Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
50 Sociedad PRIMEROS MATRIMONIOS ENTRE PERSONAS DEL MISMO SEXO MARTES 5 7 2005 ABC Banquetes de boda para los nuevos tiempos TEXTO: MARTA MOREIRA Gays del colectivo Lambda, ayer, junto a empresarios de hostelería M. PONCE VALENCIA. No existe forma más expeditiva de conquistar la progresía social que cuando estos cambios llevan adosadas jugosas oportunidades de negocio. Y si algún lector duda de este extremo, que sirva de ejemplo la Asociación de Salones de Banquetes y Empresas de Catering de Valencia. Como buenos profesionales del siglo XXI, este gremio de hosteleros inició hace cua- tro meses un estudio sobre los homosexuales para conocer sus preferencias y establecer así un protocolo de actuación para una ceremonia ancestral que, por fuerza, flexibilizará sus convenciones. Porque... ¿quién debe llegar primero a la ceremonia? ¿a quién le corresponderá sujetar amorosamente la mano de su cónyuge a la hora de cortar la tarta? Un negocio de 2.000 millones En cuestiones pecuniarias no cabe objeción de conciencia, sobre todo cuando una encuesta elaborada entre la Asociación de Banquetes y el colectivo Lambda de Gays, Lesbianas, Bisexuales y Transexuales concluye que el 76,9 del lobby rosa está dispuesto a casarse. Este dato- -algo rudimentario, ya que se ha extraído de una muestra de sólo 100 personas- -ha permitido a los hosteleros estimar en unos 2.000 millones de euros el volumen de negocio que supondrán los nuevos enlaces para el sector en los próximos diez años. El cálculo se ha basado en la suposición de que existen 1.750.000 gays y lesbianas en España. Estaríamos hablando de 400.000 enlaces potenciales, que los hosteleros han rebajado a 200.000, para ser más realistas Tomando una cifra estimativa de 12.000 euros de media por boda, cifra de nuevo recortada en un 20 por si acaso, el volumen de negocio asciende a 2.000 millones de euros. La primera convención a modificar se refiere al trato de los cónyuges en la ceremonia y el banquete. Los gays y lesbianas coinciden en la conveniencia de dispensar un trato igualitario a los dos miembros de la pareja, hasta el punto de aconsejar que dos camareros sirvan al mismo tiempo los platos de los novios, desterrando el atávico gesto de caballerosidad que manda atender siempre en primer lugar a la novia. Así que ni por edad, ni por apellido, ni en atención a los roles sexuales dentro de la pareja. Paradójicamente, apuntan desde la Federación Empresarial de Hostelería de Valencia, los homosexuales podrían impulsar el reciclaje de una ceremonia que también se estaría quedando anticuada para las parejas heterosexuales de hoy en día. También se introducirán cambios en la presentación de los tarjetones de boda. En lugar de estar firmados por las familias de los contrayentes, que son los que tradicionalmente convidan al envite, cederán el protagonismo a la pareja. Algo similar ocurrirá con la elección de los padrinos y la distribución de los comensales en el banquete, que dependerán de la relación de afinidad que tenga en cada caso la pareja con su familia En cualquier caso, los hosteleros reconocen que la elaboración de este protocolo se reduce a una serie de recomendaciones, por lo general anecdóticas, que siempre estarán sujetas a los gustos de cada pareja.