Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
60 MARTES 16 8 2005 ABC Economía Gobierno y sindicatos abren en septiembre el diálogo para prejubilar hasta 25.000 funcionarios Los Presupuestos de 2006 prevén ya recursos para modernizar la Administración pública partir de la cual se aplicarán las jubilaciones anticipadas dependerá de las áreas en las que los empleados públicos presten sus servicios, y no será la misma para todos YOLANDA GÓMEZ MADRID. El Gobierno y los sindicatos de la función pública abrirán el próximo mes de septiembre las negociaciones para poner en marcha el plan de prejubilaciones para los funcionarios de la Administración Central, que podría aplicarse a los empleados de entre 58 y 64 años, unas 25.000 personas. Fuentes del Ministerio de Administraciones Públicas aseguraron a ABC que la aplicación del plan no es una cuestión de urgencia y que lo importante es lograr un buen acuerdo, por lo que no creen que se pueda poner en marcha ya el próximo año. Sin embargo, el Ministerio de Economía ha incluido entre las prioridades de los Presupuestos de 2006 la modernización de la Administración central, lo que hace prever que ya el próximo año se destinará una partida a este concepto, que permitiría afrontar los primeros pagos de jubilaciones anticipadas, si es que se llega a un acuerdo con los sindicatos a lo largo del próximo ejercicio. El vicepresidente económico, Pedro Solbes, ha explicado, eso sí, que el plan de prejubilaciones que estudia el Ejecutivo en ningún caso se aplicará en función de la edad de los trabajadores, sino de las necesidades de la Administración. Es decir, que no todos los empleados públicos por encima de una determinada edad podrán acogerse a la jubilación anticipada, sino que dependerá de las áreas en las que éstos presten sus servicios. Fuentes del Ministerio de Economía explican, en este sentido, que incluso dentro del mismo Ministerio es posible que en un área sobre personal o se necesiten trabajadores con otras cualificaciones y se ofrezca la prejubilación a partir de una determinada edad, y en otra no se ofrezca, ni a esa edad ni a ninguna. Todo dependerá de las necesidades de los distintos departamentos se insiste desde el Ejecutivo. Las citadas fuentes explican, tamb La edad a Distribución de efectivos de las administraciones públicas por comunidades autónomas (Totales) Andalucía Aragón C. F. Navarra C. Madrid C. Valenciana Canarias Cantabria Castilla- La Mancha Castilla y León Cataluña Extremadura Galicia I. Baleares La Rioja P. Asturias País Vasco R. Murcia Ceuta Melilla Extranjero 8.931 8.311 8.855 45.077 15.297 57.169 104.108 68.859 86.374 138.179 TOTALES Administración Pública Estatal 540.868 Administración CC. AA. 1.190.607 Administración Local: Ayuntamientos y Diputaciones Cabildos Consejos Insulares 563.392 Universidades 92.547 Total Estado español 2.387.414 Infografía ABC 448.113 82.115 29.851 388.366 206.989 120.946 29.834 115.941 164.130 259.969 bién, que los técnicos de los departamentos que dirigen Pedro Solbes y Jordi Sevilla han estado estudiando el modelo que ha aplicado el Gobierno británico de Tony Blair para modernizar la administración pública de aquel país, para importar aquellas medidas que pudieran también aplicarse en España, aunque reconocen que son casos diferentes y que no todo se puede trasladar a la administración española. La propuesta de las jubilaciones anticipadas en la Administración Central podría extenderse a las comunidades autónomas y ayuntamientos que lo deseen, para lo que también se han iniciado ya los contactos. En caso de extenderse el plan a todas las Administraciones públicas, los funcionarios afectados podrían ascender a cerca de 100.000, aunque, según insiste el Ejecutivo, los empledos públicos tendrán libertad para aceptar o no las propuestas que se les realicen. Pero mientras se aplica el plan, Ejecutivo y sindicatos han pactado ya una subida salarial mínima para el próxi- El ejemplo británico: un recorte de 100.000 empleos en la Administración hasta 2008 MARCELO JUSTO. SERVICIO ESPECIAL LONDRES. El Gobierno laborista británico anunció el año pasado una reducción de más de 100.000 puestos en la Administración Pública que debe completarse para el año 2008. Una palanca esencial de la reestructuración gubernamental es lograr un consenso con los empleados a través de programas de bajas incentivadas y de retiros voluntarios. En el de bajas incentivadas, el gobierno busca alentar a los empleados a dejar sus trabajos a cambio de una oferta atractiva. En el de retiros voluntarios el foco se centra en personas de entre 55 y 60 años que acepten acogerse a una jubilación anticipada. El portavoz del Sindicato de Servicios Públicos, que agrupa a casi 300.000 empleados públicos, Alex Flynn, indicó a ABC que la oferta variará en distintos casos. Se toman muchos factores en cuenta, como años de servicio y salario al momento de la negociación. En el caso de las bajas incetivadas, el foco se centrará en el pago que recibirán las personas por encima de lo que les corresponde por ley en caso de despido. En el de los retiros voluntarios, a ese pago adicional, se busca garantizar que la persona reciba la misma jubilación que al final de su carrera y que tenga una compensación atractiva antes indicó Flynn. A estos incentivos se añaden dos espadas de Damocles. En muchos casos la alternativa es la incertidumbre o el despido posterior en condiciones menos atractivas. Pero además el gobierno está relocalizando unos 20.000 empleos. Servicios que se prestaban desde Londres, serán transferidos a otras partes del Reino Unido. En muchos casos esto significará para los Tony Blair, primer ministro británico empleados un cambio de domicilio a sitios muchas veces muy poco atractivos, como Milton Keynes, una gris ciudad industrial al norte de Londres, o larguísimos viajes en tren de ida y vuelta al trabajo. Como las negociaciones se llevan a cabo a nivel de cada ministerio, no hay cifras globales sobre cuánta gen-