Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
42 Sociedad SÁBADO 6 8 2005 ABC La Fiscalía recurre el auto de la juez de Denia para que la pareja gay pueda casarse El recurso afecta a la suspensión del matrimonio previsto, no a la cuestión de inconstitucionalidad jefe en funciones de Alicante argumenta que los expedientes del Registro Civil son de carácter administrativo o gubernativo, pero no jurisdiccional A. R. ALICANTE. La Fiscalía de Alicante ha interpuesto un recurso de alzada ante la Dirección General de Registros y Notariado contra el auto dictado por la juez de Denia y responsable del Registro Civil de esta localidad, Laura Alabau, que paralizó un matrimonio entre dos mujeres el mes pasado alegando cuestiones de probable inconstitucionalidad. La magistrada alicantina entiende que la reforma del artículo 44 del Código Civil, que regula las bodas entre parejas del mismo sexo, contradice el artículo 32 de la Constitución Española. El fiscal jefe de en funciones de la Audiencia en Alicante, Juan Carlos López Coig, concretó ayer que se ha recurrido la suspensión del matrimonio proyectado, pero no la cuestión de inconstitucionalidad planteada por la magistrada López Coig informó de que el recurso ha sido interpuesto vía gubernativa por el encargado del Registro Civil alicantino, Felipe Briones, como consecuencia de la no celebración del matrimonio que se iba a celebrar en Denia y tiene como finalidad que se autorice dicho matrimonio. b El fiscal La Fiscalía estima que la juez de Denia no tiene competencias para paralizar la boda entre las dos mujeres, ya que los expedientes del Registro Civil son de carácter administrativo o gubernativo, pero no jurisdiccional, por lo que, en su opinión, no puede plantear una cuestión de inconstitucionalidad. Según López Coig, el expediente matrimonial no es un proceso judicial y la resolución que acuerda la celebración del matrimonio o los actos declarativos del mismo no pueden ser considerados como sentencias, lo que hace inviable plantear una cuestión de inconstitucionalidad sobre esta materia. Sin embargo, la magistrada de Denia considera que los expedientes del Registro Civil están más próximos al ámbito jurisdiccional que al administrativo. Pilar Blanco con el presidente del Consejo General del Notariado, Juan Bolás, el pasado año en un curso de la UIMP La directora del Registro reduce el asunto a un problema administrativo MADRID. ¿Ámbito administrativo o jurisdiccional? La directora general de los Registros y del Notariado Pilar Blanco, considera que el problema es estrictamente administrativo y no hay que polemizar, sino aplicar las vías que el derecho establece para plantear en cada caso las cuestiones que cada funcionario tiene en su competencia En declaraciones a Onda Cero, dijo que ni la Constitución ni la Ley Orgánica del Tribunal Constitucional (TC) permite que los encargados de los registros civiles paralicen la aplicación de una ley porque tengan dudas acerca de la interpretación de una ley aprobada por el Parlamento donde reside la soberanía popular Asimismo, según informa Ep, recordó que en el caso de Denia ya se ha planteado y remitido la cuestión de inconstitucionalidad al Constitucional. Una pareja homosexual no tiene por qué consultar qué registro le permite casarse opinó Blanco, que consideró que por dignidad y respeto a la ley, debe casarse allí donde la ley se lo permite, que es el registro civil como órgano competente Oficio previo al TC El recurso contra el auto de la juez se ha presentado después de que López Coig remitiera un oficio al fiscal jefe del Tribunal Constitucional en el que expresaba su disconformidad respecto a la decisión de Alabau a plantear una cuestión de inconstitucionalidad contra la ley que ampara los matrimonios entre personas del mismo sexo. Dicho informe se basa fundamentalmente en dos sentencias judiciales de 1990 en las que se reconocía que la actividad del Registro Civil por los jueces no constituye actividad jurisdiccional, sino gubernativa El Discovery se prepara para su regreso a la Tierra Jornada de intenso trabajo, la de ayer, para los siete tripulantes del Discovery que comenzaron a preparar el transbordador para su regreso a casa, previsto para el lunes. Seis toneladas de suministros pasaron de las bodegas de la nave a la estación espacial, a cambio de 1.700 kg de basura y viejos equipos que ya no resultan de utilidad en órbita. Lo que la tripulación no tuvo fue la tensión de estos días, con arriesgadas misiones de reparación en órbita y el peligro de que algo saliera mal. Y se permitieron, incluso, el lujo de enviar imágenes en alta resolución a la Tierra, como ésta en la que el astronauta Noguchi aparece durante una de las salidas extravehiculares NASA