Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
66 Cultura SÁBADO 2 7 2005 ABC El Prado recrea el Salón de Reinos del Palacio del Buen Retiro, desaparecido en el siglo XVIII Supone un ensayo de su reconstrucción definitiva en el Museo del Ejército, que confirmó Zugaza b El Prado, que ayer inauguraba nuevo horario ampliado, cierra su temporada de exposiciones rindiendo homenaje a Felipe IV en el cuarto centenario de su nacimiento NATIVIDAD PULIDO MADRID. El Rey Planeta (así se conocía a Felipe IV por su asociación con el Sol, el cuarto planeta en la jerarquía de los astros) estaba muy ligado a este museo, pues su intensa labor como mecenas y coleccionista de arte contribuyó a que el Prado se halle hoy en la elite de los museos. Durante su largo reinado levantó, en un tiempo récord (tres años) uno de los complejos arquitectónicos más ambiciosos de la época, el Palacio del Buen Retiro, del que hoy sólo se conservan dos edificios: el Museo del Ejército y el Casón del Retiro. Dos hispanistas, Jonathan Brown y John Elliott, han estudiado a fondo los cuadros que decoraban el Palacio (unos 800) publicaron un libro con sus investigaciones y tuvieron la feliz idea de que algún día se reconstruyera en el Museo del Ejército aquel Salón de Reinos. La cesión al Prado del edificio que alberga este museo (con su consiguiente traslado al Alcázar de Toledo) lo hará posible en un futuro. Al menos, así lo aseguró el director del Prado, Miguel Zugaza: Esta exposición afianza y hace más prometedor el proyecto de la futura instalación del Salón de Reinos en el Museo del Ejército. No hay ninguna duda. Tras la muestra nadie pondrá en duda la vinculación del Prado con ese edificio Bajo el título El Palacio del Rey Planeta. Felipe IV y el Buen Retiro se abrirá al público el próximo día 6 esta interesante exposición, que cuenta con Andrés Úbeda como comisario y con Brown y Elliott como asesores científicos, así como con el patrocinio de la Comunidad de Madrid. Se han seleccionado 62 obras (la mayoría procede del Prado, aunque hay préstamos internacionales de cuadros de Velázquez, como La lección de equitación del príncipe Baltasar Carlos o El bufón Calavazas El montaje ha obligado a desalojar todos los cuadros de la galería central. res, exhortaciones de tropas, funerales de emperadores... Muchas de estas obras son inéditas, pues han permanecido ocultas en embajadas y despachos oficiales. Hay obras de artistas italianos como Domenichino, Viviano Codazzi, Domenico Gargiulo, Aniello Falcone, Giovanni Lanfranco, Nicolas Poussin y José Ribera, entre otros. El Conde- Duque de Olivares, figura clave en la construcción del Palacio, protagoniza la tercera sección, que preside su genial y famoso retrato a caballo, obra de Velázquez. Le acompañan cuatro de los seis bufones que el maestro pintó para el Palacio y que decoraron una de las estancias de la reina (los otros dos se perdieron) así como una pareja de obras de Ribera, de su serie Furias concretamente, Tizio e Ixión obras) que se ha recreado para la ocasión, aunque a menor escala. La sala circular que cierra la galería central exhibe ocho lienzos: cinco de Claudio de Lorena, dos de Jan Both y uno de Poussin. Este conjunto paisajístico se completa (fuera de la muestra) en la sala 2 del museo. Además, se han organizado actividades paralelas relacionadas con el teatro, una de las aficiones de Felipe IV. Tendrán lugar en las salas de la muestra lecturas dramatizadas de autores como Calderón y cuentacuentos sobre Los trabajos de Hércules Zugaza comparó lo que hizo Felipe IV en el Salón de Reinos (encargó a una Para príncipes y embajadores El eje central de la exposición lo conforma la recreación del Salón de Reinos del Palacio del Buen Retiro, lugar destinado a la recepción de príncipes y embajadores. No se habían visto juntos estos lienzos desde el siglo XVIII. Cinco retratos ecuestres de la familia real pintados por Velázquez coronan ambos extremos. En los laterales, se alternan grandes lienzos conmemorativos de los éxitos militares con diez obras de menor tamaño, correspondientes a la serie que Zurbarán dedicó a Hércules. Sin duda, el protagonismo de la sala queda reservado para La rendición de Breda de Velázquez. El resultado del conjunto es espléndido. Aunque la recreación no es absolutamente fidedigna, sí lo es la evocación de aquel histórico Salón. Sentados en primera fila durante la presentación se hallaban Jonathan Brown y John Elliott, verdaderos artífices de la gestación del proyecto. En declaraciones a ABC, ambos se mostratron emocionados al ver reunido el conjunto de pinturas del Salón de Reinos. Es una ilusión de hace años y una experiencia increíble afirma Brown. Para él, Jusepe Leonardo es el artista que más ha ganado con esta exposición Por su parte, Elliott ve el conjunto muy armonioso y cree que se enriquecen todos los artistas, incluido Velázquez Al ver el conjunto se ha dado cuenta de algo en lo que no había reparado antes: las pinturas de una pared evocan las victorias militares de los años 20; las de la otra pared, las de los años 30. La distribución tenía un sentido cronológico El Palacio contaba con una Galería de los paisajes (con más de cuarenta Sobre estas líneas, La rendición de Breda de Velázquez, una de las obras maestras del Salón de Reinos del Palacio del Buen Retiro Ciclos decorativos del Palacio La muestra ha quedado dividida en cinco secciones, correspondientes con los ciclos decorativos del Palacio del Buen Retiro. El recorrido arranca con una serie de panorámicas exteriores del Palacio. Destaca, especialmente, una fantástica Vista del Palacio del Buen Retiro de Jusepe Leonardo, artista que ha quedado restituido con esta exposición. A continuación, se muestra el Ciclo de Roma Antigua nunca expuesto como conjunto. Los cuadros incluidos en este apartado representan costumbres y tradiciones de la Roma clásica: luchas de gladiado- Arriba, recreación del antiguo Salón de Reinos del Palacio del Buen Retiro. A la derecha, detalle ampliado del frontal con los retratos ecuestres de Felipe IV, Isabel de Farnesio y Baltasar Carlos, pintados por Velázquez