Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 Nacional TRAS LAS ELECCIONES GALLEGAS EL FUTURO DEL PP MIÉRCOLES 29 6 2005 ABC DE VÁZQUEZ A ZEROLO erolo ha invitado a Paco Vázquez a dejar el PSOE. Si el alcalde no comparte la moral del nuevo socialismo- -ha dicho- lo mejor que puede hacer es retirarse y dejar pasar a otros compañeros más representativos de los nuevos movimientos sociales (gays, feministas radicales, profesionales de la antiglobalización, dueños de franquicias ecologistas... que han venido a sustituir el papel del proletariado, que era la vanguardia de la clase obrera en los tiempos en que había conciencia de clase. Zerolo comprende que Vázquez no entienda que la alternativa al sistema es en el fondo la misma que la izquierda propuso en la República y que, lógicamente, puede afectarle a él como católico: de CÉSAR los cementerios civiles se ALONSO DE ha pasado al matrimonio LOS RÍOS gay; de la supresión de los crucifijos en las escuelas a la prohibición de la enseñanza de la religión; del ideal sexual de los anarquistas a la liquidación de las instituciones... A falta de clase obrera, Zerolo es el Largo Caballero de los movimientos sociales alternativos, urbanísticos, ecologistas, laicistas, pacifistas, sexistas... El Lenin de hoy agita su espada flamígera a la puerta de Ferraz para impedir el paso de los Besteiro de hoy, a los flojeras, a los tibios, a los Paco Vázquez. Porque para Zerolo (y para Zapatero) el alcalde de La Coruña es un pequeño burgués abrumado por sus contradicciones morales y religiosas, que estaría mejor militando en el PP, ya que no tendría que violentarse cuando su partido le pide que vote la ley de los matrimonios de gays y lesbianas... Para Zerolo (y para Zapatero) Vázquez no está capacitado para comprender la defensa de las libertades que hay en el programa de este nuevo partido socialista, en la legalización del aborto en todas sus fases y en la separación que establece entre la sexualidad y la procreación, entre la paternidad y la procreación, entre la familia y la procreación. Porque, ¿qué tipo de moral- -se pregunta Zerolo- -podría esperarse de un católico practicante, del que se dice que habla diariamente con Dios, que está casado con una supernumeraria del Opus y que ha educado a sus hijos en colegios de la Obra? Pero no son sólo los principios relacionados con la religión y las buenas costumbres lo que separa al alcalde Vázquez de la nueva vanguardia socialista, sino también los dogmas nacionales. ¡Es un españolista! ¡Cree en la nación española! ¡Es un fundamentalista en la interpretación de la Constitución! ¡Entiende el socialismo como solidaridad y el Estado como garantía de esta! ¡No cree que los separatismos sean la única forma de asegurar la paz y la convivencia! Así que, en poco tiempo, el católico y el españolista alcalde de La Coruña ha dejado de ser un lujo del PSOE, la prueba de su pluralidad, para convertirse en piedra de escándalo. Que deje pasar a otros compañeros, dice Zerolo, el nuevo inquisidor, el que decide lo que está bien y lo que está mal, el que posee informes decisivos, este ojo orwelliano, este príncipe de la noche, este jefe de las tinieblas. Z Mariano Rajoy con Gustavo Alcalde y Domingo Buesa en una visita que realizó ayer a Zaragoza Rajoy estudia recuperar la figura de los vicesecretarios generales para fortalecer el partido Pide tiempo y tranquilidad ante el proceso de sucesión en el PP gallego disposición a estar al servicio del pueblo gallego y de acuerdo con sus deseos y determinaciones tras perder el gobierno CRISTINA DE LA HOZ MADRID. La potestad que otorgó el último congreso nacional del PP a Mariano Rajoy para que éste nombrara vicesecretarios generales cuando estimara conveniente y, también, en el número que quisiera, podría convertirse en una realidad a decir de destacados dirigentes del PP, que estudian la posibilidad de que el líder popular designe nuevos vicesecretarios para dar un impulso al partido a la vuelta de las vacaciones de verano después de la pérdida del gobierno gallego, según ha podido saber ABC. b Fraga reitera su Lejos de abordar una remodelación de la dirección nacional- -que vendría a ser la asunción de que algo ha fallado en el equipo que diseñó en la última cita congresual del partido- los cambios serían por adición. Este mecanismo le permitiría, además, echar mano de destacados dirigentes regionales del partido y hay ya quien pone hasta nombre a los posibles vicesecretarios, a saber, Francisco Camps, Esperanza Aguirre o Jaume Matas son los más citados por las distintas fuentes consultadas. Ceder poder territorial Con el horizonte de las elecciones locales y autonómicas del 2007, el PP no se puede permitir el lujo de ceder más poder territorial después de haber perdido el que ha sido uno de sus principales bastiones: Galicia. Entre los populares hay práctica unanimidad en que hay que dar un papel más importante a los presidentes autonómicos En todo caso, no todos ven con buenos ojos resucitar la figura de los vicesecretarios, entre otras cosas, porque podría generar agravios entre los no elegidos y legendaria es la adversión de Rajoy a las disputas internas. Además, aunque los vicesecretarios carecen de atribuciones ejecutivas, su significado es fundamentalmente político, ya que señala a los dirigentes que, junto al secretario general, conforman el núcleo de poder del partido. Así, al menos lo fue durante la época de José María Aznar. De hecho, la terna de candidatos a la sucesión coincidió con la de los tres vicesecetarios (el propio Rajoy además de Rodrigo Rato y Jaime Mayor Oreja) por lo