Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 11 7 2005 Internacional ATENTADOS DE LONDRES EL DESPLIEGUE MILITAR EN EL GOLFO 25 El Reino Unido decidió antes del 7- J una fuerte reducción de tropas en Irak El retorno de 5.500 soldados supondrá a Londres un ahorro de mil millones de libras anuales Ministerio de Defensa británico prevé que los militares destacados en territorio iraquí pasen de 8.500 a 3.000 en abril de 2006 E. J. B. LONDRES. El Reino Unido tiene previsto comenzar dentro de tres meses una reducción escalonada de tropas en Irak, que supondría dejar sus actuales 8.500 soldados en 3.000 para abril del próximo año. También para comienzos de 2006, EE. UU. rebajaría su presencia militar en ese país, de sus 140.000 soldados actuales a 66.000. Así consta en un memorándum del Ministerio de Defensa británico elaborado con antelación a los atentados terroristas de Londres y publicado ayer por el Mail on Sunday. La autenticidad del documento, realizado por el ministro de Defensa, John Reid, vino a ser confirmada por éste de modo indirecto con un comunicado en el que asegura que no existe ningún plan aprobado sobre calendario de retirada de Irak, y que hasta ahora sólo se han abordado posibles escenarios de futuro, en la medida en que se vaya imponiendo la autoridad del Gobierno iraquí. Quiero dejar absolutamente claro que estaremos en Irak tanto tiempo como sea necesario; no se ha tomado ninguna decib Un informe del sión sobre el futuro de las fuerzas británicas indicó Reid. También un portavoz del Pentágono comentó que no hay constancia de un calendario decidido sobre el particular. De acuerdo con el documento filtrado, el Reino Unido prevé reducir sus tropas dentro de tres meses en dos de las cuatro provincias que están bajo control británico. Tenemos el compromiso de entregar al control iraquí las provincias de Al Muthanna y Maysan en octubre de 2005, y las otras dos, Dhi Qar y Basora, en abril de 2006 indica el memorándum. Polémica en el Pentágono El documento añade que para comienzos del próximo año, las tropas norteamericanas bajarán de 140.000 a 66.000 soldados, después de haber cedido al control de las fuerzas iraquíes catorce de las dieciocho provincias que ahora controlan. No obstante, reconoce que en el Pentágono existe una división de opiniones sobre el volumen de tropas a las que debe afectar la retirada. El repliegue está sujeto al progreso en la pacificación del país y al éxito en la formación de los nuevos contingentes de fuerzas de seguridad iraquíes, que están siendo entrenadas por EE. UU. El informe indica que la vuelta al Reino Unido de los 5.500 soldados previstos supondrá para Londres un ahorro de mil millones de libras anuales. Respecto a otros aliados presentes en Irak, señala que una vez reducida la presencia norteamericana y británica los japoneses serán reacios a seguir si su protección depende de los iraquíes; la posición australiana también puede ser incierta La Familia Real inglesa, ayer en el balcón de Buckingham Palace, en Londres lia Real, el primer ministro, Tony Blair, y los demás líderes políticos. En su homilía, Rowan Williams afirmó solemne que hay una generación de gente para la que la visión de un devastado Londres, víctima de las bombas, les traerá ásperos recuerdos; recuerdos no sólo de daños físicos sino también del sentido de obligación de resistir la venenosa tiranía que es responsable de esto Después hubo un desfile de la Guardia a Caballo y de veteranos, en el que Isabel II pronunció su discurso. En él advirtió de que los años de la guerra no fueron en vano, aunque tristemente REUTERS no puede decirse que el mundo haya sido liberado del conflicto o del terror desde 1945 Desde el balcón de Buckingham Las celebraciones terminaron con una exhibición aérea de aviones de la Segunda Guerra Mundial, que la Reina y su marido, el Duque de Edimburgo; el Príncipe de Gales y la Duquesa de Cornualles, y el príncipe Enrique siguieron desde el balcón de Buckingham Palace. El último avión en pasar fue el Lancaster Bomber que arrojó sobre Londres el millón de amapolas. Para principos de 2006, EE. UU. rebajaría su presencia desde los 140.000 soldados actuales hasta 66.000 Alemania Estados Unidos Reforzar la vigilancia para el Mundial de Fútbol GUSTAVO MORA. SERVICIO ESPECIAL BERLÍN. Los servicios secretos alemanes reforzarán la vigilancia de sospechosos de terrorismo antes y durante el Mundial de Fútbol 2006. Vivimos bajo una amenaza terrorista permanente advirtió el jefe del Servicio Federal de Información (BND) August Hanning. Los atentados de Londres no sorprendieron a los servicios de seguridad, según Hanning. En los últimos años se han desbaratado tantos planes terroristas, que había que contar con un atentado en el metro de Londres aseveró. Los atentados redundan en favor de Bush PEDRO RODRÍGUEZ. CORRESPONSAL WASHINGTON. No ha habido que aguardar mucho tiempo para que las repercusiones de los atentados en Londres empiecen a dejarse notar en el juego político de Estados Unidos, con posibles beneficios temporales para el presidente Bush en su renqueante segundo mandato. Entre los efectos en el gigante americano de la versión británica del 11- S y el 11- M, no faltan vaticinios de un mayor respaldo popular para la Casa Blanca y la guerra en Irak. Conflicto que la Administración Bush insiste, una y otra vez, en presentar como una alternativa más segura que com- batir terroristas dentro de territorio estadounidense. Los análisis políticos publicados durante los últimos días, anticipan que el 7- J va a apuntalar la dura política antiterrorista, simbolizada por Guantánamo y la polémica legislación Patriot Act Una ley aprobada, justo después del 11- S, y con partes decisivas sometidas a una próxima renovación por parte del Congreso federal. Sin salir de la colina del Capitolio, también se vislumbra una nueva sensibilidad presupuestaria para invertir más en seguridad doméstica. Sobre todo en la protección del trasporte público, un frente donde durante los últimos cua- tro años se ha venido realizando un mínimo esfuerzo, en comparación con otros sectores como la aviación. Dentro de este clima no carente de temores, el titular del Departamento de Seguridad Interior ha reconocido ayer que los estadounidenses que utilizan transporte público corren el peligro de sufrir ataques como los realizados en Londres y Madrid, a pesar de la alerta establecida esta semana por las autoridades federales. Michael Chertoff, ha salido a la palestra televisiva admitiendo que en la vida no existe perfecta seguridad pero constantemente estamos mejorando En este tono casi determinista, Fran Townsend, asesora del presidente para cuestiones de seguridad doméstica, también ha manifestado que en este mundo no existen garantías