Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
108 Los sábados de ABC SÁBADO 10 9 2005 ABC EN LA IXL GOYESCA DE RONDA La décima Goyesca de Francisco Francisco está llamado a coger el bastón de mando de la Goyesca Estas palabras de Antonio Ordóñez cobran especial relevancia hoy. Su nieto hace su décimo paseíllo en la emblemática plaza de Ronda TEXTO: FERNANDO CARRASCO FOTOS: ABC Y EFE n 1995, concretamente el 9 de septiembre, cuando Francisco Rivera Ordóñez se enfundó por vez primera el vestido de goyesco en la Real Maestranza de Caballería de Ronda (Málaga) La fotografía superior que ilustra estas líneas es de aquel día. Posa quien entonces acababa de tomar la alternativa en la Feria de Abril de Sevilla con el alma mater de la Goyesca, el maestro de maestros y a la sazón sangre de su sangre: Antonio Ordóñez Araújo, su abuelo materno y quien guió los pasos taurinos de un Francisco Rivera Ordóñez que comenzaba a despuntar en el mundo de los toros. Ya lo había dicho el maestro de Ronda en una entrevista a ABC: Francisco está llamado a coger el bastón de mando de la Goyesca A servidor aquellas palabras, pronunciadas en su despacho de la plaza de toros rondeña, se le quedaron incrustadas de tal manera que, cuando se acerca esta fecha, siempre las recuerda. Ese bastón de mando de uno de los festejos más emblemáticos que hay a lo largo de la temporada taurina ya lo tiene empuñado quien ha sabido seguir los pasos del hijo de Cayetano Ordóñez El Niño de la Palma su bisabuelo, dotándolo quizás de otros componentes que puedan alejarse de lo estrictamente taurino pero que sigue suscitando el interés no sólo de los aficionados españoles. Fuee Ahora, desde aquel día de septiembre de 1995, Rivera Ordóñez ha seguido llevando adelante la Goyesca. Este año cumple su décimo paseíllo en tan trascendental corrida de toros. Compartirá cartel con El Cid, que reaparece tras la grave luxación de codo que sufrió el pasado domingo, el malagueño Salvador Vega y el rejoneador Joao Moura hijo. En verdad, éste debía de ser el undécimo de Francisco Rivera. Lo que ocurre es que los toreros están expuestos a las lesiones y cornadas. Por ello, y aunque su nombre rezaba en los carteles de 1997, no pudo actuar debido, precisamente, a una lesión. Tardes de gloria Por lo tanto, la de esta tarde será su décima Goyesca. Puede parecer que ha batido récords el nieto de Antonio Ordóñez. En verdad, quien más toreó este festejo fue, a qué dudarlo, su abuelo, que hizo el paseíllo en un total de 18 ocasiones. Pero la de esta tarde también tiene un significado especial. Rivera Ordóñez iguala el número de goyescas toreadas por otro diestro al que Ordóñez profesó una predilección especial: José María Dolls Abellán, José María Manzanares en los carteles. Diez paseíllos de un torero querido, admirado y alabado por la afición rondeña. Un torero, además, que sigue en activo a pesar de los años de alternativa- -y ahora para paladearlo mucho mejor en cada actuación- -y que ha tenido la gran suerte y satisfacción de compartir cartel con el abuelo y el padre de Rivera Ordóñez en la Goyesca. Por supuesto, tam- Rivera Ordóñez sonríe tras cortar cortar dos orejas en la Real Maestranza de Caballería de Ronda en 2002