Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 17 8 2005 87 Televisión y radio La serie Perdidos marcó la mejor audiencia para un debut de serie estadounidense en Channel 4. El pasado miércoles reunió en prime time a 6,1 millones de espectadores (26,8 por ciento de cuota de pantalla) Los mundiales de atletismo cosechan buenas marcas, pese a la discreta actuación española ABC MADRID. Los mundiales de atletismo celebrados en Helsinki, desde el 6 de agosto hasta el pasado domingo, han cosechado buenas cifras de audiencia para La 2, superando la media de la cadena (6,2 por ciento) Ni siquiera la discreta actuación de los atletas españoles- -sólo se han sumado dos medallas- ha evitado que el campeonato haya llegado al 9,7 por ciento de cuota de pantalla, un dato interesante para la segunda cadena estatal. El momento cumbre para los espectadores españoles se produjo en la final de los 1.500 metros el pasado miércoles, en la que Reyes Estévez, Arturo Casado y Juan Carlos Higuero partían con claras opciones de obtener algún metal. La prueba se saldó con 1.210.000 seguidores y un 14,6 por ciento de share y nada que añadir al medallero. Más cerca del bronce estuvo Joan Lino Martínez en el salto de longitud masculino, que fue seguida por 938.000 espectadores (15,4 por ciento) Y la competitividad de Marta Domínguez en los 5.000 metros fue premiada con el tercer puesto en el ránking de audiencia del Mundial, con 879.000 seguidores y 15,6 de share Ambas pruebas se emitieron el sábado pasado. En esta jornada, los mundiales de atletismo permitieron que La 2 se anotase su mejor sábado del año, alcanzando un 7,7 por ciento de cuota de pantalla (1,5 puntos por encima de la media de la temporada) Maradona y Pelé intercambiaron durante el programa camisetas de la selección argentina y brasileña EPA El Rey en la noche de Dios Maradona regresa al mundo de los vivos, con ayuda de Pelé, en el triunfal estreno del programa La noche del 10 presentado por el argentino CARMEN DE CARLOS. CORRESPONSAL Bienvenido al mundo de los vivos. La televisión argentina le dio su oportunidad a Diego Armando Maradona. El debut como conductor del programa, La noche del 10 elevó al pelusa a su antiguo feudo: el olimpo de los dioses. A su lado, por espacio de dos horas, una escena inédita: el rey Pelé. Entre las secuencias y los artistas principales del nuevo crack de la televisión: la tenista Gabriela Sabatini, el futbolista Gabriel Batistuta, el actor Ricardo Darín El hijo de la novia el cantante Diego Torres (voz musical de la visita del Papa a España) y la protagonista de El cartero (y Pablo Neruda) María Gracia Cucinotta. La imagen distorsionada del que fuera ídolo de pies de barro durante los últimos años se transformó la noche del lunes en lo que muchos creyeron un programa de ciencia ficción. Maradona o, para mayor precisión, la mitad del antiguo y enfermo Maradona, se presentó flaco y en plena forma. Lo mío no es un milagro. Lo mío es amor Arrancó con la frase que elevó a las alturas a su ex mujer, Claudia, a sus hijas Yanina y Dalma, a sus padres, a sus hermanos... a todo el clan Maradona, que se había instalado en primera fila de las gradas de Canal 13 (Multimedia Clarín) po de fútbol. Y si se le antoja, hasta cabecear una pelota con el único futbolista en la historia que le ha hecho sombra, Pelé. Ambos, después de años de distanciamiento, se premiaron con confesiones mutuas, una samba y un tango. Se juntó con mala gente Le engañaron respondió el rey en la noche de Dios sobre la detención de su hijo por sus vínculos con una red de secuestradores de deportistas. Un ejemplo también para su hijo Sin perder la esperanza, el monarca que nunca perdió el trono del balón aplaudió al futbolista venido en presentador y salido del infierno de la droga: un vencedor, un ejemplo también para él (su hijo) Sólo hubo un momento de rubor, cuando Pelé se interesó por saber quién adulteró con un somnífero, años atrás, el agua que le dieron a beber al defensa brasileño Branco, anécdota que Maradona confesó hace meses. Juro por mis hijas, que son lo que más quiero, que yo no fui Se dice el pecado pero no el pecador Yo no necesité dormir a nadie para ganar un juego Después de muchas sonrisas, algunas lágrimas y hasta un partido de fútbol- tenis con los invitados (menos Pelé) del hombre arruinado por la cocaína que balbuceaba en las entrevistas y desparramaba su oronda figura frente a cámaras que no soportaban un primer plano suyo, sólo quedaba el recuerdo. Débiles estrenos Telecinco estrenó el pasado fin de semana Summerland una nueva serie, de corte juvenil, ambientada en las playas de California. En sus dos emisones obtuvo una media de 13,6 por ciento de share y 230.000 espectadores. Estos datos la sitúan ligeramente por debajo de la oferta a la que sustituye, la reposición de Embrujadas y siguen siendo cifras discretas para la media habitual de la cadena (22 por ciento) Algo similar le ha sucedido al estreno de la cuarta temporada de El ala oeste de la Casa Blanca La prestigiosa serie no ha conseguido en España la acogida deseada. El primer capítulo de la nueva tanda 20 horas en América sólo fue seguido por el 3,2 por ciento de la audiencia. A 600 euros el segundo de publicidad Todos los ojos, todas las miradas, todos los índices de audiencia se salieron de sus órbitas con la emisión de La noche del 10 El primer programa, de los trece previstos, batió récord de atención y de tiempo. Ningún otro espacio logró hacerle sombra durante los 120 minutos que duró, con un 29,6 por ciento de cuota de pantalla y rivales como Xuxa y la película Harry Potter y la piedra filosofal Ningún otro canal logró disparar el precio de la publicidad a cifras galácticas en América Latina y, posiblemente, en Europa. Cada segundo se cobró a dos mil pesos (unos 600 euros) algo sin precedente. Con casi 300 periodistas como testigos, el primer anunciante en comprar la pantalla fue una cadena local de tiendas de electrodomésticos: Fravega. Doce cámaras registraron cada instante de un magazín en el que se incluyó un sorteo con premio de una luca a diez aclaró Maradona. Esto es, de mil a diez mil pesos, ocultos en un panel al que encajar un gol. Dos datos curiosos: Pelé se refrescó la garganta con whisky; Maradona se consoló con agua. Histórica reconciliación Con la cabeza sobre los hombros y los pies firmes en la tierra, El Diego demostró, sin trampas ni ayuda de manos divinas, que es capaz de aprender a moverse en un plató como en un cam-