Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 30 7 2005 Sociedad 49 Críticas de AEDE al requerimiento del juez Del Olmo a El Mundo ABC MADRID. La Asociación de Editores de Diarios Españoles (AEDE) afirmó ayer en un comunicado que el requerimiento del juez Juan del Olmo- -que investiga el 11- M- -al diario El Mundo para la entrega de una documentación relativa a un caso en proceso de instrucción, no sometido a secreto de sumario, puede suponer una grave vulneración de los derechos a la libertad de expresión y a comunicar y recibir libremente información, protegiendo las fuentes, garantizados por la Constitución Española, por lo que manifiesta su profunda disconformidad AEDE considera que, aun cuando lo que se ha pretendido sea la protección de testigos, los medios utilizados no pueden suponer un quebrantamiento de un derecho fundamental como es el de la libertad de información, en toda su extensión, que constituye un pilar básico de un Estado de derecho y cuyo ejercicio es responsabilidad, principalmente, de los medios de comunicación La Asociación de la Prensa de Madrid (APM) también manifestó su preocupación ante el requerimiento de la Audiencia Nacional: Las restricciones a la libertad de expresión, y estamos ante una, dañan el Estado de Derecho y perjudican la persistencia de los demás derechos fundamentales La vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega, por su parte, prefirió no tomar partido en la polémica y declaró que la Fiscalía actúa con plena autonomía y que la libertad de expresión y las garantías judiciales son derechos fundamentales que tienen que coexistir Este asunto- -añadió- -debe resolverse con arreglo al Estado de Derecho en el que vivimos, con arreglo a la autonomía e independencia del poder judicial, respecto a la que el Gobierno no tiene absolutamente nada que decir Fernández de la Vega y Solbes, en su comparecencia ante la prensa posterior al Consejo de Ministros CHEMA BARROSO Luz verde a la ley de radio y TV públicas La futura RTVE no podrá acogerse al aval ilimitado del Estado La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, destacó en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros que con la remisión a las Cortes de la reforma del Ente público se va a conseguir una televisión independiente, plural, sostenible, con un sistema de financiación mixta, desgubernamentalizada y de calidad Una de las decisiones más importantes del Consejo de Ministros de ayer fue la remisión a las Cortes del proyecto de ley de la Radio y Televisión de Titularidad Estatal, que, según el propio texto, abre una nueva etapa en los medios públicos, porque garantiza la gestión de un servicio público profesional e independiente, un futuro despejado para los medios públicos gracias al diseño de un modelo de financiación mixta y estable, y prevé mecanismos eficaces de control interno y externo a la gestión de la nueva Corporación de Radiotelevisión Española El proyecto de ley acaba con el actual régimen jurídico del Ente como organismo público del Estado y crea la Corporación RTVE, que tendrá forma de sociedad anónima, con capital íntegramente estatal, y gozará de autonomía en su gestión, con independencia del Gobierno, aunque estará sujeta al control del Parlamento y del nuevo Consejo Estatal de Medios Audiovisuales. el aval ilimitado del Estado para lo cual se introducen criterios de gestión para su transparencia y adecuación a los criterios comunitarios La financiación del Ente se canalizará a través de una subvención pública fijada en el contrato- programa y de los ingresos comerciales procedentes de la publicidad, que será inferior a la que emitan los canales comerciales así como por la venta de productos. Se confirma además que la Corporación de RTVE tendrá un Consejo con diez miembros, cuatro de ellos elegidos por el Congreso, otros cuatro por el Senado y dos propuestos por las principales organizaciones sindicales y elegidos por el Congreso. Su mandato será de seis años, superior al de una legislatura para situarlos al margen de los vaivenes políticos El director general ya no será designado por el Gobierno, sino que será seleccionado con criterios profesionales por el Consejo de Administración. Mandato- marco de nueve años Entre sus puntos más importantes destacan la definición de servicio público, que implica una programación de calidad y el fomento de la producción española y europea e introduce la figura del mandato- marco de nueve años de duración. Cada tres años, un contrato- programa de RTVE con el Estado concretará los objetivos, gestión y administración del servicio público y la contraprestación económica correspondiente Como ya se ha anunciado, la nueva Radiotelevisión Española mantendrá la financiación mixta, pero se elimina