Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 25 6 2005 61 El Archivo General de Indias estrena Patronato y nuevas instalaciones tras cinco años de obras La familia Savall graba junta su primer disco, en el que tienden un puente entre Oriente y Occidente CRÍTICAS Soy independiente; no he militado nunca en partidos y no soy nada gremial. Eso no es fácil de asimilar a veces POLÉMICO INFORME Creo que me he equivocado en dar el informe, pero no por dar la información. Mi intención no era criticar COLECCIÓN El Museo Reina Sofía no es el MoMA ni el Pompidou, por mucho que queramos que así sea ¿Miguel Zugaza no lo ha pedido? -No, sólo para temporales. -Pero lo mismo que usted reclama a Sorolla, algo habrá reclamado el Prado, ¿no? -De momento nada. Sólo hemos hablado de las excepciones a la fecha de 1881. -Usted decía que se estaba incumpliendo el decreto... -Ahí puedo haber tenido un error que reconozco. Y es que no había leído en detalle el listado de excepciones. ¿Es otra leyenda urbana que el CARS podría llegar a formar parte del Prado? -Nunca se ha hablado de eso. Por otra parte, cuando se proponía la supresión de la palabra nacional, se pretendía simplificar el nombre del museo. Nos parece feísimo MNCARS. -Pero con la que está cayendo con el término nacional... -Tiene toda la razón. Cuando al Prado le pusieron el nombre nacional, a mí me dolió, porque para mí el Museo del Prado es el Museo del Prado. Era una cuestión casi estética. Pero el Reina Sofía es y será un museo nacional. Que esto crea alarma social, pues se pone nacional. Te da pena, porque parece estéticamente más bello. -Lo de centro de arte, sin embargo, no es negociable, ¿no? -No sé; yo preferiría que no lo fuera. Me parece más bonito sin ese nombre. ¿Hay nuevos nombramientos en el organigrama? -Paloma Esteban se hará cargo de la pintura desde finales de siglo hasta el año 40, incluido Picasso entero; Belén Galán, de la pintura del año 40 hasta 1979; María José Salazar, de dibujo y grabado. -La arquitectura, el diseño y las artes aplicadas se incorporan al museo. ¿Hay buena colección? -No suficiente. Está por hacer. -A la ministra parece no gustarle demasiado la ampliación de Jean Nouvel. -En su conjunto hay una valoración enorme por el arquitecto, por la aportación a la ciudad, la biblioteca es bellísima... Estamos encantados con la aportación en su conjunto, aunque faltan otras cosas que hay que acometer. Geneviève Laporte, junto a un retrato suyo dibujado por Picasso REUTERS Subastan veinte cartas de amor pintadas por Picasso Son dibujos a lápiz y bolígrafo que el artista regaló a la poetisa Geneviève Laporte b Hasta dos millones de euros podrían alcanzar estas obras el lunes en Artcurial. El pintor conoció a su destinataria en 1944, cuando ella tenía 17 años y él 63 JUAN PEDRO QUIÑONERO CORRESPONSAL PARÍS. Artcurial subastará el lunes en París 20 dibujos de Picasso, realizados entre el 23 de julio y el 2 de septiembre de 1951. Su propietaria y modelo, la poetisa Geneviève Laporte, los ha guardado desde entonces y los considera como cartas de amor cuya venta pública pudiera aportar entre 1.5 y 2 millones de euros. Picasso conoció a Geneviève en 1944, cuando ella tenía 17 años y él 63. Aquel primer encuentro tuvo su prolongación definitiva siete años más tarde, tras una estancia de ella en EE. UU. En el umbral de una nueva etapa estética, personal, incluso erótica, Picasso descubre una nueva mujer que se le entrega en todo el esplendor de su juventud virgen. El maestro le daba cita todos los miércoles. Y la invitó varias veces a Saint- Tropez. Cuando se conocieron, Geneviève salía de la adolescencia. Cuando él la posee, ella es una mujer espléndida, que Picasso dibuja con cariño. En un exceso verbal, Pierre Daix, uno de los mejores especialistas, llega a comparar las obras con los grandes retratos de Olga y Marie- Thérese. Bueno. Los retratos de Olga y Marie- Thérese son óleos de gran formato. Los retratos de Geneviève son dibujos a lápiz y bolígrafo. Cincuenta y cuatro años más tarde, Geneviève ha decidido desprenderse de esos dibujos íntimos, que se cotizan entre los 110.000 y los 180.000 euros. Es una serie casi velazqueña en la que Picasso se representa a sí mismo como el amorcillo de la mitología neoclásica. La pieza mayor de la venta quizá sea Odalisca Geneviève desnuda, sobre un lecho, contemplada a un metro de distancia por Picasso, que dibuja su rostro con los ojos velados, indefensa, ofreciéndose en todo su esplendor a la contemplación iluminada del Minotauro.