Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
58 Sociedad DOMINGO 29 5 2005 ABC José Manuel Vilabella, Carmen Casas, Carlos Maribona, Máximo Fernández y Gonzalo Sol, en un momento del congreso Gijón ha sido el escenario del primer congreso nacional de críticos gastronómicos, en el que medio centenar de profesionales han debatido sobre sus problemas y sus retos en un momento en que la sociedad española cada vez demanda más este tipo de información La crítica gastronómica se examina TEXTO: CARLOS MARIBONA FOTO: PEDRO TIMÓN Considerar la crítica como parte de un concepto más amplio, el periodismo gastronómico; mejorar la formación y especialización de los profesionales; incluir en las secciones de Gastronomía aspectos relacionados con la alimentación y la nutrición, e incorporar el código de ética periodística a la actividad del sector fueron las principales conclusiones del primer congreso nacional de críticos gastronómicos, celebrado en Gijón esta semana. Allí estaban, sin excepciones, los más destacados profesionales de toda España, alrededor de medio centenar, responsables de la información gastronómica en los medios de mayor difusión. Todos reunidos durante dos días en el espléndido marco del palacio Figaredo para debatir y reflexionar sobre la situación actual de la crítica española, sus problemas y sus retos en un momento en que la sociedad demanda cada vez más este tipo de informaciones. El congreso, organizado por la empresa Fenicia con la colaboración del Ayuntamiento de Gijón y del Gobierno del Principado de Asturias, permitió además un acercamiento a la cocina asturiana actual, que vive tiempos de esplendor, sin nada que envidiar a la de las dos regiones tradicionalmente punteras en España: Cataluña y el País Vasco. Para demostrarlo, treinta cocineros de la región ofrecieron menús degustación de un altísimo nivel. Allí estaban nombres ya reconocidos como Pedro Morán y su hijo Marcos (Casa Gerardo) Javier Loya (Balneario de Salinas) Nacho Manzano (Casa Marcial) Pedro Martino (L Alezna) Gonzalo Pañeda (La Solana) Luis Alberto Martínez Abascal (Casa Fermín) José Antonio Campoviejo (El Corral del Indiano) Amado Alonso (La Venta del Jamón) o Alejandro Urrutia (Paladares) También nombres emergentes como Juan Rivero (Tataguyo) Koldo Miranda (Koldo Miranda) y el pastelero Miguel Sierra (Palermo) Y como la cocina asturiana conjuga perfectamente tradición y modernidad, cocineros tradicionales como Juan Carlos Menéndez (Sport) Manuel Méndez (La Zamorana) Héctor Vidal (La Pondala) o Ángela Pérez (Casa Emburria) Entre todos ofrecieron un amplio muestrario de la actual cocina regional, desde platos de siempre como la fabada y su hermano el pote de berzas, la empanada de merluza o la longaniza de Avilés hasta creaciones sofisticadas, como los berberechos con gelatina de tomate y huevas de trucha o el jugo de garbanzos con calamar. Ya en la inauguración, la alcaldesa de Gijón, Paz Fernández Felgueroso, resaltó la importancia de la gastronomía como atractivo turístico de su ciu- dad y de la región. Y en las conclusiones finales de los críticos figura un reconocimiento a la calidad y nivel de la cocina y los cocineros asturianos Programas de cocina En las cuatro mesas redondas celebradas surgieron temas muy variados: la situación, la influencia y la credibilidad de las guías de restaurantes; la ausencia de periodismo gastronómico en la televisión, sustituido por programas de cocina a cargo de chefs mediáticos más preocupados por el espectáculo que por cualquier otra cosa; el riesgo de que estos mismos cocineros invadan el lugar de los profesionales; la necesidad de que los medios sean conscientes de que hay que dedicar más espacio- -y de más calidad- -a la gastronomía; la importancia de que el periodista especializado no sea sólo un crítico de restaurantes sino un divulgador del hecho gastronómico; la obligación de que todos los profesionales respeten las normas éticas para evitar una imagen deformada del sector... Finalmente se constituyó un grupo promotor que elaborará un proyecto de organización para los periodistas gastronómicos. Este grupo está formado por el presidente de la Academia Española de Gastronomía y los críticos de los periódicos ABC, El Mundo y El País. Coincidiendo con el congreso se celebró la I Muestra de los Grandes Vinos, en la que participaron 29 de las más importantes bodegas nacionales. Los asistentes reconocieron en sus conclusiones la calidad y nivel de la cocina y los cocineros asturianos