Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 21 7 2005 Nacional INCENDIO MORTAL EN GUADALAJARA 13 El PP llama cobarde al jefe del Ejecutivo por esconderse detrás de Barreda b Zaplana responsabiliza al Gobier- no de los fallos en la coordinación y asegura que con más medios y actuando a tiempo podía haberse evitado la tragedia J. L. L. MADRID. El PP elevó ayer al máximo el tono de sus críticas al Gobierno y se despachó con duros calificativos contra José Luis Rodríguez Zapatero, al que llamó cobarde por esconderse de forma vergonzante en su opinión, tras la Junta de Castilla- La Mancha. Minutos antes de la comparecencia del presidente del Gobierno ante los medios de comunicación en el Palacio de la Moncloa, el portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Eduardo Zaplana, apuntó que el Ejecutivo tiene responsabilidades en una tragedia que ha costado la pérdida de once vidas humanas e instó al Ejecutivo a dar la cara El dirigente popular exigió al Gabiente socialista todo tipo de explicaciones respecto a por qué no se han cumplido los mecanismos de coordinación previstos e insistió en que el principal grupo de la oposición no va a aceptar bajo ningún concepto que se diga que la responsable es sólo la Junta de Castilla- La Mancha o que ésta avisó tarde, porque el Ejecutivo, en una crisis de esta naturaleza, no se informa a través de la Comunidad autónoma, sino mediante la Delegación del Gobierno que, además, tiene competencias para actuar ante una catástrofe de esta naturaleza No vale culpar a la Junta de Castilla- La Mancha. Al delegado del Gobierno le informa directamente la Guardia Civil subrayó Zaplana tras dejar claro que con más medios y actuando a tiempo podía haberse evitado la tragedia Ángel Acebes, en el funeral de Luis Solano, uno de los once miembros del retén que murieron en el incendio forestal CHEMA BARROSO El primer debate sobre la catástrofe acaba en una gran bronca en el Congreso Rubalcaba y Hernando casi llegan a las manos tras un insulto del portavoz del PSOE b Antes de que Rubalcaba llamara mentirosos a los populares, Marín tuvo que suspender el pleno después de llamar al orden por tres veces a otro diputado del PP J. L. LORENTE MADRID. Triste episodio el que se vivió ayer en el Congreso. El primer debate parlamentario sobre la catástrofe de Guadalajara derivó en una importante bronca que estuvo cerca de acabar en una pelea entre el portavoz del Grupo Socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba, y el tesorero del PP en la Cámara Baja, Rafael Hernando. Al término de la sesión, Rubalcaba se acercó a un grupo de diputados del PP para llamarles mentirosos Hernando- -que por la mañana asistió al funeral de Luis Solano, el hijo de un antiguo diputado del PP, muerto en el incendio- -increpó al portavoz socialista. La rápida intervención de los diputados populares, que agarraron a su compañero, evitó que el incidente fuera a mayores. Todo comenzó cuando la Diputación Permanente de la Cámara Baja debatía la petición de comparecencia de la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, que formulaba el primer grupo de la Para una que defendió Gaspar Llamazares- -la de Moratinos- tampoco salió, pero por menos margen que los demás, porque si algo se constató ayer es que la suavidad del Gobierno con el régimen marroquí resulta indigerible a todos los grupos. Claro que Rafael Estrella, portavoz socialista, agradeció el tono de Llamazares y la emprendió con Aznar. En esta ocasión, lo importante eran las gestiones de Moratinos, y no las de Aznar. Pero Moratinos irá más adelante, cuando se vea cómo se solventa el viaje de los diputados y qué resultado da el embajador que va a nombrar Kofi Annan. Le emplazaron para septiembre, aunque el pronóstico es que en el Sahara las cosas no van a ir mejor. Así resultó que Llamazares recibió la misma receta que su grupo aplicó para que no comparecieran Narbona y Espinosa: hay que dar tiempo al tiempo y ver cómo se aplica el decreto sobre el agua. El debate no arregla nada. Ni va a haber más agua porque comparezca Narbona ni Mohamed se va a convertir a la democracia porque comparezca Moratinos. De Mohamed se pasó a hablar del PCTV. Ignacio Astarloa estuvo brillante, pero le dio igual. Nadie debe acudir porque el asunto está en sede judicial. Y así se llegó a El Chino Martínez Pujalte quería saber desde cuándo se conocía la información, si el presidente la ha ocultado... El socialista Rascón recordó que el documento se publicó hace más de un año y que lo que les llevó a la oposición fue la política del créanme Martínez Pujalte recogió el argumento y respondió Menos ópera y más apagar incendios afirmó Martínez Pujalte en alusión al jefe del Ejecutivo créanme, no hay incendio en Guadalajara. Menos ópera y más apagar incendios en alusión al presidente del Gobierno, que estaba en la ópera cuando las llamas superaban lo creíble. Ayer se habló del agua, del PCTV, Marruecos, El Chino Pero en los últimos días el ambiente político situaba la inmediatez en cuestiones como la descoordinación a la hora de atajar un incendio sin precedentes y, desde luego, el debate en Cataluña. Desde el entorno de la vicepresidenta llega un mensaje claro. Se asumirán las (responsabilidades) que haya que asumir, si es que hay asumir alguna Y es que en Castilla- La Mancha se malician muchos socialistas que los chivos expiatorios viven en Toledo. De momento, Cristina Narbona, y no por el agua, sino por el fuego, va a comparecer la próxima semana. Al PP el Prestige se le presenta en la memoria y Guadalajara no es menos. La bronca de ayer lo puso de manifiesto. oposición. El diputado del PP José Ignacio Echániz aprovechó su intervención para criticar al presidente del Gobierno por irse a la ópera y al jefe del Ejecutivo castellano- manchego, por acudir a una barbacoa mientras se quemaba el monte. El presidente del Congreso, Manuel Marín, retiró entonces el uso de la palabra a Echániz por haber sobrepasado el tiempo asignado a su grupo. El diputado del PP no se calló pese a que Marín le llamó al orden las tres veces reglamentarias. Mientras tanto, se podía oír al portavoz del PP en el Congreso, Eduardo Zaplana, decir que esto es intolerable En ese momento, el presidente del Congreso suspendió momentáneamente la sesión. Reanudada ésta cinco minutos después, el PSOE y sus socios vetaron la comparecencia de De la Vega. El incidente no acabó ahí. Siguió en los pasillos de la Cámara, cuando el mismo Rubalcaba se cruzó con un grupo de diputados del PP, entre los que encontraban Ángel Acebes, Eduardo Zaplana, Vicente Martínez Pujalte y el propio Rafael Hernando. El dirigente socialista acusó entonces a los populares de haber mentido durante su intervención e hizo el gesto de llevarse una mano a la cara, gesto que se utiliza para llamar caradura a alguien. Hernando le hizo frente: Eso no me lo dices a la cara La intervención de Acebes y Zaplana, que sujetaron a su compañero, impidió que el incidente terminara en una pelea. La vicepresidenta primera del Congreso, Carme Chacón, también agarró a Hernando de un brazo cuando se dio cuenta de lo que sucedía. Después, el diputado se retiró en compañía de otros parlamentarios populares y Rubalcaba continuó su camino arropado por Chacón.