Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 Nacional XXV ANIVERSARIO DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL MIÉRCOLES 13 7 2005 ABC GUERRA COMO ALTERNATIVA as críticas de Alfonso Guerra al proyecto de Estatuto de Cataluña y, en general, al cambio de modelo de Estado en el que se ha comprometido el gobierno de Zapatero no vienen a favorecer al PP aun cuando den esa impresión. No le sacan del aislamiento. Si acaso vienen a robarle, incluso, el papel de la oposición. Mientras gobierna una parte del PSOE, otra cumple con la función crítica. De esta manera el partido cubre toda la realidad. De un modo totalizador. En relación con el modelo de Estado, Zapatero, Maragall, Patxi López y, ahora, Touriño defienden un proyecto confederal, esto es, la negación de España a CÉSAR ALONSO un plazo no excesivaDE LOS RÍOS mente largo. Pero ¿cómo dejar la defensa de la nación española y del Estado autonómico en manos de la derecha? Así que en el propio PSOE se monta la alternativa: Guerra, Ibarra, Paco Vázquez y, si es preciso, Bono. ¿Cómo es posible- -se preguntan algunos- -que en un mismo partido puedan mantenerse tesis contrarias en relación con cuestiones básicas como es la nacional? En primer lugar porque el PSOE es un partido federal (el PSC es otro partido) que se ha propuesto como objetivo articular la diversidad, las oposiciones, las contradicciones. En segundo lugar, porque en este partido los principios (incluso los que afectan a la Nación) se han convertido en opiniones. Hay dirigentes del PP a los que les gustaría tener esa flexibilidad ese antidogmatismo esa capacidad de adaptación, ese relativismo. Creen que la coherencia, las creencias, los principios son handicaps para la carrera electoral. No se han enterado todavía de que si no hubiera sido por la masacre del 11- M habrían vuelto a ganar las elecciones y quizá con mayoría absoluta por segunda vez. No se han enterado de que su éxito será inevitable si siguen manteniendo sin desmayo la idea de España y la integridad de la Constitución, en unos momentos en el que Zapatero sustituye la lucha antiterrorista por las negociaciones con ETA, en el que la masacre de Londres deja en ridículo la teoría de la Alianza de Civilizaciones, en que pagamos el enfrentamiento con Estados Unidos con la pérdida de los Juegos Olímpicos; en los que bajamos en una Unión Europea liderada por Blair y cuando se acentúa la incertidumbre económica a causa de la pérdida de fondos europeos y la crisis de nuestro comercio exterior... Que en estos momentos el PP haya pactado con el PSOE el Estatuto de la Comunidad de Valencia es de una torpeza incalificable. Lejos de ser tomado como modelo, será utilizado como justificación del catalán y del vasco. Un escalón más hacia el abismo. Una victoria de Jordi Sevilla que no saca al PP del aislamiento Si acaso, una baza para la alternativa a Zapatero que propone Alfonso Guerra. L El Rey saluda a Ibarretxe a su llegada a la sede del Tribunal Constitucional, en presencia de la Reina y Maragall El Rey destaca el incalculable valor de futuro de la Constitución para que España siga progresando unida Elogia la labor del TC, vértice indiscutible de nuestro Estado de Derecho TC, María Emilia Casas, resalta la vitalidad de la Carta Magna, fruto del consenso y de un clima de tolerancia y concordia NIEVES COLLI MADRID. Coincidiendo con el vigesimoquinto aniversario del Tribunal Constitucional; coincidiendo con una legislatura marcada por el debate estatutario; coincidiendo con la preparación de la más profunda reforma a la que se ha visto sometida la Carta Magna desde su promulgación, Su Majestad el Rey apeló ayer a la necesidad de reavivar nuestra conciencia colectiva, sobre todo la de los más jóvenes, acerca del incalculable valor de futuro que tiene nuestra Constitución para que España siga progresando unida, en paz, democracia y libertad Esta es una responsabilidad que nos incumbe a todos, a las institub La presidenta del ciones del Estado y, en particular, a nuestras fuerzas políticas y sociales añadió. Don Juan Carlos pronunció estas palabras durante el solemne acto de conmemoración del vigesimoquinto cumpleaños del Tribunal Constitucional que, bajo su presidencia y la de Su Majestad la Reina y en presencia de Sus Altezas Reales los Príncipes de Asturias, reunió en el mismo salón a todos los presidentes autonómicos- -a excepción del asturiano y el gallego- -así como a miembros del Gobierno, con José Luis Rodríguez Zapatero y Teresa Fernández de la Vega a la cabeza y, entre otros, a representantes de todas las instituciones del Estado, Don Juan Carlos renovó el pleno apoyo y confianza de la Corona en el Constitucional miembros de partidos políticos, magistrados, fiscales y autoridades eclesiásticas y militares. El Rey elogió la labor desarrollada durante estos años por el Tribunal Constitucional, al que calificó como el vértice insustituible de nuestro Estado de Derecho destacando de manera especial su decisiva contribución no sólo a la protección y al desarrollo de los derechos y libertades fundamentales sino también a la articulación territorial del Estado en su unidad y diversidad En varias ocasiones hizo mención Don Juan Carlos al papel fundamental que la Constitución y su máximo garante han jugado en la historia reciente de España, permitiéndonos disfrutar del más largo periodo de convivencia democrática, con una estabilidad política, un progreso social y una prosperidad económica sin precedentes Por eso, el Rey quiso renovar su pleno apoyo y confianza en el Tri-