGO 11 9 2005 ABC Economía El precio del gasóleo se acerca cada vez más al de la gasolina pese a los menores impuestos Este verano, la diferencia no ha superado los 6 céntimos mientras que en 2001 llegó hasta los 16 b Las especificaciones medioam- bientales y el aumento de la demanda han hecho que el gasóleo de automoción sea más caro antes de impuestos que la gasolina MIGUEL LARRAÑAGA MADRID. Si el gasóleo de automoción sigue costando menos que la gasolina en las estaciones de servicio españolas es sólo por la menor carga fiscal que soporta. De hecho, según los datos del Ministerio de Industria, un litro de gasóleo costaba en nuestro país una media de 50,1 céntimos de euros el pasado mes de julio, mientras que un litro de gasolina sin plomo de 95 octanos tenía un coste bruto de 45,3 céntimos. A partir de estos precios de partida, Hacienda carga con 37,17 céntimos por litro la gasolina de 95 octanos y con 26,99 cada litro de gasóleo de automoción en concepto de impuesto especial sobre hidrocarburos. Es por esta diferencia que el gasóleo es más barato. Sin ella, según explican los expertos, ocurriría lo que ya pasa en el Reino Unido, el único país comunitario que no subvenciona fiscalmente el gasóleo y donde este combustible es más caro que la gasolina desde hace tiempo. Este encarecimiento del precio del gasóleo es debido, al decir de los analistas, fundamentalmente a dos razones. Por un lado, la demanda europea de gasóleo se ha disparado y España ha seguido en este camino la senda marcada por los principales países, en especial Alemania. El pasado año, el 65,1 de los nuevos coches matriculados en nuestro país era diésel, cuando en 1991 apenas si llegaban al 10 del total. En segundo lugar, las exigencias medioambientales al gasóleo que se comercializa en los países de la UE se han endurecido mucho en los últimos años, de lo que resulta un combustible más caro de refinar y, sobre todo, más escaso. Evolución del consumo de combustibles en España (Millones de toneladas) Gasolinas 8,540 8,489 8,217 8,048 7,721 27,781 26,939 24,992 Gasoleos +28,22 30,046 32,045 -9,6 2000 2001 2002 2003 2004 2000 2001 2002 2003 2004 Infografía ABC no y que éstas se acorten en invierno. Siguiendo esta pauta, encontramos diferencias de 16 céntimos en los precios en los veranos de 2000 y 2001, de 14 céntimos en junio de 1999 y de 2004 y de 13 céntimos en 2002. Por el contrario, en enero de 1999, 2000 y 2004 oscilaron en torno a 10 céntimos, en 2003 rondaron los 9 céntimos y sólo en 2001 se situaron en torno a 7 céntimos. Frente a estos valores, este año se han batido todos los récords, con una diferencia de precios que en enero pasado fue como media de 3,7 céntimos por litro y que entre junio y agosto se ha situado entre 6 y 6,5 céntimos por litro. Lo peor es que, según cuentan los expertos, la dinámica de acercamiento entre el precio del gasóleo y el de la gasolina, salvo un radical cambio en las estrategias energéticas europeas, no va a detenerse. Diferencias de precio entre gasolina y gasóleo (En por litro) Gasolina 95 Gasóleo A 0,528 0,555 0,647 0,683 0,732 0,714 0,676 0,690 0,727 0,670 0,695 0,746 0,808 0,888 0,930 Rehacer las cuentas Cada vez son más lo vehículos movidos por motores diésel que circulan por las carreteras europeas, a pesar de que sus precios son superiores a los de sus homólogos con motorizaciones movidas por gasolina. Ha calado en la gente que el diésel es más barato y que las diferencias en el precio de los coches se recuperan haciendo un determinado número de kilómetros explican los analistas al tiempo que subrayan que esta ecuación debe ser rectificada conveniente. No es lo mismo hacer la cuenta con aquellas diferencias de 15 céntimos por litro que ahora con cinco a seis céntimos. Para amortizar la diferencia de precio ahora hay que hacer muchos más kilómetros que antes indican. Desde la industria automovilística se subraya, sin embargo, que la tendencia hacia la dieselización del parque es cada vez más acusada. Los fabricantes han concentrado todos sus esfuerzos en los últimos años en conseguir motores diésel más eficientes, ecológicos y potentes, hasta el punto de homologar sus prestaciones con sus hermanos de gasolina pero con menores consumos e incluso menos emisiones medioambientales. Es lo que demandan los clientes subrayan fuentes de los fabricantes europeos. Por estos factores, los expertos subrayan que debemos acostumbrarnos a convivir con unas diferencias de precios entre el gasóleo y la gasolina que en ocasiones será mínima hasta que más refinerías puedan cumplir los requerimientos medioambientales europeos pero para eso será necesario tiempo ya que, con un análisis absolutamente pegado al terreno no hay nada que incentive a una refinería rusa. por ejemplo, a invertir para conseguir Diferencia 0,111 0,135 0,104 0,157 0,068 0,166 0,086 0,129 0,102 0,122 0,105 0,147 0,037 0,061 0,063 Infografía ABC 1999 2000 2001 2002 2003 2004 Enero Junio Enero Junio Enero Junio Enero Junio Enero Junio Enero Junio Enero 0,639 0,690 0,751 0,840 0,790 0,877 0,762 0,819 0,829 0,792 0,800 0,893 0,845 0,949 0,993 2005 Junio Agosto Precios medios Déficit de gasóleo La exigencia de que el gasóleo no pueda sobrepasar determinados niveles de emisión de azufre, plomo o dióxido de carbono no sólo supone que hay que afinar los procesos de refinado para cumplir las exigencias comunitarias, sino que muchas refinerías de terceros países que surtían al mercado comunitario han dejado de hacerlo. Europa es, en general, deficitaria en gasóleos y suplía esta falta comprando gasóleo en terceros países, fundamentalmente Rusia. Sin embargo, no todas las refinerías de las que antiguamente se surtía Europa han acometido las inversiones necesarias para cumplir las nuevas exigencias, por lo que mayor demanda es cubierta por menor oferta, con el lógico resultado de un encarecimiento del producto. Es más, son muy pocas las refinerías de fuera de Europa que han invertido en estos requerimientos medioambientales. A esta dinámica se suma el habitual factor estacional de los combustibles. En invierno aumenta la demanda de gasóleo por el encendido de las calefacciones, mientras que en verano repunta algo el consumo de gasolina por el efecto de las vacaciones estivales. Por ello, en invierno es más caro el gasóleo y en verano la gasolina. Este factor lleva a que las mayores diferencias de precios entre la gasolina sin plomo y el gasóleo se produzcan en vera- En Gran Bretaña ya cuesta más un litro de gasóleo que de gasolina, al no existir diferencias en el impuesto de hidrocarburos Entre los años 2000 y 2004 el consumo de gasóleo ha crecido en España un 28,22 mientras el de gasolinas se ha reducido un 9,6