Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
98 VIERNES 8 7 2005 ABC Deportes Los Juegos 2020 son el objetivo de Madrid, pero el Gobierno ve oportuno aspirar a los de 2016 El CSD opta por mantener ahora un perfil olímpico pese a la derrota JUAN M. GASTACA MADRID. Madrid continuará en la carrera olímpica. Eso ya es seguro; otra cosa es definir cuál será la edición más propicia para aspirar a la sede que el voto anglosajón le arrebató el miércoles en Singapur. Todavía no han transcurrido las horas suficientes para recuperar el tono anímico necesario entre los dirigentes de la candidatura española, que regresó ayer con tono todavía muy bajo y que conoció el impacto del magnicidio de Londres mientras sobrevolaba el desierto de Barheim, y así definir la estrategia a seguir en los próximos meses. En cualquier caso, a pesar de la decepción sufrida, existe un denominador común sin fisuras: Se ha rozado la gloria, hay posibilidades y Madrid va a mantener su apuesta olímpica Y aún más, en este clima de consenso también se afirma con rotundidad que la capital de España será, como mínimo, candidata a los Juegos 2020. ¿Y para los de 2016? Aquí se bifurcan las opiniones. El propio Alberto RuizGallardón sostiene que sólo está seguro lo de 2020. Los de 2016 ya veremos Para el secretario de Estado del Deporte, Jaime Lissavetzky, no hay que descartar los de 2016 Cada uno de ellos tiene también quien le secunda. A Gallardón, su vicealcalde. Manuel Cobo enumera los inconvenientes de partida para asegurar a Madrid una mínima garantía de éxito y la lista se hace prolija. A su vez, Feliciano Mayoral, quizá el reflejo más exacto de lo que pudo haber sido y no fue, sostiene que no se pierde nada por aspirar a la sede 2016. Vas acumulando currículo, tienes unas experiencia más formada y si no sale, tienes una rampa de salida bien construida para 2020 En esta doble dirección, unos y otros mantendrán una próxima reunión durante el verano en la que definirán la política a seguir. El representante deportivo del Gobierno es partidario de mantener el perfil olímpico de Madrid sin desmayo, aunque quizá se antoja rebajar su intensidad. Hay que recordar que se van a celebrar cinco campeonatos mundiales en los que Madrid tiene una incidencia directa. Por eso, añade, sería muy importante que la oficina olímpica se mantuviera abierta y así, ante los ojos del mundo olímpico y en nuestro propio país, se conservaría la idea de que seguimos estando ahí En un principio todo indica que la oficina olímpica de Madrid seguirá abierta, aunque la dotación de personal se reducirá de una manera drástica para ser desempeñada, según las primeras estimaciones, por unas cuatro personas, manteniéndose la incógnita de Mayoral, quien resolverá en Se piensa en mantener la oficina olímpica abierta, si bien sería con un número limitado de empleados Los expedicionarios guardaron un minuto de silencio en Barajas por las víctimas del atentado de Londres unos días su futuro mano a mano con el alcalde. José María Odriozola, presidente de la Federación Española de Atletismo, también es partidario de seguir existiendo en el panorama olímpico. Lo hemos tenido muy cerca, ha habido un clima muy favorable y seguimos estando ahí La estrategia a seguir en el caso de otear el horizonte de 2016 pasa por una definición de los plazos. Si se eligiera el camino de apostar por esta nueva cita, habría que definirse antes de un año. Pero Lisassveztky sabe cómo confeccionar el guión si se tercia. Tenemos más del ochenta por ciento de las tareas acometidas. Podemos mantener un perfil olímpico bajo dando la sensación de que estamos ahí y tampoco pasa nada porque a última hora digamos que esperamos a 2020 Todas las fuentes consultadas durante el interminable vuelo de vuelta, convulsionado por el atentado de Londres, coinciden en que se ha conseguido lo más importante: Generar una ilusión no sólo en Madrid sino en toda España y no les podemos defraudar olvidándonos de ella porque todos hemos visto que lo podíamos haber conseguido De ahí que el alcalde, sobreponiéndose como puede del desgarro interior, advierta, mientras recuerda esos dos sangrantes votos que faltaron en la tercera votación, que ahora no nos podemos venir abajo cuando hemos casi tocado la gloria Otros candidatos La principal razón esgrimida para considerar inoportuna la candidatura de Madrid a 2016 guarda relación con Raúl, arriba, firma un autógrafo; abajo, Gallardón bromea con la azafatas del avión El ejemplo de Coe y el futuro de Mayoral La positiva experiencia de situar a un ex atleta plusmarquista olímpico como Sebastian Coe al frente de la candidatura de Londres se ha convertido en objeto de debate. ¿Llega a ser determinante? Las opiniones se suceden sobre todo desde un punto de partida unánimemente aceptado: no se hubiera hablado de Coe en caso de derrota. Incluso, cabe recordar que la nueva sede olímpica confió de entrada su suerte a una mujer hasta que procedió al relevo apenas hace año y medio. Para quienes se decantan por el factor desequilibrante de colocar a una figura de renombre internacional al frente de una candidatura olímpica, el ejemplo de Coe es altamente revelador. Todos hemos visto cómo Londres ha ido escalando posiciones en los últimos meses, justo cuando estaba él. No sabe hablar ni francés ni castellano, pero ha sabido penetrar donde le interesaba añade un componente de la expedición Madrid 2012. Es innegable, desde luego, que la exposición de Coe ante la Asamblea del COI fue muy convincente por su seguridad y contundencia y que por ello se le considera una pieza decisiva en la suerte olímpica de su país. En el bando contrario se sostiene que la suerte olímpica está muy por encima de quién sea el líder de la candidatura. Ya lo hemos visto con Blair; él sí que ha sido la persona desequilibrante Y abunda: Coe no fue capaz de que su candidatura mejorara el 7,25 de la comisión de evaluación, pero, sin embargo, se han llevado los Juegos por otro tipo de razones y una de ellas es la dirección del voto anglosajón; no le demos más vueltas En Madrid 2012 nadie cuestiona el excelente trabajo de Feliciano Mayoral, quizás el dirigente español más cualificado para una labor de estas características. Desde luego, cuando Samaranch le dijo a Gallardón que fichara a Mayoral para liderar el proyecto, bien sabía lo que elegía. Mayoral, por su parte, no conoce su destino. Tiene la intención de tomarse con urgencia un periodo de vacaciones, pero ha recibido la llamada del alcalde madrileño para mantener una reunión en los próximos días, en la que se decidirá tanto su futuro profesional como la línea olímpica a seguir.