Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30 Internacional SÁBADO 23 7 2005 ABC Crece la sensación de crisis en Portugal tras el relevo del ministro de Finanzas b El responsable de la economía Al menos 18 disidentes detenidos en La Habana en vísperas de la fiesta nacional Entre ellos figura Marta Beatriz Roque, una dirigente de la oposición interna frente a la embajada de Francia en La Habana la libertad de otros seis detenidos en una protesta el pasado 13 de julio en la capital cubana AFP LA HABANA. Al menos 18 disidentes cubanos fueron detenidos ayer según la oposición, a raíz de una protesta convocada frente a la embajada de Francia en La Habana, en un clima de tensión por un inusual despliegue policial en vísperas de la fiesta nacional del 26 de julio. Entre los detenidos figuran el abogado René Gómez Manzano y el ingeniero Félix Bonne Carcacés, altos dirigentes de la Asamblea para la Promoción de la Sociedad Civil (APSC) cuya presidenta, la economista Marta Beatriz Roque, también fue apresada, según dirigentes opositores. Marta Beatriz Roque es una de las principales dirigentes de la disidencia interna en Cuba y su arresto se produce un año después de su excarcelación Estábamos contando 16 disidentes detenidos. A Bonne lo detuvieron por la tarde en una vivienda donde estaba refugiado en Centro Habana- -con lo que suman 17- dijo a AFP Vladimiro Roca, representante de la corriente opositora Todos Unidos que opera ilegalmente aunque tolerada por el gobierno. Las detenciones se produjeron a raíz de una protesta convocada por la APSC frente a la embajada de Francia en La Habana, a la que llegaron sólo b Los arrestados reclamaban lusa pidió en su toma de posesión paciencia y confianza a los portugueses porque la situación actual así lo exige BELEN RODRIGO, CORRESPONSAL LISBOA. La dimisión del ministro de Estado y de Finanzas, Luis Campos e Cunha, ha provocado una nueva crisis política en Portugal que se suma a la delicada situación económica del país. Su sucesor, Fernando Teixeira dos Santos, propone una política de continuidad en la contención presupuestaria para poder cumplir los compromisos adquiridos por el ejecutivo luso con la UE. Durante cuatro meses, el primer ministro portugués, José Sócrates, ha intentado transmitir la imagen de un gobierno fuerte y estable capaz de hacer frente a la crisis económica que atraviesa Portugal. Desde que ganase las elecciones legislativas con mayoría absoluta, el pasado 20 de febrero, el Partido Socialista se ha mantenido discreto y con apenas fugas de información en los medios de comunicación social. A pesar de los esfuerzos y de querer aparentar que todo marcha bien, la dimisión del ministro de Finanzas, Campos e Cunha, la noche del martes, abre la primera herida visible en el seno del gobierno que ha sido una constante en los ejecutivos anteriores. Todo ello coincide con una entrevista del jefe de la diplomacia portuguesa, Diogo Freitas do Amaral, diciendo que falta una buena comunicación en este gobierno. Marta Beatríz Roque, dirigente de la disidencia interna, en una imagen de archivo EFE unos 15 opositores y ninguno de los dirigentes de la asamblea. Además de Beatriz Roque, Gómez Manzano y Bonne, fueron arrestados Ricardo Medina, Niurka Pena, Yusimí Gil Portal, Miguel López, Raúl Marín, Gloria Rodríguez, Georgina Noa, Emma María Alonso, Luis Peñalver, Ernesto Colás, Miguel Valdés Tamayo, Julio César López, María de los Ángeles Borrego, Jesús Adolfo Reyes y Francisco Mouré, precisó Yuraí Reyes, colaboradora de la APSC. Pena es secretaria de Roque y Medina, presidente de la comisión religiosa de esa organización, quienes fueron arrestados en sus viviendas, según otro portavoz de la APSC, Ángel Polanco. La presidenta de la APSC, de 59 años, fue la única mujer de un grupo de 75 disidentes detenidos en marzo de 2003 y liberada hace exactamente un año por serios trastornos de salud. Ella, personalmente, convocó el pasado jueves la protesta frente a la representación diplomática. A la convocatoria de la APSC asistieron unos quince opositores, que reclamaron la liberación de seis disidentes que aún permanecen detenidos después de las protestas realizadas en La Habana el pasado 13 de julio. Según la CCDHRN, ese día fueron arrestadas unas 30 personas.