Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 JUEVES 9 6 2005 ABC Internacional Mesa dice que Bolivia estará al borde de la guerra civil si le sucede el jefe del Senado El líder indígena Evo Morales rechaza también a Hormando Vaca y le acusa de incendiar el país b El Congreso se reúne hoy en Sucre pese a la amenaza de indígenas, campesinos y mineros, que marchan sobre la ciudad para reventar la sesión parlamentaria CARMEN DE CARLOS ENVIADA ESPECIAL LA PAZ. Te lo pido no por mí, por el país... Me quedan horas como presidente e intento evitar un derramamiento de sangre Desgarrador, con la fuerza que no tuvo para gobernar, Carlos Mesa imploró al presidente del Senado, Hormando Vaca Diez, que renuncie a sucederle en la presidencia o habrá una guerra civil La crónica de un suicidio colectivo está a punto de escribirse. Los partidos tradicionales, con el MIR (Movimiento de la Izquierda Revolucionaria) del ex presidente Jaime Paz Zamora a la cabeza, desoyeron el grito de la calle, la voz de la Iglesia y las amenazas de los movimientos sociales que mantienen paralizado el país desde hace casi un mes. Con el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR) del derrocado Gonzalo Sánchez de Lozada, y el respaldo implícito de Nueva Fuerza Republicana (NFR) de Wanfred Reyes Villa, la mayor parte de la vieja clase política apoyará hoy la designación de Vaca Diez a la presidencia, tras aceptar la renuncia de Mesa. Sólo un cambio de postura de última hora por parte del titular de la Cámara Alta podrá evitar, como advirtió el aún presidente, que se produzca una explosión de dimensiones descomunales. Es una exhortación ante un país que está al borde de una guerra civil insistió. Es tiempo de no seguir apostando a la locura y buena hora de tener el gesto de renunciar al mandato de sucesión constitucional sentenció Mesa la noche del martes. El presidente dimisionario Carlos Mesa saluda a su llegada a la sede del Gobierno boliviano ayer en La Paz Los bloqueos van a seguir Pero las actitudes mezquinas e irresponsables que denunció el hombre que no fue capaz, en sus más de dos años de gestión, de enderezar los renglones torcidos de una Bolivia convulsionada, racista y con enormes desigualdades, parecían imponerse ayer sin importar el precio. También lo advirtió el MAS (Movimiento al Socialismo) del diputado y líder indígena Evo Morales, al reiterar que, junto a las huestes que le siguen, hará lo imposible para evitar ver a Vaca con la banda presidencial sobre su pecho. La convulsión social y los bloqueos van a seguir por su culpa previno: Va a paralizar Bolivia. El país se va a incendiar Morales, en parte responsable EFE Ni pan, ni agua, ni gasolina C. de C. LA PAZ. A medida que transcurren las horas, la situación de La Paz y de la localidad periférica de El Alto resulta insostenible para la población. Es extremadamente difícil encontrar un comercio abierto y cuando se descubre uno, los precios de los productos de primera necesidad que aún están a la venta tie- nen triplicados sus precios. No hay pan, en algunos barrios tampoco agua, y en la mayoría no se encuentra carne o verduras. La preocupación va más allá de la comida. El alcalde de El Alto, José Luis Paredes, lanzó, junto con Carlos Mesa, un mensaje desesperado a los piquetes para que cesaran las movilizaciones que mantienen ahogada a la población y amenazan con colapsar, por falta de gas, a hospitales e industrias. En tono de súplica, Paredes pidió que abrieran las válvulas cerradas de una planta distribuidora en El Alto y dejaran que en la de Senkat, principal distribuidora de combustible, se permitiera el acceso a los vecinos. de la situación caótica del país, calificó la conducta de Hormando Vaca Diez de terca y soberbia porque no quiere renunciar a sus intereses personales Con dinamita En este escenario, advirtió que columnas de campesinos de Potosí se dirigían a Sucre, donde está convocada hoy la sesión parlamentaria y mineros de La Paz, pertrechados con dinamita, apuntarían el mismo destino. En igual línea de ese discurso se manifestó Germán Choquehuanca, diputado del Movimiento Pachakuti, aunque añadió: Quieren dar un golpe de Estado blanco. Si Vaca Diez no quiere tener conductas democráticas, que Carlos Mesa