Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
98 Deportes ASCENSO A SEGUNDA DOMINGO 19 6 2005 ABC Decenas de heridos al enfrentarse los aficionados del Alcalá y Hércules La batalla campal, a puñetazo limpio, comenzó en el campo al término del encuentro y se trasladó posteriormente al exterior del estadio El Real Madrid B acaricia la categoría de plata EP MADRID. El Real Madrid B dio un paso de gigante para lograr su ascenso a la Segunda división después de imponerse al Conquense por 0- 2. El filial blanco sumó un importantísimo triunfo ante el Conquense (0- 2) para afrontar con garantías la vuelta en el estadio Santiago Bernabéu, gracias a los goles de Soldado nada más iniciarse el encuentro y de Jurado en el descuento del mismo. ASCENSO A TERCERA Disparos al aire y lluvia de piedras tras suspenderse el Melilla- Ceuta B EFE MELILLA. No solo la violencia se vivió en Alcalá de Henares. Melilla también fue el escenario de las barrabasadas de los hinchas. La Policía Nacional tuvo que efectuar varios disparos al aire con balas de fogueo para dispersar a aficionados radicales que lanzaban piedras y otros objetos, tras suspenderse el partido entre el Basto de Melilla y el Ceuta B, encuentro de vuelta de la eliminatoria de ascenso a Tercera. El choque se suspendió en el minuto 26 por el lanzamiento de objetos y escupitajos a los jugadores del Ceuta B por parte de varios aficionados, cuando el resultado ya era del 0- 2 favorable a los visitantes, lo que dejaba la eliminatoria muy clara para el Ceuta B (5- 3 en la ida) Una veintena de componentes de las Unidades Especiales de la Policía Nacional reforzaron la seguridad de los jugadores del equipo visitante, sobre todo cuando Nayim, entrenador del Ceuta, le comunicó al colegiado que su equipo no iba a seguir en el campo debido a que no se podía asegurar la integridad física. Luego, un aficionado accedió al vestuario y agredió al jugador Perita con un puñetazo en la cara. Fuera del vestuario, un grupo de aficionados lanzaron piedras desde el exterior del campo de la Espiguera y las Unidades Especiales de la Policía Nacional respondían con disparos al aire, con balas de fogueo. La expedición ceutí, tras tres intentos por subir al autobús, abandonó la instalación deportiva escoltada hasta la terminal por la Policía. Los jugadores del Ceuta B, ya en el aeropuerto, prestaron declaración sobre lo ocurrido y mostraron los partes médicos, además de precisar que un espectador mostró una navaja de grandes dimensiones. La Policía detiene a un aficionado en el exterior del estadio El Val ABC ALCALÁ DE HENARES. Fue una verdadera batalla campal que concluyó con varias decenas de heridos. Así terminó ayer el partido Alcalá- Hércules (1- 3) correspondiente a la fase de ascenso a Segunda división, disputado en el estadio El Val, donde se dieron cita 4.000 aficionados del equipo herculano y 3.500 del alcalaíno, con tan sólo 30 miembros de las fuerzas de seguridad, entre policías nacionales y locales. Ya antes del partido, varias bengalas y botes de humo retrasaron el pitido arbitral. Luego, el ambiente resultó muy tenso durante todo el encuentro. Una marea humana invadía el campo cada vez que se metía un gol. Los policías se veían incapaces de contener la avalancha, mientras los jugadores hacían continuos llamamientos a la calma. El portero visitante Butelle entregó al colegiado una piedra que le habían tirado desde uno de los fondos. FOTOS: DE SAN BERNARDO La Policía tuvo que intervenir para separar a las dos aficiones en el campo zos y golpes entre unos y otros. La Policía se empleó a fondo y, a duras penas, pudo reconducir la situación. Para entonces la mecha ya se había extendido al exterior del campo, donde terminó por explotar. Cientos de hinchas se vieron involucrados en una gran pelea a puñetazo limpio. El vandalismo dejó un rastro de lunas rotas, cristales esparcidos y al menos una docena de vehículos afectados. Hubo decenas de contusionados y tres heridos de mayor gravedad, entre ellos un policía nacional, que recibió un fuerte golpe en la cabeza. Dos hinchas del Alcalá fueron trasladados en ambulancia. Uno presentaba una herida en la pierna, en principio producida por algún tipo de arma blanca o punzón. Aunque al cierre de esta edición no se habían facilitado datos de detenidos, al menos un ultra fue conducido a dependencias policiales. Se da la circunstancia de que unos 4.000 hinchas del Hércules ocupaban casi la mitad de la entrada del campo. Botellas, palos, piedras, bengalas... La monumental bronca se formó cuando el colegiado señaló el final del encuentro. Una lluvia de botellas, mecheros, palos, piedras, bengalas y otros objetos contundentes hizo que los jugadores tuvieran que escapar a toda velocidad hacia los vestuarios, mientras el campo era tomado por aficionados de ambos equipos. Allí comenzaron las patadas y los puñeta-