Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 1 8 2005 49 Toros MONUMENTAL DE LAS VENTAS El buen corte de Diego Urdiales y una noble corrida del Conde de la Maza Monumental de las Ventas. Domingo 31 de julio de 2005. Menos de un cuarto de entrada. Toros del Conde de la Maza, serios y astifinos, de noble fondo y algunos justos de fuerza. Diego Urdiales, de rosa y oro. Estocada que hace guardia. Aviso (silencio) En el cuarto, estocada y descabello (saludos) Sánchez Vara, de rosa y oro. Pinchazo y estocada trasera y tendida (silencio) En el quinto, pinchazo, estocada tendida y descabello (leve petición y vuelta al ruedo) Fernández Pineda, de blanco y oro. Pinchazo y pinchazo hondo (silencio) En el sexto, pinchazo y media trasera. Aviso (palmas de despedida) Destacó Curro Molina con los palos. Destaca el valor de Fernando Cruz en Azpeitia ABC AZPEITIA (GUIPÚZCOA) Antonio Ferrera y Fernando Cruz dieron sendas vueltas al ruedo en la segunda corrida de la Feria de Azpeitia (Guipuzcoa) Ferrera contó con el mejor lote, muletó con intermitencias y falló con los aceros; Fernando Cruz por su parte estuvo por encima del tercero y sorteó luego el animal más peligroso del encierro, el sexto, una alimaña que lo volteó de muy fea manera hasta en dos ocasiones. Fue trasladado al hospital de Zumárraga. Con más de tres cuartos de entrada se lidiaron toros de San Martín muy bien presentados y de distinto juego. Según informa mundotoro, destacaron primero y cuarto. Antonio Ferrera, silencio tras aviso y vuelta al ruedo tras aviso; Curro Díaz, silencio tras aviso y silencio; Cruz, saludos y vuelta al ruedo. ROSARIO PÉREZ MADRID. Transcurrió la tarde entre las medias tintas. La corrida de Conde de la Maza no fue un derroche de casta ni bravura, pero desarrolló un importante fondo noble, un fondo que la terna hubo de exprimir más para arrancar alguna oreja, porque hubo toros para cortárselas. Aunque no puede negársele a los matadores su entrega, y hay que tener en cuenta que no copan precisamente los puestos cimeros del escalafón, no terminaron de redondear sus actuaciones. Diego Urdiales protagonizó con el precioso burraco que hizo cuarto los momentos más brillantes. Ocurrió mediada la faena, pues en la primera parte el riojano no terminó de hallar el acople. Mostró buen corte y enjaretó dos tandas diestras templadas y ligadas que calaron. Había despertado a los desolados tendidos del sopor con el segundo con una notable labor presidida por la firmeza. Lo mejor surgió también a derechas, especialmente en los compases finales. Seguro, temperamental y centrado, pisó terrenos de cercanías, se cruzó y ex- Pase de pecho de Diego Urdiales trajo meritorios muletazos. Elevó la temperatura con un desplante y fue a por la espada, pero hizo guardia y se evaporó lo logrado. Sánchez Vara tuvo el privilegio de recorrer el anillo venteño, pese al lato tiempo que tardó en enterarse de la potable condición que lucía el pitón zurdo del quinto. El de Guadalajara había logrado encelarlo en el capote y se llevó un susto en banderillas. De nuevo revoloteó la tragedia con la muleta: a derechas el toro le levantó por los aires y le propinó una espeluznante voltereta. Por fortuna, salió ileso. Después ejecutó una destacada tanda zurda y pespunteó un trío de naturales largos que supieron a poco por la cualidad de su enemigo. Pe- BOTÁN se a ello, un sector se volcó con el alcarreño. Se tiró a matar con fe, pero no estuvo acertado y se disipó el posible trofeo. El confirmante Fernández Pineda vio cómo sus sueños se esfumaban con el más deslucido primero, de impresionante arboladura. El sevillano anduvo deseoso y ensayó aseados derechazos, pero el toro se defendía por su justeza de fuerzas y fue imposible que la faena levantara el vuelo. Tampoco a izquierdas le ofreció facilidades su rival. Realizó lo más bello en el prólogo al sexto: un torero doblón, enlazado a muletazos diestros con aroma, enhiesta ya la figura. De sus manos brotó luego un dúo de rondas diestras compactas; en cambio, por el izquierdo no se confió. El Cid pierde una importante tarde en Valdepeñas ABC VALDEPEÑAS. Manuel Jesús El Cid perdió por el mal manejo de la espada un triunfo importante en Vadepeñas. El Cid cortó finalmente una oreja, como Javier Conde y el novillero Cayetano Rivera Ordóñez, en corrida mixta. El ganado de Jandilla tuvo una presentación desigual y manejabilidad de fondo. Con tres cuartos de entrada, se lidiaron cuatro toros de Jandilla y dos novillos del mismo hierro. Javier Conde, bronca y oreja. El Cid, oreja y ovación. Cayetano, oreja y ovación. El Chispa cortó una oreja en la noche venteña En la noche del sábado Taurovent celebró una novillada de promoción en la que cortó una oreja José Reina El Chispa Las Ventas registró un tercio de entrada para ver los astifinos utreros de Astolfi. Jesús de Natalia oyó silencio tras aviso en ambos; El Chispa se hizo con una oreja y dio una vuelta al ruedo después de escuchar un aviso y una fuerte petición; José Caraballo no pasó de silencio y ovación de despedida tras aviso. Desde el pasado viernes Taurovent ha puesto en marcha el proyecto De la mano a Las Ventas con el que regalará una entrada a cada persona mayor de cicuenta años que vaya acompañada de un menor de aquí a final de temporada en todas las novilladas. Buena presentación de Gallo en Barcelona EFE ALBERTO FARICLE BARCELONA. El torero salmantino Eduardo Gallo tuvo un buen debut en la Monumental de Barcelona, pues hizo lo más destacado de la tarde y cortó la única oreja. Se lidiaron cinco toros de Guadalest y un sobrero, el cuarto, de El Sierro, aceptablemente presentados, pero descastados y mansos, sobre todo el sobrero. El balance final fue el siguiente: Salvador Vega, ovación y silencio tras un aviso. José María Manzanares hijo, ovación y silencio. Eduardo Gallo, en la imagen, una oreja y silencio.