Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
52 LUNES 5 9 2005 ABC Cultura y espectáculos LXII MOSTRA DE VENECIA Matt Damon Actor Hollywood debería reinventarse y dejar de repetirse tanto El actor se personó en el Lido para presentar su última película, El secreto de los hermanos Grimm a las órdenes de Terry Gilliam y coprotagonizada junto al australiano Heath Ledger TEXTO: TONI GARCÍA FOTO: AP VENECIA. Es uno de los mejores actores de su generación y el más valorado (ha cobrado 20 millones de dólares por su última película) Matt Damon ha conseguido en los últimos cinco años combinar géneros y presupuestos con resultados espectaculares: su papel de Jason Bourne o su participación en Ocean s Eleven y Ocean s Twelve le han convertido en una estrella. En Venecia presenta su último trabajo, El secreto de los hermanos Grimm a las órdenes de Terry Gilliam. -Parece que últimamente está trabajando mucho. -Sí, la verdad es que estoy en uno de esos períodos donde parece que tengo libertad absoluta para hacer lo que más me gusta y lo aprovecho. He hecho Syriana con George Clooney, y The departed con Martin Scorsese, y justo he acabado The good sheperd con Robert de Niro... así que creo que ha llegado el momento de tomarme un tiempo libre. -En el caso de El secreto de los hermanos Grimm parece que se habla más de los problemas del director con los productores que de la película en sí. -Sí, estoy de acuerdo, parece que sea su epitafio, que si problemas aquí, que si problemas allí, y eso está perjudicando un trabajo maravilloso. Lo peor es que no es verdad: lo que hubo fue un problema entre Harvey Weinstein y Terry Gilliam. El productor quería las cosas de una manera, y Terry de otra. Se pelearon y Terry decidió que no volvería a hablar con él hasta que acabara el rodaje. Así que durante el proceso de filmación todo fue como la seda... Es triste, porque no podemos hablar de una película de 80 millones de dólares basando cualquier comentario no en la película sino en los problemas. -Pero también se dice que el perfeccionismo del director les causó algu- Matt Damon, ayer, en la 62 edición de la Mostra veneciana nos problemas. ¿Es cierto? -No, no es cierto. Es verdad que Terry puede hacer 70 tomas de la misma escena, y seguir con ello hasta que le parezca que todo está correcto, pero creo que es bueno para los actores trabajar así, exprimiendo todas las opciones hasta encontrar la mejor. Es decir, Heath (Ledger) y yo entramos en el proyecto porque queríamos hacer una película con Terry Gilliam, eso tiene sus pros y sus contras, y los pros fueron definitivamente mucho mejor que los contras. Es una persona con una visión absolutamente única del cine y eso es algo inaudito en la industria. -Usted es miembro de una generación en la que aún se acostumbraba a escuchar cuentos infantiles. -Por supuesto, de hecho mi madre solía leerme historias de los hermanos Grimm, recuerdo que en casa teníamos un libro de tapa dura que me leía cada noche, y bueno, me encantaba escuchar esos cuentos. Todo ha cambiado, pero entonces no había MTV, ni Play Station y la televisión no canibalizaba nuestras vidas. -Hace diez años, decía usted que sólo quería ser un chico americano normal y corriente. ¿Y ahora? -Pues sigo queriendo ser un chico americano normal y corriente. Lo único que ha cambiado es que las cosas me han salido bien y estoy en una posición de privilegio, pero lo demás sigue exactamente igual. ¿Cómo ha sido su relación con Heath Ledger, que interpreta a su hermano en la película? -Muy buena, la verdad es que a veces tenía que esforzarme por recordar que