Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
26 Internacional MARTES 9 8 2005 ABC Koizumi convoca elecciones tras perder la cuestión de confianza en el Senado La Cámara rechaza la privatización de Correos promovida por el primer ministro japonés b De manera inaudita, 22 senado- res del Partido Liberal Demócrata rompieron la disciplina de su formación y votaron en contra del proyecto del Ejecutivo PABLO M. DÍEZ. CORRESPONSAL PEKÍN. Tal y como venía anunciando desde hace semanas, el primer ministro de Japón, Junichiro Koizumi, decretó ayer la convocatoria de elecciones anticipadas, después de que el Senado rechazara la polémica y trascendental privatización que su gobierno quería llevar a cabo en el servicio estatal de Correos. Koizumi había planteado la votación como una cuestión de confianza sobre su gestión, que ha recibido un severo varapalo, no sólo por parte de la oposición, sino también de numerosos miembros de su propio grupo político. De manera totalmente inaudita, 22 senadores del Partido Liberal Demócrata (PLD) rompieron la disciplina de su formación y se situaron en contra de la reforma promovida por el Ejecutivo, mientras que otros ocho se abstuvieron para manifestar así su disconformidad. Tales traiciones resultaron cruciales en el resultado final, puesto que Koizumi acabó perdiendo el pulso por 125 a 108 votos. De inmediato, el primer ministro nipón abandonó el Senado y citó a un Gabinete de crisis que, con la negativa de un solo ministro, disolvió el Parlamento y convocó elecciones generales para el próximo 11 de septiembre, por lo que la campaña para elegir a sus 480 diputados dará comienzo el próximo 30 de agosto. Quiero pedir a los ciudadanos que elijan entre el reformista PLD y aquellos que se oponen a la privatización postal anunció Koizumi, quien aseguró que dimitiría si la coalición en el poder que lidera no obtiene mayoría absoluta. La economía de Japón crece pese a la crisis política P. M. D TOKIO. A pesar de la crisis política que viene sufriendo Japón desde que comenzó a debatirse la privatización de su servicio postal, su economía sigue saliendo de la aguda recesión que arrastra desde finales de la década pasada y creciendo a un ritmo tranquilo, pero constante, de un 2 por ciento. Por ese motivo, ni la Bolsa de Tokio ni el yen se resintieron ayer por el adelanto de las elecciones generales. Tras caer un 1,3 por ciento en los días previos a que el Senado votara la reforma de Correos, el índice Nikkei ganó 11 puntos y subió un 0,1 por ciento al cierre de la sesión. Por su parte, el yen también se recuperó de sus niveles más bajos en una semana y cotizó a 111,70 con respecto al dólar. En cambio, quien sí parece haber quedado bastante tocado por el adelantamiento de los comicios es el PLD. Las reformas económicas planteadas por el primer ministro, Junichiro Koizumi, amenazan con provocar una escisión en el partido. Junichiro Koizumi saluda al Parlamento en la histórica sesión de ayer Ejecutivo a la controvertida remodelación de Correos. AFP La importancia de Correos Y es que, en Japón, este servicio es algo más que la simple recogida y envío de cartas, puesto que dicha institución es la mayor caja de ahorros del país y también actúa como una gran aseguradora. Además, Correos es el principal comprador de deuda pública del país, con más de un billón de euros en bonos del Estado. Con 270.000 empleados y casi tres billones de euros en sus fondos, la privatización de esta enorme compa- ñía y su división en cuatro ramas bien diferenciadas habrían dado lugar a la creación del mayor banco del mundo. Aunque una de estas secciones sería un holding en el cual el Estado aún conservaría un tercio del capital, el paso a manos privadas de los activos de la misma contribuiría, según los defensores de la reforma, a dinamizar la economía. Sin embargo, sus detractores afirman que dejaría en el paro a miles de personas La influencia de Correos es tal en Japón que sus operarios tienen fama de poder orientar el voto de un millón de electores en zonas rurales. El ex jefe del programa Petróleo por Alimentos pierde su inmunidad tras ser acusado de corrupción ROBERTO PÉREZ. SERVICIO ESPECIAL NUEVA YORK. Tras meses de investigaciones sobre presuntas corruptelas en el programa de la ONU Petróleo por Alimentos aparecen las primeras víctimas claras. Benon Sevan, diplomático chipriota de 67 años y con cuarenta de servicio en Naciones Unidas, ha presentado su dimisión, deja de formar parte de esta organización a todos los efectos y, por tanto, pierde también la inmunidad diplomática. Sevan ha sido acusado formalmente de aceptar 160.000 dólares en sobornos- -130.000 euros- para favorecer los negocios de la compañía African Middle East Petroleum. El programa Petróleos por Alimentos se puso en marcha en 1996 y movió 64.000 millones de dólares hasta 2003. Permitía a Irak vender petróleo y destinar los ingresos a adquirir Crisis en el poder A pesar de este nuevo reto, la medida ha puesto al partido en el poder, el PLD, en un aprieto, puesto que muchos de sus miembros temen una derrota en estos nuevos comicios. De hecho, algunos de los más críticos incluso han insinuado que podrían abandonar sus filas y formar un nuevo grupo político que amenazaría la reelección de Koizumi, quien dejará su cargo como presidente del partido en 2006. Por su parte, la decisión tampoco ha sido bien acogida entre los socios de gobierno del PLD- -el partido Nuevo Komeito- ya que algunos de sus miembros habían reprochado al primer ministro que ligara la continuidad del bienes básicos para la población. Se suavizaba así el embargo impuesto tras la invasión de Kuwait por el régimen de Sadam en 1990. Esos contratos los supervisaba Naciones Unidas y saltaron las sospechas de que hubo tratos de favor y lucro anómalo. La comisión de investigación, liderada por el ex presidente de la Reserva Federal estadounidense, Paul Volcker, hizo público ayer su tercer informe. En él se apunta directamente a Sevan, después de que en los dos La comisión que investiga el caso acusa también a otro funcionario de la ONU de recibir sobornos informes previos se salvaran de las acusaciones el secretario general de Naciones Unidas, Kofi Annan, y su hijo Kojo, quien trabajó para la suiza Cotecna y cuyas actividades también han estado bajo sospecha. Este tercer informe acusa igualmente a otro funcionario de la ONU, Alexander Yakolvlev, del que se afirma que no sólo aceptó sobornos sino que los pidió. Sevan ya debería estar jubilado, pero se le mantuvo como asesor en la ONU con un sueldo simbólico de un dólar al mes. Eso le permitió conservar la inmunidad, algo nada menor si se tiene en cuenta que el caso puede tener consecuencias judiciales. La comisión pidió ayer a la ONU que levante la inmunidad de Sevan y de Jakolvlev. El chipriota se les adelantó anunciando su dimisión el domingo, tras haber tenido acceso la semana pasada a un adelanto del informe. Ha insistido en su inocencia y se considera un chivo expiatorio Sacrificarme por conveniencia política nunca calmará a nuestros críticos ni le ayudará a usted, ni a la organización le advierte Sevan a Kofi Annan, en una carta.