Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 20 7 2005 Nacional INCENDIO TRÁGICO EN GUADALAJARA 13 Un poste telefónico quedó abrasado y suspendido en el aire por los cables terminado ardiendo todo el pueblo Esta queja es un lugar común en la ruta de la ceniza. Julián, natural de Ciruelos, recuerda que los agentes de la Benemérita llegaron a decirle que se lo llevarían esposado si no se marchaba del pueblo. Supongo que actuaban con buena voluntad, para evitar males mayores, pero qué quieren, ésta es nuestra casa, y queríamos defenderla. Además, conocemos el monte más que esos estudiantes que no saben ni por dónde andan, porque ni disponen de planos de la zona. Nosotros tenemos capacidad para enfrentarnos al fuego. Muchos de los pinos que se han quemado por aquí los he plantado yo. A veces, hay que dejar que se abrasen mil hectáreas para salvar otras cinco mil Julián ha perdido la cosecha de cereal, pero no le preocupa eso. El cereal se planta al año que viene, y ya está, pero el pinar tardará 30 ó 40 años en recuperarse. ¿Y mientras tanto, qué? La gente venía a pasar los fines de semana, pero ahora... ¿quién querrá venir? Un veterano resinero ha reconocido los cadáveres de los pinos que trabajaba Castilla- La Mancha pedirá al Gobierno, en el momento oportuno la declaración de zona catastrófica FOTOS: SIGEFREDO El aire solano Pedro, vecino de Luzón, viaja con su esposa a Molina de Aragón para dar parte al seguro por sus cuatro fincas abrasadas. Cree que la clave de la ruina de su pueblo estuvo en la noche del sábado, cuando el fuego era aún un aprendiz de monstruo. Si esa noche hubieran trabajado con medios suficientes en la carretera de Riba de Saelices a Ciruelos, nada de esto habría ocurrido En la madrugada del domingo cambió el viento, llegó el aire solano como lo llaman por aquí, y echó las llamas hacia Luzón. Si salvamos las casas fue por iniciativa propia, gracias a las máquinas que contrató el Ayuntamiento. Hasta el tercer día no hemos oído volar los hidroaviones En Luzón también hubo un motín El domingo por la tarde llegó la Guardia Civil con la orden de desalojarnos recuerda Pedro. Algunos fuimos a un cerro cercano para no tener que marcharnos. No queríamos abandonar el pueblo. Acabamos de luchar contra el fuego a las cinco de la mañana. Fue una noche angustiosa. A los agricultores nos consideran casi unos delincuentes y no nos dejan agrandar los caminos ni limpiar las acequias y los ríos, porque no resulta ecológico ¿Es más ecológico no poner remedios para frenar el fuego? tas tierras ya no tienen valor para los políticos De vuelta a Santa María, no es difícil toparse con una tertulia callejera. Los temas de conversación han dado un giro de ciento ochenta grados en los últimos días. Ya no se habla del último cotilleo, o del calor, sino del monotema Las parideras de las cabras se han quemado, y los animales ya no tienen ni agua para beber. Sus abrevaderos están envenenados por las cenizas comenta Daniel, uno de los abuelos fijos del pueblo. Si se les ha ido el asunto de las manos, pues que digan la verdad en vez de dar tantos rodeos exclama una mujer. Estuvimos más de veinticuatro horas sin medios para afrontar este drama; sólo los pusieron cuando hubo muertos, y para entonces ya estaba todo perdido Yo tengo 60 años y siempre he visto los pinos que se han perdido así, grandes, magníficos dice otra vecina. Se han quemado tres cuartas partes del monte del municipio. Ya nada será igual comenta una vecina. El veterano Daniel, resinero en los tiempos prósperos- -había 32 como él en el pueblo- asiente con un gesto de tristeza. Esos árboles que trabajé de joven están hoy muertos En Santa María del Espino hoy no podían abrir las ventanas de sus casas a causa del humo. Mañana será otro día, pero nada anuncia que sea mejor. Rumbo a los pueblos cercanos a la N- 211, la vía que lleva a Molina de Aragón y que ha sido la frontera norte del siniestro, técnicos de Telefónica hacen balance de los daños. Los postes han sido pasto de las llamas; algunos han perdido contacto con el suelo, como ceri- llas consumidas, y cuelgan de forma cómica de los cables que sostienen los postes aledaños. Coches de bomberos y del servicio forestal recorren la comarcal parcheada desde Ablanque a Mazarete. Algunos retenes esperan en los cruces, junto a camiones cisterna y tractores ennegrecidos, una llamada para entrar en acción. El fuego a las puertas Teníamos las mangueras preparadas, pero la Guardia Civil no nos dejó actuar a pesar de que el fuego estaba a las puertas. No quiero ni pensar que una chispa hubiera alcanzado a una de las casas viejas de paja y madera. Habría Héroes contra el fuego casi abandonados a su suerte Los agentes forestales se están comportando como auténticos héroes en la lucha contra las llamas. En muchas ocasiones su integridad física ha corrido serio peligro, y la mejor y más triste prueba de ello son las once muertes ocurridas en la tarde del pasado domingo. Trabajan jornadas de hasta doce horas y sólo descansan alrededor de cinco o seis, para luego volver a pie de fuego. Ya no sé ni cómo es mi madre, se me ha olvidado su cara decía ayer uno de ellos, medio en broma medio en serio, segundos antes de que un helicóptero les devolviera al infierno del fuego. Pero están abandonados. Hay gente sin comida, les hemos tenido que proporcionar nosotros mismos alojamiento, porque no se lo han facilitado afirmaba indignado un vecino de la zona. Cada uno que le ponga a esto el nombre que quiera, Tragsa, Junta de Castilla- La Mancha o Gobierno, pero es indignante lo que sucede añadía. Lo de esta gente tiene mérito, no lo de los políticos que ahora se dedican a pelearse y a sacar partido de una tragedia como la que ha ocurrido aquí. Y luego, si te he visto, no me acuerdo Mientras, el Consejo de Gobierno de Castilla- La Mancha acordó ayer solicitar al Ejecutivo central la declaración de zona catastrófica para las áreas del noreste de la provincia de Guadalajara afectadas por el incendio. El consejero de Presidencia de la Junta, Máximo Díaz Cano, informó durante una conferencia de prensa de que el Gobierno de la comunidad ha encargado a sus servicios jurídicos estudiar el momento adecuado para personarse en las diligencias judiciales de este caso en el que hay un imputado que está previsto que comparezca ante un juzgado de instrucción de Guadalajara. El humo lo invade todo Los habitantes de Santa María, evacuados el domingo a Alcolea del Pinar, fueron algunos de los que protagonizaron las protestas contra la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, de visita en el lugar. Ya no hay fuego que sofocar en el entorno del pueblo, pero los ánimos son brasas ardientes. Los resineros fumaban y hacían lumbre y nunca se quemó un pinar, y ahora vas a coger una mata de manzanilla y te multan