Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 22 7 2005 Nacional 15 Rajoy insiste en abrir el partido a más sectores sociales, pero cierra filas con Acebes y Zaplana El líder del PP respalda también la apuesta de Piqué por lograr el voto joven: En eso estamos todos b Aunque la prioridad es no de- fraudar a sus diez millones de votantes con una oposición dura, arengó a su grupo parlamentario para buscar nuevos electores J. L. LORENTE MADRID FUENGIROLA. Unidad y oposición dura. Esos fueron los dos mensajes que quiso lanzar ayer el presidente del PP, Mariano Rajoy, ante el Plenario del Grupo Popular en el Congreso. El líder de la oposición reunió a puerta cerrada a los diputados de su partido para diseñar el próximo curso político y, de paso, instar a los parlamentarios del PP a que se esfuercen en el próximo periodo de sesiones- -que comienza en septiembre- -por llevar a cabo una oposición todo lo dura que exija la acción del Gobierno socialista, especialmente en materias que, en su opinión, buscan el desmantelamiento de España, como la lucha antiterrorista y el modelo de Estado. Superada la crisis interna provocada por las palabras del presidente del PP de Cataluña, Josep Piqué, sobre el papel que desempeñan el secretario general del partido y el portavoz del Grupo Parlamentario, Rajoy quiso, no obs- tante, dar su apoyo a Ángel Acebes y Eduardo Zaplana ante los diputados del PP. Era la primera vez que se reunía el Plenario del Grupo Popular tras las declaraciones de Piqué y el presidente del PP- -muy aplaudido durante su discurso- -no desaprovechó la oportunidad de anunciar que no se dejará enredar en debates sobre personas y confirmó que no hará cambios entre sus principales colaboradores. En este punto, señaló que todos fueron elegidos en el último congreso del partido y con ellos piensa ejercer la labor de oposición en los próximos meses. Zaplana, Rajoy y Acebes, tras la reunión del grupo parlamentario popular nal de los populares. Por la tarde, en una conferencia que el presidente del PP dictó en los cursos de verano que su partido celebra en la localidad malagueña de Fuengirola, quiso profundizar en esa cuestión. Aunque la prioridad es no defraudar a esos diez millones de ciudadanos que se decantaron por el PP en 2004, Rajoy señaló la necesidad de que su partido se abra a más sectores sociales. El líder de la oposición cree llegado el momento en que el PP dé un paso EFE Ganar votantes sin perder otros No obstante, Rajoy también quiso hacer un guiño a Piqué. No en la reunión del grupo, sino después- -en una rueda de prensa- Rajoy fue preguntado por el discurso que el miércoles pronunció el presidente del PP catalán en una universidad valenciana, donde señaló que su partido necesita conseguir el apoyo de los más jóvenes si quiere recuperar el poder en las próximas generales. Yo estoy en eso. Tuvimos 10 millones de votos (en marzo de 2004) y mi objetivo es ganar las próximas elecciones. Para ello, necesitamos algunos votos más. Eso es lo que pensamos todos en el partido señaló el líder nacio- Estoy aquí para vencer en las elecciones de 2008 y no para ocupar un asiento en la sede de la calle Génova más en su labor de oposición, ya que el Gobierno de Zapatero ha dilapidado en un solo año buena parte del capital político que logró el 14- M. Es por eso que Rajoy quiso dejar claro ante un auditorio formado por estudiantes y militantes del PP que su estrategia en el nuevo curso político pasa por llevar a cabo una oposición con toda la contundencia que requieran las circunstancias porque- -según advirtió- da igual lo que digan unos u otros o los consejos que den quienes quieren que perdamos las elecciones Ganar los comicios generales es su principal objetivo, una vez pasada la página del 11- M, y ayer- -tanto en la reunión del grupo como en la conferencia de Fuengirola- -se encargó de recordarlo: Estoy aquí para vencer en 2008. Mi objetivo vital no es ocupar un asiento en la sede de la calle Génova