Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
8 Opinión LUNES 25 7 2005 ABC LA BURBUJA CARTAS AL DIRECTOR Pueden dirigir sus cartas a ABC: Por correo: C Juan Ignacio Luca de Tena, 7. 28027 Madrid Por fax: 913.203.356. Por correo electrónico: cartas abc. es ABC se reserva el derecho de extractar o reducir los textos de las cartas cuyas dimensiones sobrepasen el espacio destinado a ellas. MÁS DEUDAS PERO MEJORES PAGADORES L Banco de España acaba de hacer público que la deuda de las familias superó a finales de marzo los 603.000 millones de euros. Pero a diferencia de informes anteriores no carga la mano sobre los riesgos de tan alto endeudamiento ni alerta acerca de las consecuencias que podría tener una eventual subida de los tipos de interés. Puede que sea porqueha comprobado que lamorosidad en el LUIS IGNACIO pago es insigPARADA nificante o porque los bancos están obteniendo beneficios y dotando reservas capaces de superar cualquier eventualidad. Aunque puede que sea, también, porque se ha dado cuenta de que la gente sabe que endeudarse personalmente no es intrínsecamente perverso y que, en la mayor parte de las economías desarrolladas, el endeudamiento familiar es muy superior al nuestro. El endeudamiento de las familias en España equivale ya al 76 por ciento del PIB según el Banco de España. Pero eso no debe asustarnos. Porque la manera correcta de medir esas deudas es la RBD, la Renta Bruta Disponible. Y según ese indicador, España acaba de llegar al ciento por ciento, como revela en la revista del Colegio de Economistas de Madrid el propio director general del Banco de España, Malo de Molina. Ese nivel es inferior al de Estados Unidos que está en el 104, Alemania 111, Reino Unido 112 y Holanda 190. Estamos en el promedio europeo donde sólo están por debajo Francia, con el 59 y Bélgica con el 67 por ciento. Quizá la aceleración del endeudamiento español sea excesiva porque en los últimos cuatro años ha subido dieciocho puntos cuando la media europea subió doce. Pero Holanda subió veintisiete y no pasó nada. Además, nuestro riesgo de impago es pequeño. En su informe de Primavera 2005 Intrum Justitia, la primera entidad europea en el tratamiento y gestión de cuentas a cobrar, revela que el riesgo de cobro se redujo continuamente durante el año 2004 y las pérdidas por impago se situaron en el 2,7 por ciento frente al 3,2 el año anterior... que estábamos menos endeudados. Templo de la Cristiandad Hoy es el día de Santiago Apostol, patrón de España. Es un día especial para todos los españoles que celebramos con mucha devoción. Repasando un poco la historia tenemos que Santiago junto con Roma y Jerusalén conforman los tres vértices de la Cristiandad. Si hay un templo en el mundo capaz de moldear y elevar el alma colectiva de un pueblo, ese templo es la Catedral de Santiago de Compostela, donde reposan los restos del Apostol que, desde la batalla de Clavijo, comenzó a construir España y Europa a la lumbre del cristianismo. Santiago es el eje de la construcción europea. La meta del camino que lleva su nombre y que desde la Edad Media ha conducido a todos los peregrinos del mundo hasta la plaza del Obradoiro para ganar el jubileo del Apóstol, del santo mitad monje, mitad soldado, que con sus palabras y su lucha trazó el camino y las rutas de España. Alberto Díez Carrascal. Bilbao. ¿Qué pasa con las pensiones? Reina gran inquietud entre los pensionistas, y creo que hay buenas razones para ello. Como uno más, y atento a los comentarios generales, esta grave preocupación no es por el Pacto de Toledo, incluso entenderíamos que tuviera que ser retocado La inquietud y preocupación viene de los tan comentados nuevos estatutos de autonomía que, según algunas informaciones, pretenden entre otras cosas desguazar la caja única de pensiones de la Seguridad Social. ¿Quién nos pagará las pensiones en las regiones más deprimidas como es el caso de Asturias? Hay infinidad de casos de pensionistas que cotizaron en varias comunidades autonómicas, otros en empresas con sedes en Madrid u otros lugares, otros funcionarios que ni se sabe dónde se hizo la cotización. ¡Que en la recta final de nuestras vidas nos obsequien con esta nueva preocupación no es de recibo! Parece que la única solución (que no sé si es factible) sería cambiar de domicilio y comunidad si es que admiten a estos pensionistas en otras. Se echa de menos una declaración solemne y vinculante, especialmente por parte de los sindicatos, donde nos aseguren de forma tajante que esto no vaya a ocurrir. Si a ella se suman los partidos políticos tanto mejor. José Luis Varela González. Oviedo. E gica, intervencionista y manipuladora. Fernando Villar Molina. Madrid. Una canción de Al Wilson... Ésta es la historia de una mujer de buen corazón que una mañana se encontró una pobre serpiente casi muerta por el frío. Llévame dentro, por amor de Dios. Llévame dentro, buena mujer suplicó la serpiente. La abrigó, la puso junto al fuego y le dio leche y miel. Cuando volvió del trabajo, comprobó que la serpiente había revivido. Pero la serpiente, en lugar de darle las gracias, le dio un vicioso mordisco. Yo te salvé -exclamó la mujer- Sabes que tu mordedura es venenosa y ahora voy a morir Sabías perfectamente que era una serpiente antes de llevarme a tu casa Esta vieja canción de Al Wilson me recuerda a cierto presidente del Gobierno que se ha llevado a su casa a una serpiente moribunda, la ha abrigado, la ha puesto junto al fuego y le ha dado leche y miel. La serpiente se está curando y reviviendo con gran rapidez. ¡Bien por el presidente! Lo malo es que, cuando la serpiente le muerda con saña (y lo hará) el veneno nos infectará a todos. J. A. de las Asturias- Bohórques. Madrid. ¿Son hijos del Estado? En el pasado Consejo de Ministros fue aprobada la nueva Ley de Educación (LOE) que será la que sirva de marco para educar a nuestros hijos en los próximos años. Como es habitual en la actuación del Gobierno- -ya es un tópico hablar de diálogo- -no ha atendido las demandas de los padres, que han manifestado su rechazo, con la presentación de una iniciativa legislativa popular, refrendada por más de tres millones de ciudadanos; con la realidad, fácilmente comprobable, los datos obran en poder de las autoridades académicas, de que más del 80 por ciento de las familias quieren una formación determinada para sus hijos. En el nuevo proyecto se aprecia la falta de decisión para resolver el problema del fracaso escolar. Se sigue con un sistema de poca exigencia educativa: en sus objetivos no incluye una formación en valores universales; cuando se refiere a éstos lo hace como si en vez de formar personas fueran entes abstractos e inconexos. No se plantea con realismo y seriamente la problemática de los alumnos que desean optar por opciones más próximas al mercado de trabajo; la problemática disciplinar que viene surgiendo no se trata; la necesidad de potenciar la imagen y el respeto a los profesores, base de cualquier sistema educativo, sigue en el terreno de los buenos deseos; se introduce el derecho de reunión de los alumnos, novedoso, ¿pero ayudará? Con ser grave lo anterior, lo es mucho más la base que inspira esta ley que impone a los padres- -primeros responsables de la educación- -una ideología de base intervencionista- laicista, sin re- paro en saltarse a la torera los derechos que nuestra Constitución reconoce. Es evidente que el Estado se constituye en el rector de la formación que nuestros hijos deben o no recibir al inmiscuirse en cuestiones privativas de cada familia, negando, en la más pura y anticuada praxis social- marxista, la libertad personal en campos tan importantes como la enseñanza, la libertad religiosa y los derechos de la institución familiar, entre otros. Es de esperar que los padres, partidos políticos, asociaciones de padres reaccionen e interpongan las acciones y medios de presión legales que correspondan, ante una ley abiertamente ideoló- ¡Todos contra el fuego! Ni las campañas emitidas en los distintos medios, ni las extensas masas de arbolado calcinado, ni las tragedias humanas que los incendios causan año tras año, hacen reflexionar a algunos insensatos que no dejan de actuar temerariamente. ¿No pueden cambiar las chuletas o la paella en el campo por otro tipo de alimento cocinado en su domicilio? ¿Cómo se pueden ahora digerir esos manjares? Por mucho cuidado que se ponga- -la naturaleza manda- -el resultado es imprevisible. Pensemos en lo que puede convertirse un estupendo día de campo y recordemos aquella acertadísima campaña de... ¡Todos contra el fuego! Ángel M. Lozano. Madrid.