Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
78 Los Veranos MIÉRCOLES 10 8 2005 ABC EN PORTADA (Viene de la página anterior) tengo que dar la cara, eso tiene que estar brillante, y limpio, y bien expresado, y bien tocado; y eso no es fácil. Ésa es justamente la carga que yo tengo que soportar, de ser quien soy y estar donde estoy. La responsabilidad de estar siempre bien. -Porque le gustan mucho los retos. -Sí, siempre me gustaron; siempre fui muy osado. Y gracias a esa osadía he conseguido cosas. Con los retos no siempre se acierta, a veces te equivocas. Pero, si no te mojas el culo, no hay peces. ¿Qué es la guitarra para usted? -La guitarra, una hija de la gran puta, eso es lo que s pa mí- -ríe a carcajadas y se pone serio- Me come el coco. Es un instrumento muy difícil, de verdad. Y hay una relación ahí entre devoción y odio, porque es mucho el esfuerzo que tiene uno que hacer para tocar flamenco. La guitarra es un instrumento que nunca estás seguro cuando lo tocas, siempre estás vendido. DepenPaco de Lucía asegura que los premios no le gustan porque le da mucha de de tantas cosas: del estado de ánimo, del equilibrio emomuy importante estar aquí, co, por muy malo que fuera, cional en ese momento... Para porque hay cantidad de aficioen mi niñez siempre tenía mutocar muy bien o como una nados y la gente que lo organicha más categoría que uno flamierda. za cuida nuestra música. No menco, por muy bien que toca- -Por eso le cuestan tanto es un empresario cualquiera ra. Así funciona esto. Pero la las giras. que quiere llenar un local pamúsica autóctona de cada- -Sí, sí cuesta, cuesta mucho ra ganar dinero. Aquí hay alpaís siempre es maltratada. tocar. Es un instrumento muy go más que eso. Como dijo un día un vecino difícil y el flamenco es una mú- -Como renovador del flamío: Pero ése como va a tocar sica muy tensa, muy nerviomenco, ¿qué le parece el flabien, si ese yo lo conozco de sa, que requiere mucho nermenco fusión? chico y mi madre le ha quitao vio y necesitas mucha, mucha- -La fusión es algo en lo que de hambre Ahí está definido energía para llevar adelante no creo. Creo en la fusión de cómo somos. un concierto. los músicos. Eso beneficia a- ¿Cree que ya ha colocado- ¿En quiénes ve los puntaambas partes, te puede aporel flamenco en su sitio? les del futuro del flamenco? tar cosas para engrandecer el- -Hombre, yo he luchado mu- -Hay cantidad de gente que flamenco... Pero como músicho por eso. He dado ya mil toca bien. Ahora mismo la técca... De pronto hay aciertos, vueltas al mundo panica está muy bien. Ves a un chaval y to Hay gente ra reivindicar eso; no estoy en contra de nada. parecen gustarle muca bien la guitarra; y que toca bien una música que quie- -Nolos premios y homenacho ro mucho desde chia otro, y canta bien; y jes... bailan bien. Técnica- técnicamente, co porque mi padre pero lo difícil era guitarrista y su- -Sí, realmente a mí no me mente, como ha habido una escuela impores tener un frió mucho para po- gustan. Me da mucha vergüentante... La generasonido pro- der darnos de comer za eso de que me echen flores... con la guitarra... Yo ción que oyó los dispio -Y el Príncipe de Asturias sé lo mal que lo pasacos de Camarón, y los de las Artes, ¿le motiva o le ba; lo mal que lo tratadiscos míos y de Mada la sensación de tenerlo ban los señoritos en las fiesnolo Sanlúcar, ya aprendietodo hecho? tas; lo que le costaba cobrar ron desde una base importan- -No, tenerlo todo hecho no. esos veinte duros por estar tote, armónica y rítmica, melóEso no tiene nada que ver. Yo da la noche tocando para traer dica, imaginativa... Y hay mume miro al espejo y sé lo que para el desayuno... Y yo he trachísima gente que toca muy soy. A mí ningún premio me tado de reivindicar esa músibien. Pero lo complicado aquí puede distorsionar la idea de ca que, para mí, es una de las está en tener identidad, persolo que soy, porque lo tengo clamás importantes del mundo. nalidad y un sonido propio. ro. Pero creo que es importan- -Ésta es la segunda vez que Ahí está lo más difícil. te para la música que repreva a subirse al tablao del- -El flamenco ha sido malsento. De alguna manera, es Cante de las Minas, ¿Es una tratado en España. ¿A qué aquella reivindicación de la actuación más? se ha debido? que hablaba, que la gente im- -No, qué va. El Festival de La- -Creo que es porque el flaportante del país de pronto reUnión es muy importante, tiemenco viene del pueblo, y de conoce que el flamenco es una ne solera y una trayectoria imun pueblo bastante pobre y, música a tener en cuenta. Eso portante. Yo vine la primera por lo tanto, maltratado. Ya saes suficiente para ir a recoger vez muy jovencito, y ya el festibes cómo funciona la socieese premio y a donde hubiera val tenía mucho prestigio. Y dad, sólo a lo escolástico se le que ir. cada vez tiene más. Me parece da sitio. Un guitarrista clási- vergüenza que me echen flores Mi sueño, estar todo el día en el sofá ¿Alguna vez se ha aburrido de la guitarra y la ha encerrado? -No, no me aburro. Me aburro de las giras, el hotel, el viaje y el cansancio que produce todo eso. Pero tocar sigue siendo lo más importante de mi vida. ¿Por qué le gustan tan poco las entrevistas? -Porque es como abrirte a todo el mundo y yo soy una persona muy reservada... Me gusta hablar con mis amigos, pero eso de hablar para todo el mundo y contarles tus intimidades, no va con mi manera de ser. -Lleva tiempo rumoreándose que va a dejar de tocar en directo. -De hecho estoy tocando muy poco. Ya dejé de tocar en giras de cinco o seis meses, y viajar cada día a una ciudad. Ahora hago lo que me gusta. Conciertos sueltos. Eso de hacer la maleta para tres o cuatro meses... Eso se acabó. -Pero si le quitaran su guitarra, ¿se moriría? -Pues no. En la vida hay tanto que aprender... Pero sí la echaría de menos. ¿Qué le queda por hacer? -Pues, tantas cosas... Lo que falta es la energía para poder hacerlas, y la juventud, y la ilusión, y los estímulos... ¿Cuál es su sueño? -Estar todo el día en un sofá. ¿Se considera maniático? -No, no soy maniático. Me gusta la tranquilidad, el campo, la naturaleza, sembrar mis plantas... Ese tipo de cosas. Pero quizá sea consecuencia de la vida tan ajetreada que he llevado siempre. Uno siempre se va a lo opuesto. Soy una persona de lo más normal. Trato de ser buena gente, de ser honesto, de ser justo y de ayudar a to el que pueda. -Hablando de tranquilidad, ¿cómo influye ese paraíso mexicano en su flamenco? -Pues es un sitio tranquilo, que es lo que se necesita para componer. Con una naturaleza maravillosa y un mar muy bonito, y con eso... la tranquilidad que me gusta vivir. Lo que pasa es que ahora ha llegado un huracán y ha destrozado toda esa belleza en la que he vivido los últimos años. Justamente ayer me contaron que se ha caído todo abajo. Aquello está... parece que han tirado la bomba esa de Hiroshima. ¿Cómo ve el mundo? -Somos demasiados. Una plaga para el planeta y nos lo estamos cargando. Como no pongamos remedio, esto se va al carajo.