Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 12 8 2005 107 Televisión y radio Leelee Sobieski, que fue Juana de Arco en una versión para televisión, protagonizará junto a David Schwimmer Friends Sublevación en el Gueto una miniserie que La 2 ofrecerá el sábado 20 y el domingo 21. Esos locos bajitos sale de la rejilla de Antena 3 con un discreto resultado de audiencia ABC MADRID. El 18,6 por ciento de media de audiencia del espacio Esos locos bajitos durante sus dos primeras emisiones no ha sido suficiente para que los responsables de programación de Antena 3 lo hayan mantenido en su rejilla estival. De esta manera, la cadena emitirá este domingo el último programa, que ya no aparecerá en la parrilla del próximo día 21 de agosto, al ser sustituido por cine Prisioneros del cielo con Alec Baldwin) tal y como figura en las previsiones de la emisora privada. Presentado por Paz Padilla y Juan Carlos Ortega, Esos locos bajitos se estrenó el pasado 31 de julio con un resultado del 18,5 por ciento de share y con 2.058.000 seguidores. En su segunda entrega, el espacio incrementó levemente sus cifras hasta el 18,7, con 1.829.000 espectadores, aún por debajo de la media de la cadena. En la decisión de Antena 3 de no apostar por la continuidad de Esos locos bajitos sin duda, ha debido pesar la débil competencia a la que se enfrenta el programa en la noche dominical: La película de la semana en TVE- 1, y las reposiciones de 7 vidas y la serie Maneras de sobrevivir en Telecinco, y la posibilidad de asegurarse más puntos de share para garantizarse el liderazgo del mes. Hasta ayer, Antena 3 se mantiene como la cadena más vista de España durante el mes de agosto, con un 22,3 por ciento de share aunque Telecinco recorta distancias y se sitúa segunda, con un 20,6 por ciento. Los problemas crecen y El príncipe de Bel Air dos clásicos de la televisión en pleno apogeo muchos años después ABC Las viejas glorias televisivas hacen el agosto en la rejilla de programación Las reposiciones de series de los años ochenta logran hoy elevadas audiencias GABRIELA GIMÉNEZ MADRID. Un simple vistazo a la programación sirve para confirmar la tendencia al revisionado a la que han sucumbido las cadenas de televisión con el verano y que, lejos de limitarse a la batalla entre Antena 3 y Telecinco por entretener a los incondicionales de Aquí no hay quien viva y Los Serrano a la espera de nueva artillería, salpica las franjas horarias y contagia a otras emisoras. Clásicos de la ficción extranjera (léase siempre estadounidense) son objeto estas semanas de experimentos reiterativos en la cadena de San Sebastián de los Reyes y La 2, manteniendo dignísimos índices de audiencia en relación con la oferta paralela y el share medio de sus operadoras. Príncipes de barrios elitistas, socorristas de Malibú, comandos en furgoneta y familias idílicas resisten (y con ellos los espectadores) las mil y una reposiciones. en la franja previa a la sobremesa, su territorio tradicional. El terreno favorable a la familia Banks lo prepara con antelación otra gloria televisiva, El equipo A aquellos desertores de Vietnam que en 1985 empezaron a dedicarse a los trabajos de rescate y ajustes de cuentas. La década de los noventa estuvo plagada de repeticiones de la serie y siempre se mantuvo por encima del 25 por ciento de cuota de pantalla. De nuevo en el aire a partir de 2002, sus índices se han reducido diez puntos hasta el actual 16,1 por ciento, que se traduce en 483.000 fieles al mediodía. La 2, por su parte, se apunta un sha- re cinco puntos superior a su media las mañanas de lunes a viernes gracias a Los vigilantes de la playa En la pública desde 1999, que llegó a emitir reposiciones de madrugada con audiencias cercanas al 12 por ciento, hoy rozan los 360.000 espectadores (11,5 puntos) Muy por debajo se sitúa la entrañable Los problemas crecen que afronta su tercera reposición de una serie más espaciada en el tiempo (las anteriores fueron en el 95 y el 98) Aún así, los Seaver congregan cada tarde a 332.000 personas, lo que supone un 4,1 por ciento de share apenas dos puntos por debajo de la media. Más efectivas que los estrenos La niña mimada de las cadenas, la ficción nacional, también es utilizada hábilmente por los programadores cuando de repetir con efecto se trata. Producciones como Aquí no hay quien viva y Los Serrano han mantenido su pulso hasta esta misma semana con reposiciones, en algunos casos de la comedia de Miramón Mendi, por tercera vez, que se han resuelto de desigual manera. Los vecinos de Juan Cuesta mantienen el tipo semana tras semana (27,5 el pasado miércoles) a pesar de que algunas escenas ya pertenecen a la memoria histórica, mientras que los de Santa Justa se retiran, después de haberse pasado al martes (se hicieron con un 22,1 en su última (reemisión) El recambio para la próxima semana es de la misma naturaleza: repetición de la última temporada, la octava, de El Comisario Es la estrategia de la emisora de Fuencarral, que no ha dudado en recuperar capítulos de 7 vidas en el prime time dominical y mantener la discreta Maneras de sobrevivir a las 23.00 horas. Resultado: 400.000 espectadores más para Sole. ¿Qué pasa, Jazz? Si hay una serie programada hasta la saciedad y que a pesar de ello ha gozado siempre de público entusiasta, esa es, con permiso de Urkel y compañía, El príncipe de Bel Air Estrenada por Antena 3 en 1993 y protagonizada por un desconocido en aquel entonces Will Smith, sus seis temporadas originales se han mantenido casi ininterrumpidamente en la cadena desde aquel año, estiradas a base de reposiciones que, a día de hoy, siguen reportándole 840.000 espectadores y 19,3 puntos de share Paz Padilla ABC