Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 LUNES 13 6 2005 ABC Nacional El PP se volcará en Andalucía y Cataluña para intentar ganar las próximas elecciones generales Sectores del partido quieren incluir en el debate la política económica y social b La estrategia es independiente del resultado en las elecciones gallegas, y Rajoy tiene el propósito de no hacer cambios en la dirección aunque haya derrota en ellas CRISTINA DE LA HOZ MADRID. Que la vida no se acaba en los comicios autonómicos de Galicia del día 19 es algo que tienen muy asumido en el PP, independientemente del resultado que den las urnas en esa Comunidad. La idea de la dirección de la sede de la calle Génova es abordar de inmediato un objetivo a más largo plazo: las próximas elecciones generales, con la mente puesta también en la eventualidad de que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, disuelva las cámaras sin cumplir los cuatro años de legislatura. Si bien el CIS que se elaboró tras el debate del estado de la Nación cayó como un jarro de agua fría en las huestes populares (dado que los ciudadanos daban como claro ganador de la contienda al jefe del Ejecutivo) el último CIS sobre intención de voto insuflaba sus buenas dosis de optimismo al PP, al reducir la distancia entre ambos partidos a menos de cinco puntos. La reflexión que se hace en la sede nacional del PP se basa en la lógica objetiva de los datos. Ningún sondeo nos da nunca por debajo del 35 por ciento. Con ese suelo de voto es posible invertir posiciones entre los dos principales partidos argumenta un dirigente popular. ¿Pero de dónde sacar ese puñado de escaños que determinan el triunfo en unas elecciones generales? El líder del PP, Mariano Rajoy, parece tenerlo muy claro: de Andalucía y de Cataluña. ¿Por qué? Primero, porque las dos Comunidades representan casi un tercio de los diputados del Congreso (108 de una Cámara formada por 350) y segundo, porque respecto a las elecciones generales del año 2000 fue en estas zonas donde se perdió un buen porcentaje de representación, en parte por disminución de población (lo que llevó a que se redujera su número de parlamentarios) pero también de papeletas electorales con el anagrama del PP. La teoría de buena parte de los dirigentes populares es que esos votos todavía están ahí y se pueden recuperar El caso de Cataluña fue especialmente sangrante para el PP en las elecciones generales del 14- M. Los 15 diputados que tuvo en la anterior legislatura se han visto reducidos a seis, sin representantes, además, de Lérida ni de Ge- Populares e IU temen un adelanto electoral Dos formaciones políticas tan opuestas como PP e IU coinciden en que esta legislatura no apurará sus cuatro años y que Zapatero puede verse tentado a dar el golpe de efecto de adelantar los comicios para prescindir de la hipoteca de ERC. No deja de ser curioso que la reflexión de buena parte de los dirigentes de ambas formaciones políticas sea prácticamente calcada. Si ERC se dedica a tensar mucho la cuerda, a Zapatero le resultaría fácil en un momento dado alegar que se ve abocado a la consulta electoral y reclamar de los ciudadanos una mayoría absoluta que le libere de los independentistas catalanes explican. Una convocatoria sorpresa no vendria bien ni a populares ni a IU. A los primeros, por falta de tiempo para desarrollar la estrategia antes enunciada; a los segundos, porque temen verse absorbidos por los socialistas. rona. Por esa razón el entorno de Rajoy tiene prevista una ofensiva catalana que llevará al líder popular a recorrer no sólo las capitales de provincia, sino también muchas localidades medianas y pequeñas. En Andalucía también perdieron nueve parlamentarios, aunque en este caso es cierto que muchas provincias vieron disminuir su número de diputados. Libertad de Piqué Esta estrategia ha tenido la virtualidad de convertir a Josep Piqué y a Javier Arenas, líderes regionales del partido en Cataluña y Andalucía, respectivamente, en dos de los eslabones más importantes de la nueva etapa. No se trata, afirman las distintas fuentes consultadas, de que pretendamos conseguir el gobierno autonómico de estas Comunidades, sino de arañar cuantos más diputados mejor para la próxima consulta de las generales Esta quizá sea la respuesta a la libertad con que se mueve Piqué en la toma de decisiones, no siempre bien comprendidas por destacados dirigentes populares, pero que suelen contar con la aquiescencia de Rajoy, que lo incorporó a la reunión de maitines elevándolo a la categoría de peso pesado del partido. Establecida la estrategia territorial, hay que determinar la de los conteni- dos. Rajoy lleva semanas intentando hacer pedagogía con cuestiones como la política antiterrorista o el modelo de Estado, a veces incomprendidas por una sociedad que prefiere el aliento de una salida a la violencia que lleva viviendo España desde hace treinta Los portavoces autonómicos del PP se reunirán para fijar los límites de las reformas de los Estatutos EP MADRID. El PP va a reunir en Madrid, el próximo viernes, a todos sus portavoces en los Parlamentos autonómicos para explicarles los límites y estrategia del partido ante las reformas estatutarias y del sistema de financiación que se han puesto en marcha. Dicha reunión está promovida por el área de política autonómica de la organización, que dirige Soraya Sáenz de Santamaría. Sin embargo, este encuentro tiene una especial trascendencia, dado que se produce después de que el presidente del partido, Mariano Rajoy, aprovechara una reciente Junta Directiva Nacional para marcar su doctrina básica ante el proceso reformista. Rajoy ya avisó de que no apoyará en ningún caso un texto estatutario que pretenda limitar la legislación bá- sica del Estado, ni que utilice la vía del artículo 150.2 de la Constitución para asumir competencias exclusivas del Estado, puesto que no ve necesario impulsar un nuevo proceso de traspaso de competencias, salvo en casos muy justificados Tampoco dará su visto bueno, avanzó, a los proyectos que aboguen por modificar leyes orgánicas del Estado. Igualdad y solidaridad Así, en la reunión del viernes se repasarán los límites ya marcados por el presidente del PP y se recordará, además, que el principal partido de la oposición no dará su visto bueno a propuestas que sobrepasen el límite constitucional o que no respeten los principios de igualdad y solidaridad entre españoles. Se analizarán, al tiempo, las singularidades concretas que pueda pre- sentar cada comunidad autónoma y se apostará en este y otros aspectos por seguir el modelo valenciano y aceptar únicamente que queden registrados los derechos y deberes vinculados directamente a una administración autonómica determinada. Además de en materia estatutaria, los populares quieren tener una posición conjunta para enfrentarse a la reforma del sistema de financiación autonómica vigente, por lo que se ha constituido un grupo de trabajo que integran los consejeros de Presidencia y de Hacienda autonómicos. La presentación oficial de una propuesta de financiación por parte del presidente balear Jaume Matas levantó polémica en el PP, especialmente después de las críticas que se habían lanzando contra el gobierno de Cataluña por presentar un modelo fuera del Consejo de Política Fiscal.