Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
98 JUEVES 9 6 2005 ABC Deportes España se ahoga en su impotencia y Marchena tira un salvavidas Marcó in extremis y evitó el triunfo de una Bosnia que acabó con nueve ENRIQUE ORTEGO VALENCIA. A la heroica. Después de un interminable ejercicio de impotencia futbolística, pero también de una demostración elogiable de acoso y derribo a un rival, de insistencia y confianza en que el gol podía terminar llegando. Así arrancó España anoche un punto a Bosnia en el último suspiro después de haber lanzado veinticinco córners y efectuar una treintena de remates a puerta. En unos minutos de prolongación eternos, -hasta siete añadió el árbitro- -en los que Casillas se incorporó al remate como un delantero más, Marchena acertó con un balón perdido para, por fin, encontrar un hueco en la numantina selección bosnia. que acabó con nueve jugadores por sendas expulsiones en los últimos minutos. A falta de remate, de ideas, de juego, de precisión, de personalidad futbolística, la selección se apuntó a la épica para salvar un partido que tenía perdido y arreglar en parte su futuro. Ese tanto de Marchena permite seguir dependiendo a los de Luis de ellos mismos, aunque en el nuevo curso se deberían solucionar muchas de las carencias que tiene este equipo para ser medianamente competitivo. Fue ponerse el balón en juego y surgirle el primer problema a la selección- -luego perdería a Puyol y Torres por sendos esguinces de tobillo- Bosnia retrocedía en el tiempo futbolístico y se presentaba con tres descarados marcajes al hombre. Que los centrales, Bajramovic y Vidic, se encargaran de Torres y Raúl, respectivamente, con el ve- ESPAÑA BOSNIA 1 1 España (4- 2- 4) Casillas; Míchel Salgado, Puyol (Juanito, m. 8) Marchena, Antonio López (Xabi Alonso, m. 62) Albelda, Xavi; Joaquín, Raúl, Torres (Luque, m. 35) y Vicente. Bosnia (5- 4- 1) Tolja; Spahic, Bajic, Barbarez, Vidic (Milenkovic, m. 76) Music; Grlic, Bajramovic, Misimovic (Halilovic, m. 65) Grujic (Damjanovic, m. 74) y Beslija. Árbitro Bennet (Ing. Amarilla a Spahic, Music, Damianovic, Grlic, Bajic y Albelda. Dos, y por tanto roja, a Haliloviv (m. 87) y Beslija (m. 95) Goles 0- 1. m. 38: Misimovic. 1- 1, m. 90: Marchena. terano capitán Barbarez por detrás como líbero a la antigua podría entrar dentro de la lógica. Pero lo que destrozó al equipo español fue el marcaje individual por todo el campo de Grujic a Xavi. Allá donde iba el azulgrana, allá iba el bosnio. Anulado Xavi, anulada España La trampa estaba servida. Sliskovic quería anular al cerebro de Luis y después jugar diez contra diez. A España ni siquiera se le llegó a encender la luz, que diría el seleccionador. El equipo quedó descolocado desde el arranque y eso que Joaquín y Vicente comenzaron con ganas y desbordando a los dos marcadores. No supo la selección superar el trance. Con Xavi fuera de la órbita de la organización del juego, el equipo tenía que circular el balón en defen- sa. Muy lejos del área rival. Su juego era previsible. Gilipases en corto y en horizontal, sin nadie capaz de meter uno interior o hacer un cambio de orientación a la espalda de una defensa de cinco, que normalmente tiene en los flancos sus puntos débiles. Tampoco tenía llegada desde la segunda línea ni nadie capaz de rematar desde lejos como alternativa ofensiva. Ocasiones hubo, antes y después del descanso, pero con la falta de precisión acostumbrada. Las más claras quizás un cabezazo de Torres al larguero (m. 25) después de tener un mano a mano con el portero tres minutos antes y una de Luque en el asedio final que sacó Tolja con los pies. Bosnia demostró, a pesar de sus ausencias, ser bastante mejor que Lituania. Jugó con cierta coherencia la primera parte, sobre todo cuando el balón pasaba por los pies de Misimovic, un jugador a tener en cuenta. Y él fue quien aprovechó un cante total de la defensa española para, incluso, adelantar a los suyos en el marcador. Fue un error tremendo de Marchena en un despeje, rechace al que no llega Albelda y el 10 bosnio que regatea a Casillas y marca. Arreó España a partir de entonces. Con la maldita ansiedad a cuestas, con balones bombeados, pero con más tensión y agresividad. La segunda parte fue una ofensiva total desde su comienzo, pero la selección volvía a cometer los pecados ya endémicos. Luis repitió la operación del sábado con media hora por delante. Quitó a un lateral y metió a Xabi Alonso para intentar dar una alternativa a la salida de la jugada y atrás se colocó con defensa de tres, que terminaron siendo dos porque Juanito acabó de delantero centro. El dominio pasó a ser tan agobiante como impreciso y los minutos pasaron a una velocidad que terminó por descomponer más a los españoles, atenazados por su impotencia. Hasta que Marchena lo arregló con ese tanto postrero. ASI JUGÓ ESPAÑA CASILLAS: bien. SALGADO: bien. PUYOL: sin calificar. MARCHENA: regular. ANTONIO LÓPEZ: regular. ALBELDA: mal. XAVI: mal. JOAQUÍN: regular. RAÚL: mal. TORRES: mal. VICENTE: regular. JUANITO: regular. LUQUE: mal. XABI ALONSO: regular. EL TÉCNICO: LUIS ARAGONÉS: regular. Tardó mucho en intentar, al menos, solucionar el problema de la canalización del juego al estar Xavi desaparecido. Xabi Alonso debió entrar antes, aunque los dos cambios realizados pudieron motivar que no lo hiciera antes. LO MEJOR: el corazón y la entrega que le echó el equipo en su búsqueda del gol hasta el último segundo. El oportunismo de Marchena. LO PEOR: la ansiedad, la falta de acierto ante el gol, la precipitación, la ofuscación. No se pueden crear diez ocasiones y no marcar ninguna. Luis: No me gustó el desorden ni la ansiedad JULIÁN ÁVILA VALENCIA. A Luis Aragonés no le gustó el partido de España, pese a la entrega de los jugadores y al empate sobre la bocina. Denunció la ansiedad ante el gol de los delanteros- -Raúl y Torres siguen negados con la camiseta nacional- -y el desmadre del equipo cuando se vio por detrás en el marcador: Debemos tener más tranquilidad con el gol y el equipo ha estado bastante desordenado por el afán de lograr el tanto del empate. Por esa idea de intentar estar más cerca del área, el equipo se ha partido. Por la banda derecha hemos llegado bastante, pero por la izquierda seguimos siendo blandos También se quejó el seleccionador del error en el gol bosnio, de las lesiones y de la suerte del rival. No era para menos. España empezó el duelo con el pie izquierdo. El poder de maniobra de Aragonés quedó mermado cuando a los ocho minutos Puyol tuvo que abandonar el campo por culpa de una lesión. Se torció el tobillo izquierdo- -esguince serio- -en una acción desafortunada y el gladiador ya no pudo tragarse el dolor. Primer contratiempo. Esguinces de Puyol y Torres Tampoco ayudaba mucho el desacierto de los delanteros. La noche venía torcida. Torres se estrelló contra el larguero y contra la correosa defensa rival hasta que dijo basta. Su pie izquierdo tampoco aguantó la pelea- -otro esguince de caballo- Cambio y segundo contratiempo para Luis cuando sólo se habían consumido 35 minutos. Luque, el salvador frente a Lituania, tomó el relevo sin apenas realizar unos ejercicios fuertes de calentamiento. Parecía que la selección había consu- mido el mal fario. No, había más. Marchena despejó incomprensiblemente un balón sin peligro al centro y facilitó el contragolpe y el tanto de Bosnia. Misimovic rompió la racha de imbatibilidad de Casillas en 685 minutos y puso el partido boca abajo. Tercer y más serio revés antes del descanso. La segunda parte no mitigó la ansiedad. La acrecentó hasta que Marchena logró el empate. Hemos empezado bastante bien, con ocasiones de gol, pero entre las lesiones y el gol por un error nuestro les hemos permitido que se defiendan bien. No me gustó la precipitación en las cinco o seis ocasiones sentenció Luis. Para Marchena, el equipo se dejó la piel y cuando eso pasa, chapeau Ya tendremos tiempo para hacerlo mejor. Cuando marqué sólo pensé en sacar rápido para marcar otro