Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 20 7 2005 25 Angela Merkel expresa en París su sintonía con Nicolas Sarkozy y sus distancias con el presidente Chirac Hugo Chávez lanza el domingo TeleSur, su revolucionario proyecto de televisión bolivariana Pakistán detiene a un sospechoso de la matanza del 7- J ISLAMABAD. Según informa hoy el diario británico The Times, la Policía paquistaní detuvo ayer a un importante dirigente del movimiento islamista Al Qaida, sospechosa de estar vinculada con los autores de los atentados de Londres. El hombre, un paquistaní que forma parte de los 24 detenidos en una serie de redadas de las fuerzas del orden en Lahore y Karachi, está siendo interrogado por su presunto papel en los atentados del 7 de julio en Londres, afirma el rotativo. Según varios diarios paquistaníes, la Policía ha registrado en los últimos días 7.000 madrasas (escuelas islámicas) en la provincia del Punjab, donde se sospecha que estuvieron el año pasado algunos de los autores de la matanza del 7 de julio. Los musulmanes ingleses crearán una fuerza para frenar el extremismo Dos tercios de los ciudadanos vinculan a Irak con los atentados de Londres b El Servicio de Inteligencia Inte- rior, MI 5, va a enviar trescientos agentes para incrementar la penetración en las áreas de población con más presencia islámica EMILI J. BLASCO. CORRESPONSAL LONDRES. Los musulmanes británicos, con el apoyo del gobierno, pondrán en marcha una fuerza de trabajo para combatir el extremismo en las distintas comunidades islámicas del país y evitar que los jóvenes se vean arrastrados hacia el radicalismo. Ese destacamento o red estará presidido por el secretario general del Consejo Musulmán de Gran Bretaña, Iqbal Sacranie, quien hoy se entrevistará con el ministro del Interior, Charles Clarke, para tratar los detalles de la iniciativa. Se trata de la principal conclusión de la reunión mantenida ayer por el primer ministro británico, Tony Blair, con los líderes de los partidos de la oposición y 25 representantes de organizaciones islámicas. En el encuentro, celebrado en Downing Street, se acordó abordar frontalmente el extremismo tanto desde la global unidad de partidos y de etnias como desde la individual alerta que debe procurar cada localidad. Blair convocó la reunión para comprometer también a la minoría musulmana, en un esfuerzo que, sin la vigilancia de esta comunidad, no será posible llevar a cabo eficazmente. Así también lo indicó el jefe de la oposición, el conservador Michael Howard, para quien es responsabilidad de los líderes musulmanes llegar a los jóvenes de sus comunidades para prevenir que mercaderes del mal influyan sobre ellos Algunos de los representantes musulmanes, no obstante, advirtieron de que no se les puede traspasar toda la responsabilidad de desenmascarar para que las retiren, según informa France Presse. En el texto se advierte que de lo contrario se enfrentarán a atentados similares a los ocurridos en las dos capitales europeas. Este mensaje es la última advertencia a los países europeos. Queremos daros un plazo de un mes para sacar a vuestros soldados fuera de la tierra de Mesopotamia afirma la declaración publicada en una web islamista y fechada el 16 de julio. Tras el 15 de agosto, añade el grupo islamista, no habrá más mensajes, sólo acciones que serán grabadas en el corazón de Europa Será una guerra sangrienta en el servicio de Dios añade el texto, cuya autenticidad, como en casos anteriores, no puede demostrarse. Las alusiones son directas: Este es un mensaje que dirigimos a los cruzados que todavía están presentes en Irak: Dinamarca, Países Bajos, Reino Unido, Italia... Estas son nuestras últimas palabras Los muyahidines, que están al acecho, tendrán otras palabras que decir en vuestras capitales advierte la declaración. Un londinense observa una camisetaAP con el eslogan sin miedo sobre el símbolo del metro posibles extremistas, porque ni los propios vecinos y familiares de quienes pusieron las bombas de Londres sospechaban de sus planes terroristas. Hace falta una completa cooperación, pero son las fuerzas policiales las que tienen que ocuparse de la seguridad del país afirmó Sayeeda Warsi, vicepresidenta de Musulmanes Conservadores. Warsi pidió a Blair que también se contemple tratar con los grupos radicales, no para negociar con ellos, sino para empujarlos hacia procesos democráticos, como el gobierno hizo con el IRA. Tras la reunión, Blair insistió en que la guerra de Irak no ha sido la causa de los atentados del 7- J. Por supuesto que los terroristas utilizan Irak como excusa, pero el 11- S pasó antes, y entonces se refirieron a la excusa de la política norteamericana en Israel declaró. Algunos de los líderes musulmanes que se habían reunido con Blair sí consideraron, en cambio, que existe una relación entre la intervención británica en Irak y las bombas de Londres, pero añadieron que no existe ninguna justificación para la actuación de esos criminales Según una encuesta publicada ayer por The Guardian, dos tercios de los británicos creen que la invasión de Irak provocó los atentados, frente al 28 por ciento que estima que no hay relación. Un 33 por ciento piensa que Blair es muy responsable, mientras que el 31 por ciento cree que es poca su responsabilidad. Futuros espías Por otra parte, el ministro de Hacienda, Gordon Brown, anunció ayer que el gobierno destinará 15 millones de euros para indemnizar a los afectados por el atentado londinense, y otra partida de idéntica cantidad para reforzar la actividad antiterrorista de Scotland Yard. Además, el Servicio de Inteligencia Interior, el MI 5, ha decidido enviar trescientos agentes a las zonas de mayor población musulmana fuera de Londres con el fin de detectar posibles células durmientes Ciudades como Birmingham, Leeds, Manchester y Liverpool contarán con oficinas regionales del MI 5 dedicadas al reclutamiento, sobre todo de personal de fe islámica y orígenes raciales diversos para lograr una mayor penetración entre la población. Se destinarán quince millones de euros para indemnizar a los damnificados por los atentados