Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 Nacional VIERNES 2 9 2005 ABC Rajoy estudia con su equipo ampliar los frentes de oposición en el nuevo curso El líder del PP se lleva a su núcleo duro a Segovia para diseñar la estrategia de Segovia sirve para que, por primera vez desde las polémicas declaraciones de Piqué, los principales líderes del PP se vean las caras J. L. LORENTE MADRID. El presidente del PP, Mariano Rajoy, se marchó ayer a Segovia para diseñar con los dirigentes de su máxima confianza en el partido la estrategia en el nuevo curso político. Las reuniones- -que se prolongarán hasta mediodía de hoy- -tienen por objeto, entre otros asuntos, ampliar los frentes de la oposición ante lo que creen desgaste del Gobierno socialista, según confirmaron diversas fuentes del partido a ABC. Rajoy no quiere que el debate político del próximo curso se centre única y exclusivamente en la polémica sobre el modelo de Estado, con las reformas constitucionales y estatutarias puestas en marcha por el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero. Su intención es que los próximos meses se hable también de otras materias que, en su opinión, interesan más a los españoles, como la marcha de la economía, las reformas educativas y los problemas derivados de la inmigración. El líder de la oposición pretende que su partido lleve la iniciativa en estos asuntos y, para ello, exige a los dirigentes del PP un mayor esfuerzo centrado en la presentación permanente de alternativas a la labor gubernamental. b El encuentro del Parador Asimismo, está previsto que el núcleo duro de los populares prepare la entrevista que Rajoy y Zapatero mantendrán el próximo lunes en el palacio de la Moncloa, la propuesta del Gobierno sobre financiación sanitaria que se discutirá en la Conferencia de Presidentes del próximo día 10 y el relevo de Manuel Fraga al frente del PP gallego. Las habituales reuniones de los lunes quedaron inesperadamente canceladas tras las palabras del líder del PP catalán en las que pedía un giro al centro y un cambio de caras en la dirección del partido. Mariano Rajoy ha dejado que el asunto se enfríe y, tras las pausa veraniega, retoma los maitines esta vez con un encuentro de dos días. Precisamente, Acebes y Zaplana viajaron juntos a la ciudad castellano y leonesa. No es la primera vez que Rajoy se retira con su equipo. Ya lo hizo el año pasado en el Parador de Sigüenza (Guadalajara) La cumbre de Segovia servirá también para que los principales dirigentes del PP den cuerpo a una de las principales aspiraciones de Rajoy: abrir el partido a la sociedad. El líder de los populares y su equipo diseñan ya el funcionamiento de los foros sociales que tienen por objeto recabar ideas ante la convención de febrero, donde el el principal partido de la oposición actualizará su proyecto político, según adelantó Rajoy el pasado lunes. Declaración pública de Rajoy Vamos a trabajar, a preparar un poco el curso fue lo único que dijo Rajoy a su llegada al Parador de Turismo, mientras entraba a registrarse en la recepción, para añadir que el encuentro girará en torno a todos los temas que hay en la actualidad La reunión de trabajo a puerta cerrada se clausurará hoy con un almuerzo, tras el cual se espera que el presidente del Partido Popular haga una declaración pública sobre los aspectos tratados en la reunión. Lista de asistentes Al encuentro- -que tiene lugar en el Parador de Segovia- -asisten los habituales en las reuniones de los lunes, denominadas de maitines el secretario general del PP, Ángel Acebes; los portavoces en el Congreso- -Eduardo Zaplana- el Senado- -Pío García- Escudero- y el Parlamento Europeo- -Jaime Mayor Oreja- los presidentes del partido en Cataluña- -Josep Piqué- -y Andalucía- -Javier Arenas- el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz- Gallardón, y el vocal del Comité Ejecutivo Nacional Carlos Aragonés Zanjada la crisis interna que provocó la opinión de Piqué sobre el excesivo papel protagonista de Acebes y Zaplana, Rajoy volvió a reiterar a su núcleo duro que no hará cambios de funciones en la cúpula del partido. No obstante, el presidente de los populares no quiere quitar del todo la razón a Piqué y apuesta por dar cancha a otros dirigentes, como ha quedado demostrado este verano con un mayor protagonismo de secretarios ejecutivos como Ana Pastor, Gabriel Elorriaga y Soraya Sáez de Santamaría. El encuentro de Segovia sirve para que, por primera vez desde las polémicas declaraciones de Piqué, los principales líderes del PP se vean las caras. El presidente del PP atiende a los periodistas a su llegada al Parador de Turismo de Segovia EFE El presidente del Gobierno dice estar abierto a pactos con el PP ABC GIJÓN. La oferta de diálogo sobre los grandes asuntos de Estado hecha por Mariano Rajoy al Ejecutivo socialista recibió ayer respuesta del presidente del Gobierno. José Luis Rodríguez Zapatero afirmó en Gijón que tiene disponibilidad plena para llegar a acuerdos con el PP. Se mostró, sin embargo, escéptico sobre el posible resultado de ese diálogo, tras los distintos discursos que, a su juicio, han mantenido los populares. Zapatero recordó que es la cuarta vez que convoca al presidente del PP para mantener en el Palacio de la Moncloa un diálogo institucional, signo, dijo, de que se está en otro tiempo político en el que tiene la voluntad de dialogar con el líder de la oposi- ción. Aseguró que, por su parte, no va a faltar todo el esfuerzo para para llegar a acuerdos pero señaló que tenemos que ser razonables con las expectativas de estos encuentros, porque el Partido Popular ha mantenido distintos discursos en los últimos tiempos Respecto a los temas a tratar en el encuentro, Zapatero aseguró que considera un deber informar al líder de la oposición sobre la política exterior, Zapatero, sin embargo, duda de que al final haya acuerdos por los diferentes discursos de los populares la política antiterrorista o determinadas reformas institucionales como la modificación de la ley orgánica del Tribunal Constitucional o la ley orgánica de Educación, asunto en el que dijo que lo mejor para el país sería un gran acuerdo para que haya estabilidad en el modelo. La primera visita del presidente del Gobierno a Asturias sirvió para que José Luis Rodríguez Zapatero concretase algunos de sus compromisos electorales con la región. El jefe del Ejecutivo y el presidente del Principado firmaron un convenio por el cual el Estado aportará de momento según precisó Rodríguez Zapatero, 72 millones de euros para la construcción del nuevo Hospital Central Universitario de Asturias, presupuestado en 240 millones y ya en obras en Oviedo. Asimismo, aseguró que este apoyo contribuirá de manera importante a hacer realidad ese gran centro con el que van a contar los asturianos