Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 3 9 2005 21 Sarkozy desaloja en París a los primeros okupas de edificos insalubres para evitar incendios La Policía palestina patrullará con material español en las colonias judías evacuadas en la Franja de Gaza La desesperada huida de una prisión infernal sobre las aguas NUEVA ORLEÁNS. El pánico es dueño y señor de los dos colosales e improvisados refugios de la ciudad devorada por el poder del Katrina La eterna espera de un rescate que parece no llegar nunca ha sumido en la desesperanza a los miles de ciudadanos de Nueva Orleáns que permanecen recluidos en el centro de convenciones y en el Superdome rodeados por una marea oscura de aguas ponzoñosas, mientras sus fuerzas desfallecen minuto a minuto. La llegada de los autobuses de evacuación es saludada con amplias dosis de angustia y frenesí. En el interior de los refugios el drama renace cada vez que llega un equipo de rescate. La histeria se apodera de los refugiados que tratan de huir desesperados. Dolores Muñoz, la diputada del PSC, su marido e hijo, junto a otra familia de españoles, se encuentran en las gradas superiores del centro de convenciones, lo que dificulta sobremanera el acceso a la salida del edificio cuando llegan las unidades de salvamento. En la imagen, Lee Bemboom lleva a su hijo de sólo once meses, en busca de ayuda, rodeada de cientos de prisioneros de la furia del huracán en las inmediaciones del centro de convenciones de la gran ciudad del Estado de Luisiana. AP zonas costeras y fluviales- -solicitó un presupuesto de 105 millones de dólares para Nueva Orleáns. La Casa Blanca cercenó esa partida a 40 millones. Cantidad que el Congreso incrementó ligeramente a 42,2 millones pese a no tener reparos en aprobar proyectos como la construcción de un puente, valorado en 231 millones, para una pequeña e inhabitada isla de Alaska. Polémico proyecto conocido como el puente a ninguna parte y que simboliza las caprichosas y politizadas prioridades presupuestarias de Washington. En mitad de este furor político, y tras cuatro días de bochornosa espera, el primer gran convoy militar con suministros y tropas de la Guardia Nacional ha conseguido llegar hasta diversos puntos del centro de Nueva Orleáns, ciudad donde ayer los bomberos, sufriendo de una irónica falta de agua, intentaban combatir varios incendios. En cuanto al éxodo de refugiados hacia Texas, agilizado con la llegada de más autobuses, el estadio Astrodome alcanzó durante la madrugada del jueves al viernes su máxima capacidad con 11.000 refugiados, forzando la apertura de un cercano centro de exposiciones como albergue temporal. Las autoridades de Texas preparan lugares adicionales en Dallas y San Antonio para acoger a 75.000 personas. Primeros rescates de españoles atrapados por la catástrofe ANDRÉS TORRES MADRID. Todos los esfuerzos Esta es la máxima que ha trasladado el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, a todas las legaciones diplomáticas de nuestro país, donde bulle un trabajo frenético, para ayudar en las tareas de rescate de los españoles que todavía permanecen atrapados en Nueva Orleáns bajo la garra del caos legado por el Katrina Hasta el momento son dos las familias españolas identificadas que se han visto afectadas por el ciclón. Una de ellas es la de la diputada del PSC Lourdes Muñoz, que se encuentra prisionera en el centro de convenciones de la capital del jazz, con su marido y su hijo de diez años. Asimismo, el presidente del Gobierno Foral de Navarra, Miguel Sanz, informó ayer que una familia catalana de origen navarro, víctima del azote del Katrina ha sido localizada en el Convention Center de la gran ciudad de Luisiana, donde se encuentran otros cinco españoles. Por otra parte, Clara Díaz Oneca, también de origen navarro, su marido catalán, Josep Fusté, ambos funcionarios de la Generalitat de Cataluña, y su hijo Aitor, de 18 años, forman parte del grupo de españoles recluidos forzosamente en Nueva Orleáns. En este sentido, el Gobierno catalán confirmó ayer a través de una nota que esta familia ha sido trasladada al aeropuerto de la ciudad y está fuera de peligro tras pasar varios días en plena calle, sin comida ni bebida. Del mismo modo, en un comunicado emitido ayer por la tarde, la Embajada de España en Washington admitió haber recibido noticias directas de la evacuación de la familia española que fue sorprendida por el huracán en el hotel Monteleone así como de Una tercera familia española podría sumarse a los miles de afectados por el azote del Katrina otros ciudadanos españoles que se hallaban en la zona del desastre y que ya se encuentran a salvo. A lo largo del día, se sucedió la confusión sobre una posible tercera familia española encerrada en la maquiavélica prisión diseñada por el Katrina José Pintor, de la Oficina de Información Diplomática en Madrid, atendió ayer la llamada de ABC y pidió prudencia antes de pronunciarse al respecto. Lo cierto es que varias llamadas de familiares en España alertando sobre la desaparición de sus parientes han puesto sobre aviso a las autoridades tanto en nuestro país como en EE. UU. Pintor describió como una locura las jornadas de trabajo, en una dramática carrera contra el cronómetro, a las que se están enfrentando nuestros diplomáticos. En esta misma dirección, y con la cautela como premisa, se pronunciaron tanto la Embajada en Washington como el consulado español en Houston, ciudad a la que están siendo evacuadas las víctimas. El resto de españoles afectados por el huracán, entre ellos un grupo de estudiantes que llamó desde Misisipi, se han puesto en contacto con los respectivos consulados y Embajadas de nuestro país para dejar constancia de que se encuentran fuera de peligro.