Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 27 7 2005 25 Asesinados 17 iraquíes en una emboscada de la guerrilla junto a la cárcel de Abu Ghraib La Policía egipcia identifica a uno de los terroristas suicidas de los ataques en Sharm el Sheij Dos tercios de los musulmanes se replantean seguir en el Reino Unido E. J. B. LONDRES. El temor a una vida más difícil en el Reino Unido por la posible criminalización de que puede ser objeto la población musulmana ha llevado al 63 por ciento de los ciudadanos británicos de fe islámica a reflexionar sobre su permanencia en el país, según un sondeo publicado por The Guardian. Esos dos tercios de los 1,6 millones de musulmanes que viven en el Reino Unido temen que la reacción social por los atentados de Londres pueda causarles problemas. La Policía ha registrado desde el 7- J más de 1.200 presuntos incidentes de islamofobia, que van desde la agresión verbal hasta el asesinato de una persona. No obstante, el 56 por ciento de los musulmanes es optimista sobre el futuro de sus hijos en el Reino Unido, mientras que el 30 por ciento se declara pesimista. El 80 por ciento cree que la participación británica en la guerra de Irak ha conducido a los atentados, y un porcentaje notablemente inferior, el 57 por ciento, atribuye parte de la responsabilidad a la enseñanza de los imanes. Los datos que comienzan a aflorar sobre los terroristas de los atentados fallidos del 21 de julio muestran nuevamente a dos jóvenes de aparente normalidad, que salían de fiesta por la noche y jugaban al fútbol los domingos con sus amigos Pasión por el fútbol y el Corán TEXTO: E. J. BLASCO. CORRESPONSAL LONDRES. La vida en un bloque de doce pisos de altura en una barriada de la gran ciudad es más anónima que en las pequeñas casas unifamiliares de Leeds, donde residían tres de los terroristas del 7- J. Allí casi todos los vecinos se conocían y las familias tenían una relación más estrecha. Los inquilinos de Curtis House, en el norte de Londres, poco saben de Yasin Hassan Omar, de 24 años, quien tenía alquilado a su nombre un inmueble en el noveno piso, y de Muktar Said Ibrahim, de 27 años, que muchos días también residía en la misma dirección. Ambos compartían el domicilio con otros dos jóvenes. Omar recibía de las autoridades del distrito una subvención de unos 112 euros para pagar la vivienda. El rastro de los terroristas LONDRES Westbourne Park Paddington Warren Street King s Cross Hackney Highbury Road Islington Liverpool Street Notting Hill Bond Oxford Gate Street Circus Shepherd s Bush Hammersmith West Earl s Kensington Court Río Támesis Intentos de detonar una bomba el 21 de julio Wimbledon Holborn 2 Moorgate Bank Whitechapel Aldgate Monument London Bridge Canada Water Shadwell Green Park Leicester Square Piccadilly Circus Charing Cross Victoria Waterloo Southwark Elephant Castle Stockwell Estación Oval New Cross Gate New Cross Solicitantes de asilo La Policía atribuye a Omar una de las bombas fallidas en el metro y a Ibrahim la depositada en un autobús. El primero es natural de Somalia y llegó al Reino Unido en 1992 a la edad de once años acompañando a sus padres, demandantes de asilo, y en 2000 se le concedió permiso para estar en el país indefinidamente. Ibrahim, nacido en una familia procedente de Eritrea, llegó también en 1992, con catorce años, y en 2004 obtuvo la nacionalidad británica. Según el testimonio de un amigo de ambos a The Daily Telegraph, durante tiempo solían quedar con otros para salir por la noche de fiesta y luego iban a dormir allí. Ibrahim se fue a Arabia Saudí en 2003 por dos o tres meses. Dijo que iba a hacer prácticas allí durante un año, pero no explicó de qué, y luego la estancia se alargó. Cuando se marchó ya estaba cambiando y se había dejado una gran barba e incluso llevaba ropas tradicionales. Solía decir que yo no me tomaba mi Oval: Un hombre sube al metro en la estación de Stockwell y trata de hacer estallar una bomba en el recorrido entre esta estación y la de Oval. Consigue llegar a la siguiente parada y logra escapar de sus perseguidores. Eran las 12.35, hora local. Hackney: Un pasajero identificado posteriormente como Muktar Said Ibrahim sale también de la estación de Stockwell. A las 12.53 sube al autobús de la línea 26, donde la Policía cree que intentó activar un explosivo que supuestamente portaba en una mochila. Abandonó el autobús en Hackney Road a las 13.06. Shepherd s Bush: Un hombre con una gorra de béisbol y una mochila a su espalda entra en un vagón de metro en la estación de Westbourne Park en dirección a Shepherd s Bush. Allí intenta sin éxito activar un explosivo a las las 12.25 y sale corriendo, posiblemente saltando por una ventana trasera del vagón y después a través del túnel. Warren Street. Yasin Hassan Omar toma el metro en Stockwell llevando consigo una mochila granate, en cuyo interior escondía una bomba que intentó activar entre las estaciones de Oxford Circus y Warren Street. En esta última estación fue visto sin la mochila a las 12.40, de la que salió corriendo saltando sobre los tornos de entrada. dos por la posibilidad de que los cuatro terroristas huidos estén preparando otro ola de atentados. La Policía considera que pueden estar juntos en un piso seguro, previsto para el caso de que fallara el plan. Ayer fue inspeccionado un coche no lejos del piso que tenía alquilado uno de los presuntos terroristas. Aunque el automóvil no pertenecía a ninguno de ellos, se sospecha que podrían haberlo utilizado. También siguió la investigación en ese piso y en un garaje cercano, donde la Policía ha encontrado una gran cantidad de posibles explosivos. Infografía ABC religión suficientemente en serio. Ellos hablaban del Corán constantemente pero aún continuaron viniendo después a jugar con nosotros al fútbol cada domingo a Arnos Park relata ese amigo. Asegura que a pesar de tener cerca otras mezquitas, Ibrahim solía acudir a las de Finsbury Park y Brixton, dos de las más radicales. Antes de dar ese cambio, Ibrahim había acudido a una escuela secundaria local, donde fue siempre amable y todos le querían Tenía un gran corazón y siempre miraba por todos comenta. La familia de Ibrahim se mostró ayer afectada por lo sucedido y rechazó categóricamente el uso de la violencia. Asegura que lleva meses sin saber nada de él.